Mi Idafe particular

Tartamudas
Por Åalbert Hükullø-Splotto.

Me están cayendo ahora mismo gotas de tu leche a las bragas”. Esta es, si ustedes se fijan, una oración sumamente interesante para el análisis sintáctico. Me la dirigió mi eventual compañera de trabajo Ana H. en un avión que nos transportaba sobre el Atlántico, de regreso a la Península. Apenas llevábamos diez minutos de vuelo cuando sus labios la desgranaron en un susurro cerca de mi oído; tenía su mano agarrada a la mía y apoyaba sobre mi hombro una mejilla que no podía ver pero en la que intuí cierto rubor. La frase me pareció, además de una hermosa declaración de amante entregada, francamente mejorable en lo tocante a su construcción, sobre todo proviniendo de una experta en estas cuestiones: probablemente la ubicación final del sujeto la hubiese dotado de mayor claridad expositiva. No sé qué opinan ustedes.

Ana se ganaba la vida con la lengua. La conocí en Canarias hace unos años, durante el desarrollo de un estudio sufragado con dinero oficial en el que participé gracias a los contactos de mi hermano Carles, que consiguió proporcionarme un trabajo muy bien remunerado y al aire libre. “Actitudes y estereotipos referidos a las relaciones interinsulares en la Comunidad Autónoma Canaria”, aún recuerdo el título del informe final que presentamos al Cabildo tras un par de semanas de trabajo en las que no llegamos a reunirnos con aquellas autoridades más que para consensuar ese título y fumarnos un puro. Yo participé como psicólogo, Ana como especialista en antropología lingüística, y el resto del equipo lo componían historiadores, geógrafos, sociólogos, etnógrafos y un señor bajito, de quien aún hoy desconozco en calidad de qué contribuyó a la investigación, porque solo supe de él que se apellidaba Cifuentes y era por lo general el encargado de organizar las excursiones a la playa y las juergas nocturnas; también de anotar cualquier ocurrencia que, entre baños y copas, pudiese tener alguno de los investigadores para plasmarla en el informe. La portada quedó muy bonita.

Ana me interesó desde el principio. Es cierto que me gustaron sus tetas, pero también que la antropología siempre me fascinó y que, en un tiempo en el que yo aún estaba muy interesado en los entresijos del idioma castellano, me resultaba gratificante cambiar impresiones con una autoridad en este tipo de cuestiones. Tinerfeña de nacimiento y vecina de Madrid, convivía desde la más tierna infancia con la disfemia tónico-clónica, sintagma este que sorprendentemente no nombra fenómeno new age alguno, sino sencillamente un trastorno crónico del habla. Ana era, sí, una lingüista tartamuda. Lejos de arrastrar complejo alguno por ello, había conseguido convertir sus dificultades de expresión en una seña de identidad que, en sus propias y tan a menudo interminables palabras, reforzaron su carácter y su autoestima. En una mañana de trabajo en la playa, tumbados sobre las hamacas, Cifuentes la interrumpió para dirigirse a ella con cierta sorna que pretendía ser simpática: “Señorita, se encasquilla usted mucho eh”. Fue la única vez que escuché a Ana pronunciar una frase de un tirón, sin un solo titubeo: “Pues mire, ahora me cago en su santa madre de usted y no me encasquillo”. Aquella asombrosa seguridad en sí misma, lógicamente, también me interesó como profesional. Se enredaba muy especialmente en las sílabas que comenzaban con las letras ele y efe, y aunque es cierto que con frecuencia aquellos “lelelele” invitaban a arrancarse a las palmas por bulerías para acompañarla, no lo es menos que sus dificultades despertaron en mí un sentimiento hacia ella cercano a la ternura que me resultó grato.

Acabada y cobrada la sesuda investigación, ambos decidimos disfrutar juntos de unos días de asueto recorriendo las islas más occidentales del archipiélago, viaje para el que nos fueron muy útiles los desinteresados consejos de Cifuentes acerca de alojamientos, suministros y medios de locomoción. Durante aquellos días soleados, Ana y yo discutimos largo y tendido -sobre todo lalalalargo- acerca de los muchos asuntos en los que teníamos interés común. Cuando me dirigió aquella frase en el avión, habían pasado dos semanas desde que conseguí follármela por primera vez en una habitación del pequeño hotel Cifuentes Spa&Resort, en la hermosa localidad palmera de Garafía. Uso la expresión “follármela” porque creo que es la más apropiada al tono de sus propias palabras, asumiendo su innegable machismo implícito y preguntándome de paso, no puedo evitarlo porque estas cuestiones me apasionan, si tal significación añadida proviene del reflexivo o bien del pronombre que le sigue, aunque lo más probable es que sea la suma de ambos lo que confiere a la palabra esa peculiaridad. O quizás no. Me pregunto qué hubiese dicho Ana si yo hubiese escrito que conseguí follarla y llego a la conclusión de que la sustracción del reflexivo elimina la carga de romanticismo, un tanto animal, eso sí, que ella prefería para nuestra recién nacida vida sexual conjunta.

Dejo la especulación acerca de la naturaleza del verbo en sí para otra ocasión, porque quiero estirar esta cuestión de los reflexivos y los pronombres, que sin duda tiene aún algún aspecto interesante que apuntar. Todavía en La Palma, nos aprovisionamos en los Ultramarinos Cifuentes de Tazacorte de viandas suficientes con vistas a realizar una excursión al Parque Nacional de la Caldera de Taburiente. Embriagados ambos por la maravillosa afirmación de la naturaleza en aquel lugar, recorrimos los caminos casi en soledad, sin dejar de tocarnos y besarnos a cada instante. Cuando empezaba a desnudarla, desde un claro del bosque, Ana me señaló hacia el norte, en dirección al imponente Roque Idafe, un peñasco de casi perfecta forma fálica que el tiempo había tallado en el centro de la Caldera, como si hubiese pretendido dotar a aquel asombroso agujero de un eterno centinela. Los indígenas auaritas, antiguos pobladores de la isla, consideraban que la roca era un dios que sostenía el cielo, la adoraban y dejaban a sus pies ofrendas para contentarle y evitar que la piedra y con ella el cielo se derrumbase sobre sus popopoblados, me contó Ana sin dejar de observarlo, con su mano derecha firmemente asida a mi propio e impaciente falo.

Tras más besos y caricias que, en lo que a mí respecta, dediqué en buena parte a sus más que opulentos senos, le pedí que se arrodillara, acerqué mi boca a su oído y le dirigí una palabra que se presta a abundar en nuevas interpretaciones de los sugeridos matices lingüísticos: cómemela. Creo que si en aquella ocasión me decanté por el pronombre de primera persona fue sencillamente por una especie de cortesía asimilada a la situación. Quiero decir que tal vez emplear la segunda persona –cómetela– con una mujer a la que prácticamente acabas de conocer, supone una incorrección política de primer orden, dado que el uso del me implica sin duda una mayor proximidad afectiva de la interpelada con el varón objeto de sus halagos, cosa que ellas sin excepción parecen preferir. Ana lo hizo, y además de maravilla, sin tartamudeo alguno y con más impudicia y vehemencia de lo que pude imaginar -y puedo mucho- cuando, a tenor de su apariencia un tanto timorata, la conocí la mañana en que nos presentaron en el Restaurante-Bar Cifuentes de Santa Cruz de La Palma. Ella no dejó de mirar ni un solo instante el Roque –iguida iguan idafe?-, hipnotizada por su magnética presencia mientras su lengua jugaba conmigo; súbitamente, sintiéndose tal vez como la doncella guanche elegida por su pueblo como ofrenda para complacer a su iracunda divinidad –que guerte iguan taro-, apartó su mirada de la roca, buscó mis ojos y me dijo: “quiero que me fofofofofo”. La ansiedad me impidió dejarla terminar. Lo hice con la furia de un dios menor, enredando suavemente los dedos en su cabello para hacerle saber que Idafe estaba complacido y por esta vez solo se derrumbaría en las entrañas de la muchacha, dejando su pueblo a salvo.

De La Palma saltamos a El Hierro, la inexplicable isla de la media luna y el lagarto de Salmor, de las playas de arena roja como la sangre, el cielo interminable y los bosques de sabinas arqueadas por el viento del tiempo. Recorrimos la isla durante dos días, usando los taxis y guaguas de Transportes Cifuentes. Siempre me interesaron los confines, los umbrales y los límites. Nadie debería dejar de intentar encontrar en El Hierro alguna verdad elemental. Yo la he buscado varias veces en la punta de Orchilla, el faro del fin del mundo, el lugar considerado durante tantos siglos como el extremo de la tierra conocida. Allí siempre sopla el viento y Ana se abrazó a mí buscando calor. Hallamos refugio en una oquedad entre rocas, al pie del faro. Era el final del viaje, desde allí regresaríamos a Madrid. Ana intuyó, a los pies de aquella torre marítima imponente, que entonces era yo quien estaba ante su dios. “Lo he papapasado mmumuuy bien”, me dijo acariciándome el pecho con todo el amor que cabía en su boca. Siguió hablándome, tocándome y besándome hasta que consiguió erigir mi particular faro del fin del mundo. Me acarició el rostro, me abrió la camisa y desabrochó mis pantalones con sus delicados dedos de rojísimas uñas; cuando estaba a punto de encaramarme sobre su cuerpo mineral, me retuvo tomando mi rostro entre sus manos, regalándome la mirada más dulce que nadie me dirigió jamás: “¿quieres darme por el cucucucu?”, me ofreció mientras sus dedos mimaban mis labios.

También en esta ocasión dejé inconclusa su frase. Yo mismo giré su cuerpo, aparté su ropa y acabé de colocar sus caderas para buscarle una postura cómoda sobre la roca. Bajo uno de sus blancos muslos, vi una leyenda grabada a punta de buril en la piedra, ya borrosa pero perfectamente legible: “Cifuentes estuvo aquí”. No me distraje de mi empresa. Frente al viejo, desconocido y tenebroso Atlántico de ignotos monstruos e inexploradas rutas hacia las Indias, me eché sobre su espalda y lamí despacio sus hombros y su nuca mientras ella se separaba las nalgas. Sentí que me había enamorado al tiempo que me preguntaba a mí mismo por qué aquella ofrenda, en aquel lugar y en aquel momento, me había cautivado tanto como para desear quedarme siempre en ese hueco entre rocas, sospechando al mismo tiempo que Ana, mujer, antropóloga, disfémica y lingüista, conocía la respuesta.

172 comentarios

  • Había entrado para comentarles que el cine checo, así, a bulto, es cojonudo desde los cincuenta. Creo. Pero ya no recuerdo bien si era eso lo que iba a dedecir.

  • Memecachis, ¡el Albert! Esta cinta ya la había oído yo. Mumucho cachondeo con la antropolingüística y la antropopolingüística es fundamental. A lo que vamos, en efefecto: el reflexivo de «follármela» es un dativo ético, un refuerzo pronominal enfático, ponderativo, expresivo, coloquial y afectivo que subraya el interés del sujeto por la acción expresada. En cuanto a «Me están cayendo ahora mismo gotas de tu leche a las bragas», el pronombre átono corresponde más con lo que viene llamándose dativo posesivo, que gramaticalmente expresa una noción posesiva: es como decir «están cayendo a mis bragas». A las de ella.

  • Jijijijiji ¡me encanta este tipo de relatos! Lo que me sorprende es que la señorita Bella se lo dejase publicar,Albert.

    ¡Qué pillina va a resultar ser y se hace la modosita siempre con tanto aspaviento! Ya,ya

  • El Gómez también anda liado con cosas de éstas en su FIESTA..es que los chicos no piensan más que en lo de siempre, parecen italianos.

  • Estoy de acuerdo con el marqués que La grande bellezza es un tostón. No entendí nadita. Casi pierdo un amante en mi empeño de cultivarlo con pelis de “interes”

    Nunca más les hago caso, asi les digo que antes prefiero ver una de Chuck Norris.

    ¿Solo los chicos,Bonnie piensan en ello?, Ande,ande. Qué no.

    A no ser y pudiera que también una sea italiana

  • La Grande Bellezza merece la pena ser vista. Sólo por enseñarnos esa Roma del Panteón de Agripa y de la Capilla Sixtina, y todos esos lugares que antaño fueron espléndidos y símbolos de cultura, y que hoy son sólo escenarios en plena decadencia actual de su sociedad.
    El esplendor y el declive, lo caótico y lo secreto, lo sórdido y lo sublime todo junto.
    Eso es Roma y así hay que verla.
    No digo yo con esto, que estaba deseando que terminara para irme a la cama, tal vez un tanto larga.

    Tareixa, tiene usted razón.
    Una que es rubia, y no piensa.

  • Entre que usted no piensa mucho por su problema de ser rubia y yo escribo mal a pesar de ser pelirroja (un poco falsa,eso sí) los chicos de aquí van a pensar que somos bobas, de mi mí más que de usted.

    Pero si eso ¿lleva la moto sierra motosierra siempre apunto a punto, no?

  • Qué quieren que les diga, original es un original es un original, y yo doy por hecho que el Comité de Editores admite sólo originales, y que por tanto le han metido un gol de chilena.
    Ayer contacté por primera vez con un ex NJ, que mantiene un blog personal que no había visitado desde hace meses: vi que está republicando allí alguna entrada suya de 2009, le animé a que lo hiciera también con una que tengo en memoria y lo hizo de inmediato.
    Le sugerí que conociera Chopsuey, admitió mi sugerencia diciendo que sucumbiría a la nostalgia al hacerlo, y hoy se encontrará con una entrada que quizás ya leyó en 2010, en otro sitio.
    Señores, estamos en 2014.
    Les diría de qué nick hablo pero temo que prefiero dejar que sea él quien lo diga, si quiere.

  • El departamento gráfico de este fanzine no tiene precio. Yo al menos no puedo pagarlo. Enfáticamente lo digo. Procu, sabía que podía contar con usted para arrojar luz sobre la cuestión. Todo correcto pues. Gracias.

    En otro orden de cosas: no sabía que lo que hoy saldría aquí sería esta cochinada. De haberlo sabido, les hubiese plantado hoy mismo lo del Perro. Sí, el Perro, el medio jefe de todo esto. Mañana les cuento.

  • Bella Tare, me recuerda usted a aquellas delicadas mozas que animaban a sus maromos a buscarse la ruina con invitaciones tipo: “Métele un puñalón a éste, Jose Mari, que me está mirando el culo”.

  • Las sigue habiendo Gómez. No hace ni dos años que tuve que bajar a partirme la cara con un menda, por incitación de su chorba.

    Afortunadamente, cuando me vio se tornó más dialogante.

  • A ver / haber

    Aunque a ver y haber se pronuncian de la misma forma, deben distinguirse adecuadamente en la escritura.

    a) a ver

    Se trata de la secuencia constituida por la preposición a y el infinitivo verbal ver:

    Vete a ver qué nota te han puesto.

    Los llevaron a ver los monumentos de la ciudad.

    Como expresión fija, presenta distintos valores y usos:

    •En tono interrogativo, se emplea para solicitar al interlocutor que nos deje ver o comprobar algo:
    —Mira lo que he comprado. —¿A ver?

    •Expresa, en general, expectación o interés por saber algo, y va normalmente seguida de una interrogativa indirecta:
    A ver cuándo nos dan los resultados.

    •Se utiliza para llamar la atención del interlocutor antes de preguntarle, pedirle u ordenarle algo:
    A ver, ¿has hecho lo que te dije?

    A ver, trae el cuaderno.

    •Equivale a claro o naturalmente, como aceptación de algo que se considera inevitable:
    —Pero ¿al final os vais? —¡A ver! Si no lo hacemos, perdemos el dinero de la reserva.

    •Delante de una oración introducida por la conjunción si, expresa, bien expectación, curiosidad o interés, a veces en forma de reto; bien temor o sospecha; bien deseo o mandato:
    ¡A ver si adivinas lo que estoy pensando!

    A ver si te caes.

    A ver si eres más organizado de ahora en adelante.

    En muchos de estos casos la secuencia a ver puede reemplazarse por veamos, lo que pone de manifiesto su relación con el verbo ver y no con el verbo haber:

    A ver con quién aparece mañana en la fiesta [= Veamos con quién aparece mañana en la fiesta].

    A ver si te atreves a decírselo a la cara [= Veamos si te atreves a decírselo a la cara].

    b) haber

    Puede ser un verbo o un sustantivo:

    •Como verbo, haber se usa como auxiliar, seguido de un participio, para formar los infinitivos compuestos de la conjugación:
    Haber venido antes.

    Tiene que haber sucedido algo.

    Sigo sin haber entendido lo que ha pasado.

    También se emplea como infinitivo del verbo impersonal que denota la presencia o existencia de lo designado por el sustantivo que lo acompaña:

    Parece haber un chico esperándote en la puerta.

    Tiene que haber muchas cosas en el frigorífico.

    •Como sustantivo, haber es masculino y significa, en general, ‘conjunto de bienes o caudales de una persona’:
    Su haber era más bien escaso.

    _____________

    Pues no lo tengo claro. Digo que quiero ver una trifulca,haber si nos aclaramos

  • Si el premio es su atlántica pipa humeante, Tare, sólo dígame a quién hay que sacudir y durante cuánto rato.

  • Holmesss, a mí no me parece mal que de vez en cuando se rescaten textos de otros sitios y este no es del NJ (creo, la que no soy del NJ soy yo). Aunque me he hecho la lista diciendo que lo conocía, es porque lo he leído hace poco, en el mismísimo 2014 de Cristo (Nuestro Señor).

    ***
    Una cochinada, señorita, si hasta lo dice el autor.

  • ¿Qué pasó, Gómez,cariño? ¿Le dijeron que estaba buenorra?

    Pues sí, pero no es necesario que tenga que habérselas por mí, sacar faca y meter barriga. Ya me ocupo yo de encontrarle y apartar a las golfas que lo quieren distraer de mi interés y pagar copas a los parroquianos para que no nos molesten

  • Sí, Tare, me encantaría follar con usted aunque sólo fuera para probar, mientras le enseño las diferencias entre “a ver” y “haber” a golpes de nabo.

    Dicho sea con el mayor de los respetos.

    Y no me llame Gómez, que queda demasiado formal. Usted puede llamarme Algernon, como hacen mis amigos.

  • Señorita Bella Puig aquí no se me respeta y hay un señor que no tiene intenciones serias para conmigo a pesar del romanticismo de cuadros alemanes y poesía suramericana que destilo en todas mis parrafadas.

    Exijo que le den unos azotes

  • Definitivamente tengo que buscarme un amante filológico (¿se llaman así a los expertos en lenguas?) que los de Bellas artes no me explican nada a parte de sus luces y sombras y un: ¡mira que hermosa luz crepuscular se desata en tus ojos! Y cosas así mientras me hacen el amor sin señalar ningún peñasco.

    Y así no hay manera de conocer geografía

  • holmesss 27 de ene de 2014 13:00
    Qué quieren que les diga, original es un original es un original…

    Tiene usted razón. Lo que hoy publicamos no es exactamente un original, sino la reedición corregida de un texto publicado anteriormente en el blog de Albert. Lo aceptamos con conocimiento de causa, sabiendo —por informaciones remitidas por el autor— que el texto había tenido poco seguimiento y coincidiendo con él en que merecía una nueva oportunidad.

    En todo caso, nos replantearemos si ha sido buena idea esta reedición y si con ello hemos traicionado nuestra intención de ofrecer textos más o menos originales.

  • Tengo unos 100 textos, ciertamente que mil veces regurgitados, a la disposición de la direción general de Chopsuey. Se los envío a la srta. Belluig en un Zip debidamente comprimido. Espero verlos publicados consecutivamente en los próximos cinco años.

  • Adaptaciones 27 de ene de 2014 15:22
    Arcadi nos abofetea (a Montano no), desde el 39:40, y este intenta sonsacarle a Espada si usó algún Nick en el NJ.

    Arcadi ha dicho en muchas ocasiones que nunca participó en los comentarios. Por lo demás está exagerando. Sin menospreciar a Montano, es evidente que hubo muchos comentaristas inteligentes en el NJ. De hecho, si algo llamaba la atención de aquel blog, es que hubiera tantos. Y tan cabrones.

  • A mí lo que me llama la atención es no haber comentado nunca, con lo inteligente que yo era.
    Ya no tengo claro si era cabrón, mantengo un debate mental sobre lo uno y otro que soy ahora.

  • Respecto a la sorpresa que manifiesta Soto Ivars sobre la difusión de noticias manifiestamente falsas y su posterior “meneo”, que se mantiene incluso después de un desmentido, yo sí que me asombro del angelismo de algunos periodistas. Se pasan la vida asistiendo a ruedas de prensa en donde ciertos individuos (asesorados por compañeros de profesión que encontraron su chollo en la contrainformación de los gabinetes de prensa) mienten como bellacos y no conciben que haya enmerdadores profesionales difundiendo basura. Coño, pero si a algunos los conocemos con nombres y apellidos.

  • A Arcadi ya se le ha pasado el arroz, no nos engañemos, lo que pudo ser novedoso en 2004 hoy resulta patético.

  • “Tienes los huevos tan duros”. “Los tengo llenos de leche para tí”. “Dámela”. Bla, bla, bla. El sintagma y tal….

  • Propongo que la próxima entrada sea un capítulo de “Guerra y Paz”. Me consta que no ha tenido en nuestro medio una suficiente difusión.

  • Nunca entendí que Arcadi no participara en su propio blog. Quizás fuera soberbia, quizás el hecho de medir 1,25, no se … allí había gente extraordinaria, brillante y excepcional … y escribían gratis … completamente gratis; nos daban lo mejor de ellos mismos a cambio de nada; algo que el no ha hecho nunca.

  • Si es por pedir, yo prefiero un capitulo de Мёртвые души, Miórtvyie dushi de Gógol (¿está bien escrito Eufrasi?) Libro que por cierto nunca terminé de leer

  • Grandes noticias de la XIV Semana de Cine Viril de Horta-Guinardó. Tras el éxito de filmes como Le llamaban Pegafuerte, Doce del Patíbulo o Tres Superhombres en Tokio, el festival alcanzó su cénit con el pase de El Justiciero de la Ciudad, un valor seguro cuando hablamos de cine viril.

    A esta proyección seguiría un interesante debate sobre el bigote de Charles Bronson, debate en el no faltaron ni los acerados análisis cinematográficos y sociológicos de costumbre ni tampoco ganchitos, patatas fritas y unos taquitos de un jamón ibérico muy bueno que me regaló mi novia estas navidades. Con posterioridad, la mesa redonda se trasladó al bar O Percebe Xeitoso, y habría durado hasta el alba de no haber advertido algunos miembros del staff del festival que el propietario del local, quizá como velado homenaje a la película homenajeada, comenzaba a llenar un calcetín de montañero con monedas de dos euros mientras dedicaba a los ponentes una sonrisa aviesa.

  • Albert, ha quedado claro que lo que daba por hecho no era tal, y por tanto tampoco su derivada.
    Lo de la chilena, cosas mías, como dice alguna.

  • Al principio de mi ingreso en el blog de AE no tenía claro del todo quién me parecía el mejor escritor de él, Althusser o Montano. Con el tiempo fui notando cómo la prosa de Althusser tenía como principal virtud la de resbalar muy bien. Montano es más escritor, y por eso mejor.

  • A mí me parece muy bien que los radicales (Alex, Jaime…) abandonen el PP. Así el partido se centrará. También parece oportuno que se desenmascare a los radicales anticatalanistas (y a sus acólitos), que por cierto son mayoritariamente catalanes, y se les haga saber que su labor es contraproducente. Por supuesto que denigro aun mas todavía de los catalanistas radicales del tipo de esos que la están liando en el Barça.
    Ya he dicho mil veces, quizás sin la necesaria difusión, que Berlin nos advirtió de la imposibilidad de una verdadera democracia sin la renuncia a alguno de nuestros principios que son incompatibles con los del adversario.
    Pero resulta que el egotismo enfermizo, de los hunos y de los otros, nos arrastra al abismo.

  • Lola 27 de ene de 2014 17:19

    Nunca entendí que Arcadi no participara en su propio blog. Quizás fuera soberbia, quizás el hecho de medir 1,25, no se … allí había gente extraordinaria, brillante y excepcional … y escribían gratis … completamente gratis; nos daban lo mejor de ellos mismos a cambio de nada; algo que el no ha hecho nunca.

    Pese a opiniones en contrario de quienes lo conocen personalmente, siempre he pensado que fue soberbia lo que mostró, al cerrarlo del modo en que lo hizo.
    Eso no impide que siga leyendo lo que escribe, porque en no pocas ocasiones me hace dudar, o me rompe algo (no, no es el culo) y eso lo agradezco.

  • Veo que AE también se queja de la cantidad de tonterías que hay que tragarse en internet, dando por hecho que internet es un lugar público como es pública una columna periodística, una arenga, una rueda de prensa, un sermón… Pero la publicidad que otorga internet es elástica. Tu público es potencialmente todo el mundo conectado, pero lo más seguro es que no sea mucho mayor que el de los amigotes del bar. También en internet, y a pesar de las apariencias, las bobadas, lejos de expandirse, se quedan en casa. Precisamente porque todo está expuesto nada destaca. Si no se busca.

  • Tenía razón el Perro el día que sostuvo que la ley del aborto, como cualquier otra ley, debe olvidarse de la moral y limitarse a buscar la mejor respuesta a los hechos, en este caso al hecho de que la cantidad de abortos es la misma con castigo o sin él.

    Me pareció oír anoche en La Marimorena a Benigno Pendás, aunque no estoy seguro de lo que dijo por el ruido que armaban todos, presentador incluido, que la tasa mortalidad en los abortos era inferior en los países donde está más restringido.

    A ver qué hago ahora con eso que me pareció oír.

  • Se ruega a los señoritos autores y a las señoritas autoras, muy especialmente a quienes llevan semanas sin publicar (¿eh, Srto. Marqués, Srta. Proxuey?) que nos remitan sus originales en el plazo de 24 horas. Más o menos. Gracias.

  • Me ha gustado el elogio de AE a Montano, con ese plus de cortés exageración que no le quita ni un gramo de verdad.

  • Lola, que escribiéramos gratis es una de las cosas que confirman la mala opinión de AE sobre nosotros. Y algo de razón tiene, al menos en lo que se refiere a nuestras capacidades.

  • Lola, AE escribió gratis para nosotros diariamente durante tres años. Y gratis nos cedió un espacio único y gratis he tenido la suerte de hablar contigo o de conocer al Marqués, a Perroantonio, a Gengis o a Holmesss. Lo único que me jode de la intervención de Arcadi es que llame Montano a quien era Jamón Tano. Hubo un Montano y no fue el malaguita regordete que tiene el ruborificiente deshonor y dedécoro oblivendo de ser el único andaluz sin gracia. Montano era un señor mesurado, inteligente e irónico que murió de cáncer hace algunos años. Algunos no lo olvidamos.

    Llevo dos semanas con gripe y me cago en el puto sistema médico alemán.

    El miércoles sigo con la senda trazada por el Marqués con su elogio de los suecos. Esta vez toca alabar a los ítalos.

  • Arcadi cobraba de Espasa un sueldo por escribir en el blog. El espacio nos lo cedió Espasa y lo mantenía Espasa.
    Pero hablar contigo, si que fue gratis y lo agradeceré siempre.
    Un beso.

  • Srta. Bellpuig, mañana le enviaré un texto intitulado “ARS CANENDI (alta cultura al servicio del pueblo)” que nunca ha sido publicado y que hará feliz a la masa proletaria.

  • Gengis Kant27 27 de ene de 2014 18:21

    Me pareció oír anoche en La Marimorena… que la tasa mortalidad en los abortos era inferior en los países donde está más restringido.

    Eso va a ser que se mueren menos abortos.

  • Ver en la 2 Così fan tutte, con Michael Haneke de director de escena.
    No ha sido para tirar cohetes. La escenografía manifiestamente mejorable. La puesta en escena con pasajes muy estáticos, como si no tuviera en cuenta los tempi de una opera no contemporánea.
    Las voces femeninas mejor. Sobresaliente la soprano Anett Fritsch.

    [Sí apreciabamos a Montano, el valenciano, algunos en el NJ. Era un señor]

  • Eh, pero aguanten unos minutillos más en la grabación. Después de la intervención de Arcadi (en lo del m. 39:40) yo retomo la palabra y les echo un capotillo a uds., queridines.

    Por otra parte, Palanganeur puede satisfacer su pulsión mesquina yéndose a la presentación de la moderadora: allí me llama algo peor que Jamón Tano: me llama Montero!

  • Hombre, JA Montano, ¿sabe qué me ha llamado mucho la atención? Que apenas tenga usted acento malagueño.

  • Sólo he oído unos segundos, Choppedman. Por lo que he visto y leído de esas jornadas, o lo que fueran, el nivel fue muy bajo. No me interesa. Por cierto, aprovecho para pedirte una colaboración en ÇhøpSuëy. Creo que eres el tío más aburrido del mundo (entre otras cosas que no puedo decir en público), pero hay gente que disfruta con tus chuminadas. Alguno te invitará a un café. Yo lo pago.

  • Modifíqueme el comentario, Srta. Bellpuig, que yo estoy pachucho. Hágame decirle que es un genio y todo eso.

  • Sr. Perro, le anuncio que en breve le haré llegar un texto titulado ARS CANEANDI que hará las delicias de grandes y pequeños.

  • Bremaneur es de la escuela diplomática del Marqués. Primero se ciscan en tu calavera para ir marcando territorio y luego te invitan a unas copas.

  • Jamón Tano y yo nos queremos a nuestro modo. Hablarnos como gentelmanes nos haría sentir ridículos, y sé que aprecia mi ofrecimiento de colaboración.

  • marquesdecubaslibres 27 de ene de 2014 19:13
    Srta. Bellpuig, mañana le enviaré un texto intitulado “ARS CANENDI (alta cultura al servicio del pueblo)” que nunca ha sido publicado y que hará feliz a la masa proletaria.

    Gómez 27 de ene de 2014 21:22
    Sr. Perro, le anuncio que en breve le haré llegar un texto titulado ARS CANEANDI que hará las delicias de grandes y pequeños.

    Ustedes dos me dan más miedo que un nublado.

  • marquesdecubaslibres 27 de ene de 2014 17:17
    Propongo que la próxima entrada sea un capítulo de “Guerra y Paz”. Me consta que no ha tenido en nuestro medio una suficiente difusión.

    Esta medalla me la cuelgo por mi cuenta.

  • holmesss 27 de ene de 2014 17:37
    Albert, ha quedado claro que lo que daba por hecho no era tal, y por tanto tampoco su derivada.

    Holmesss, comprendo que no le guste que el texto haya sido publicado ya en otro lugar y que manifieste su protesta. Lo digo sin sombra de ironía, por supuesto. Pero, si no le entiendo mal, parece que sigue creyendo que alguien ha intentado dar gato por liebre. Perroantonio lo ha explicado. No ha quedado claro nada que no lo estuviera ya de antemano.

  • 27 de ene de 2014 20:55
    Hombre, JA Montano, ¿sabe qué me ha llamado mucho la atención? Que apenas tenga usted acento malagueño.

    * * *

    Tengo un deje, que crece o decrece según los momentos. La razón es doble: la primera, que soy (deliberadamente) un descastado; la segunda, que he vivido bastante en Madrid (lo que me ha permitido ejercitarme limpiamente en mi descastamiento).

  • Perro, no estoy seguro pero me parece recordar que usted metía la idea de que la mujer tiene derecho a hacer con su cuerpo lo que quiera en el saco de los principios que hay que dejar de lado a la hora de legislar. ¿Me equivoco?

    Recuerdo algo mejor que usted no pensaba que, de existir el derecho de la madre a hacer con el feto lo que quiera, sea o no parte de su cuerpo, sólo lo fuera de ella, lo que entendí como una defensa del derecho del que puso el espermatozoide. ¿Es así?

  • Joder con el jojojoven Albert. Con lo modosito que parecía.

    Sólo ha faltado que también los condones fueran marca Cifuentes. O que la lenguóloga Ana fuese tartaja también felando, lo cual habría dado a sus prestaciones un plus de… en fin, ya me callo.

  • Albert, me ha entendido mal. Lamento haber acusado sin evidensias, mi excusa es que me basaba en la errónea creencia que ha sido aclarada por Perroantuan.

  • Oh dioses, el gran Montano se ha hecho entre nosotros, con sus paréntesis y todo, ya sólo faltan las cursivas.
    Oh dioses, vosotros y vosotras sabéis lo que ha costado.

  • ¡Los condones! Siempre se me olvidan. Gracias Juli0, está usted en todo. Por cierto, aprovecho para sumarme al coro de los que piden que continúe con la magnífica historia de la Morena.

    Todo aclarado, Holmesss.

  • Yo también tenía entendido que Montano tenía un cerrado acento andaluz. Está claro que no hay que hacer caso nunca de las malas lenguas.

  • Gengis Kant 27 de ene de 2014 22:11
    Perro, no estoy seguro…

    Tal como lo explica usted yo tampoco estoy seguro de haberlo dicho. Pero sí, según mi humilde opinión
    a) El feto no es “su cuerpo”
    b) Me parece muy conveniente que el otro 50% progenitor también tenga algo que decir.

  • Srta. Bellpuig, sinceramente, después de su propuesta de Carnet (de conducir) Por Puntos para Tontos, ¿cree que es conveniente que sigamos ganándonos la enemistad de los conductores? ¿No tiene usted ideas menos radicales para resolver los problemas de tráfico?

    Su artículo saldrá el próximo lunes, pero ya le voy advirtiendo de que al menos un servidor se cisca desde ahora en sus ocurrencias.

  • Ahora mismo escucho en Radio Clásica el mas pedantesco de sus programas, y hay fina competencia. El invitado es pedantesco plus. No se lo pierdan, es histórica ocasión.

  • No tengo mucho interés en los debates ideológicos, Gengis.

    Un feto es un huevo que porta la madre en una modalidad distinta a los ovíparos. El feto crece dentro de la madre y es alimentado por la madre, pero no es la madre, como queda demostrado tras su nacimiento o tras la interrupción del embarazo.

    Sobre la propiedad de los hijos, supongo que ha habido y habrá posturas distintas según las sociedades, las culturas y los tiempos. No sé cual es la opinión mayoritaria actual. La mía es que ambos progenitores deberían hacerse cargo, en todos los aspectos, de la criatura que han engendrado o de la que creen conveniente deshacerse.

  • marquesdecubaslibres 27 de ene de 2014 23:10
    Ahora mismo escucho en Radio Clásica el mas pedantesco de sus programas, y hay fina competencia. El invitado es pedantesco plus. No se lo pierdan, es histórica ocasión.

    JAJAJAJAJA. NO ME LO PUEDO CREER.

  • Perroantuán 27 de ene de 2014 23:23
    Pues le están exprimiendo como a un limón, porque también va a estar en Juego de espejos a las 23:00.

    Ostras, que es el mismo programa. Estoy tonto.

  • No, Perro, Juego de Espejos es de 22 a 23 h, just now. Es muy curioso para mí escuchar esto, a sabiendas que el protagonista no está interesado en absoluto en la música mas allá de las melodías de su vida.

  • marquesdecubaslibres 27 de ene de 2014 23:39
    No, Perro, Juego de Espejos es de 22 a 23 h, just now.

    ¿Está en Canarias, Marqués?

  • Albert 27 de ene de 2014 22:34
    Yo también tenía entendido que Montano tenía un cerrado acento andaluz. Está claro que no hay que hacer caso nunca de las malas lenguas.

    * * *
    Bueno, las malas lenguas no mintieron siempre. Lo de las babuchas era verdad. En esa grabación, si no hubiera estado la mesa, se me habrían visto las babuchas.

  • Perro, no le hago más preguntas si no quiere, y me las haré a mí, que sí quiero responderlas.

    ¿Forma parte del saco ideológico la idea de que la mujer (o la pareja de progenitores) tiene el derecho a hacer lo que quiera con el feto?

    Sí, exactamente igual que la idea de que no tiene tal derecho.

    ¿Mejorarían las cosas si se pusieran de acuerdo ambos bandos en que la legislación debe dejar entre paréntesis esos principios, y limitarse a buscar arreglos modestos, prácticos, a los problemas que pueda causar a los vivos, cuya personalidad humana nadie discute, el hecho de que algunas mujeres abortan?

    No, porque la descripción de los hechos, por muy científica que sea, está sometida a todo tipo de cambios, lo que hace de ella una base muy poco sólida de cualquier normativa de cierto calado humano, como lo es toda la que juega con la posibilidad de que se cometan presuntos asesinatos con su cobertura.

    Además, no hay modo de dejar la moral fuera del debate legislador, Cuando creemos que la hemos echado, vuelve a colarse a la hora de tener que saber cuál de los posibles arreglos modestos, prácticos, es el mejor.

  • “Un feto es un huevo que porta la madre en una modalidad distinta a los ovíparos.”

    Esa distinta modalidad les sobra a muchos proabortistas para decir que el primero forma parte de la madre, lo que nos obliga a investigar -a gritos, todo hay que decirlo- si esa modalidad de pertenencia no pasa de ser un mero almacenamiento y no una pertenencia viva y orgánica.

  • Si lográramos poner entre paréntesis los principios ideológicos, deberíamos conceder una cierta importancia a la siempre deseable coherencia, plenitud y simplicidad del derecho, que parece aconsejar que se permita el aborto hasta el momento en el que el propio derecho dice que surge la persona humana.

  • Es verdad que no queda claro quién es el que gozaría del permiso de disponer de la vida del que no ha cumplido veinticuatro horas fuera del útero. Las feministas dirán que la madre, pero la razón ya no podrá ser el derecho a disponer de su propio cuerpo, pues ya no forma parte de su cuerpo; entonces los padres, dirán otros, en virtud de cierta analogía inversa con el derecho paterno a la crianza de los hijos; habrá quien piense que el Estado, dado su monopolio del uso de la violencia; otros… Un lío.

  • Internet no se limita a permitir que me dirija a gente ajena a mi cuadrilla para decir lo que, por su escaso interés, no debería salir de ésta; me permite decir a desconocidos lo que ni siquiera digo en ella, o porque no me atrevo o porque -es lo normal- me cortan antes de que lo diga.

  • No crean que me quejo de ser cortado a menudo. Muchas veces es para mostrar el que me interrumpe su acuerdo con lo que no he llegado a decir; de explicar qué es eso en lo que coincide conmigo ya se encarga él.

  • bremaneur 27 de ene de 2014 18:46

    El miércoles sigo con la senda trazada por el Marqués con su elogio de los suecos. Esta vez toca alabar a los ítalos.

    ¡Cuídate Bremaneur! Que voy afilando el cuchillo

  • ¡Oh dios de los cabreros que se esfuerzan! ¡Oh dios cabrón! ¿Por qué me has desatendido, permitiendo que me crea uno de ellos, letraheridos, cuando sólo soy esforzado gañán?
    ¡Has tolerado que alimente ese espejismo, mientras los espolones de su insidiosa hiedra se clavaban en mis tobillos, subían por mis pantorrillas y mis muslos y anidaban en mis cojones!
    Ya apenas escribo palabrotas, casi siempre pienso antes de escribir, a veces me preocupa lo que opinen, incluso me pregunto si habré ofendido a alguien.
    Yo proclamo aquí mi apostasía dios cabrío, ¿Qué haré ahora, quién seré?

  • Gómez 28 de ene de 2014 09:59
    La habían quitado de youtube, pero por fortuna la han vuelto a colgar.

    Una de las escenas cumbres del cine patrio, pura prefiguración de Tarantino.

    Corridas de alegría (1982). He leído por ahí que es la versión andaluza de On the road. Impresionante.

  • Perroantonio dice Pregúntale al Perro y un servidor le toma la palabra. Lean sus respuestas y comprueben que la idea de compararlo con un extraterrestre no es desatinada: él mismo confiesa que en ocasiones hace esfuerzos para que no lo tomen por tal.

    Pregúntale al Perro

  • Mi abuela cogía al pollo del pescuezo, delante de sus amiguitos, y ¡zasca! le arreaba un golpe-tajo.

    Ahora…
    “Con relación a las aves de corral, propone indicadores para monitorizar la correcta sistemática del sacrificio de los animales y así garantizar su bienestar:
    1. Aturdimiento eléctrico por baño de agua
    Tras el aturdimiento de las aves se deberían verificar los indicadores para detectar signos de consciencia a través de las dos etapas clave durante el proceso de sacrificio: entre la salida del tanque de agua y el corte del cuello (etapa clave 1) y durante el sangrado (etapa clave 2).
    Los indicadores recomendados en la etapa 1 son la presencia de:
    • Convulsiones tónicas
    • Respiración
    • Parpadeo espontáneo
    • Además, se pueden utilizar el reflejo de la córnea o palpebral y las vocalizaciones
    Los indicadores recomendados en la etapa 2 son:
    • Aleteo
    • Respiración
    • Además, también pueden ser utilizados la presencia de reflejo corneal o palpebral, tragar espontáneamente y las sacudidas de cabeza
    2. Aturdimiento por mezcla de gases
    Después del aturdimiento por mezclas de gases antes del sacrificio, se recomiendan indicadores entre la salida del aturdimiento por gas y la entrada del tanque de escaldado, principalmente al colgar las aves en los ganchos (etapa clave 1) y durante el sangrado (etapa clave 2).
    Los indicadores recomendados en la etapa 1 son:
    • Respiración
    • Tono muscular
    • Batir de alas
    • Parpadeo espontáneo
    • Además, se pueden utilizar el reflejo de la córnea o palpebral y las vocalizaciones
    En la etapa 2, los indicadores serían los siguientes:
    • Aleteo
    • Tono muscular
    • Respiración
    • Además, el reflejo corneal o palpebral también puede ser utilizado”

    Si eres moro, no. Si eres moro la ley no va contigo.

  • Ya veo Adapts que te has enterado de lo del RD para la protección de los animales en el momento de la matanza.
    Yo te doy unas clases..

  • Protección de animales en el momento de la matanza… ¿Eso es que al final no los matan? Ay, con lo que me gustan las mongetes amb una bona butifarra… Y es que a mí que no me den butifarra de tofu, ¿eh?

  • ¿Y que tal al menos atender al sentido común, ya que las leyes y reglamentos todo dios se los pasa por el forro?
    Es la segunda vez que ocurre, no sé si lo conté la primera. Nuestras oficinas disponen de una amplia terraza, pues estamos en un primer piso.
    Han venido pues, por segunda vez, unos tíos muy majos, lectores de El País y que seguro que van en bicicleta, con su correspondiente barba-césped, equipados para subir al Everest y en vez de la montaña han escalado la fachada interior sobre la terraza y se han puesto a picar.
    No han venido antes a avisarnos de que iban a caer escombros, por supuesto no han puesto una red ni nada parecido y cuando se vayan no limpiarán la mierda que han dejado caer. Esto debe ser lo normal, porque al parecer sólo yo siento la imperiosa necesidad de subir a cagarme en su puta madre, dado que mi director me lo ha impedido y ha hecho algún comentario sobre mi carácter.

  • Ya me enteré Bonnie, solo quería ilustrar aquí a los amigos.
    El año pasado cerró un tercio de las explotaciones de puesta (huevos) por cositas de estas y los costes que generan. Por ejemplo.

  • Todo sea porque la gallina española viva en un chalete aquí,..y mientras en la vecina Marruecos,…

    Le veo muy guapo con la escoba.

  • Cuando gobernaba en Baleares el cuatripartito se impuso la presencia de un anestesista de Son Dureta en el sacrificio del porc negre. Pude comprobar como se cumplía la norma escrupulosamente, cierto que el anestesista no se conformó con anestesiar al bicho, sino que se quedó hasta que salió la primera remesa de sobreasada. Ello supone unas tres o cuatro horas de espera que se ameniza con aguardiente y un plato de caza, en aquel caso unos maravillosos ortolans.

  • Considero imprescindible la lectura de un larguísimo artículo de Andrés Ibáñez sobre Bolaño que acaba de aparecer en Revista de Libros. Me parece un artículo seminal sobre la novela actual, en particular sobre la española. No se lo pierdan, en serio. No les pongo el link por no hacer menoscabo de mi virilidad, pero quizás Bellpuig pueda hacerlo por mí. Gracias anticipadas.

  • Perroantuán, le he leído su entrevista en Ca’ Albert con mucha curiosidad, no solo por el natural interés que tenía por sus respuestas, sino por el añadido artificialmente por el hecho de que yo también soy respondiente de un cuestionario como el suyo. Veo que le he copiado algunas avant (habant) la lettre, que ya se las mandé a Albert, o sea que habemos (¡ah, vemos!) un porcentaje de coinsidensias. Y me ha gustado especialmente alguna de las suyas, que igual no es en la que habemos (¡ave, Mos!) coinsidido.

  • Excelente la entrevista de Albert a JA. 360º. Digna de Soler-Serrano. Podría argumentarse que las preguntas son algo estereotipadas, pero ello aumenta la dificultad de las respuestas y podría poner al entrevistado en evidencia si cayera en el estupendismo.
    Debo reconecer mi incapacidad para responder a la mayoría de esas preguntas.

  • Quien piense que el Estado sí podría disponer de la vida del que no ha cumplido veinticuatro horas fuera del útero, dado su monopolio del uso de la violencia, presupone erróneamente que el que no ha cumplido dichas horas ya es una persona.

  • Podría adelantarse la prohibición de abortar al momento del parto, pero se perdería el empalme temporal, doctrinalmente deseable, entre esa prohibición y la adquisición de la personalidad. ¿Y adelantar también esa adquisición? De ningún modo: eso implica tocar nada menos que el Código Civil.

  • Proc, no tengo la menor duda de que coincidiremos en lo fundamental, que viene siendo lo importante. Lo demás qué más nos da. Lo que ha unido la filología que no lo separe el hombre.

    Por otra parte, releyendo las respuestas me he dado cuenta de que digo muchas veces “no sé”, que es una respuesta con la que me siento cómodo como ignorante oceánico. Además, de que hay cosas sobre las que tampoco tengo mucho interés en saber, para qué vamos a engañarnos.

  • Gengis, es usted muy gracioso, y se lo digo de corazón. Me recuerda a los apuñaladores (sé que no se lo va a tomar a mal) que, ya que tienen el puñal en la mano, no se conforman con una puñaladita o dos; usted es de esos de los que lees en el periódico «y le metió setenta navajazos». Usted, con los temas. Una pasión admirable.

  • Vargas Llosa dixit:

    “Es natural, por eso, que haya entre los liberales discrepancias, y a veces muy serias, sobre temas como el aborto, los matrimonios gay, la descriminalización de las drogas y otros. Sobre ninguno de estos temas existe una verdad revelada liberal, porque para los liberales no hay verdades reveladas. La verdad es, como estableció Karl Popper, siempre provisional, sólo válida mientras no surja otra que la califique o refute. Los congresos y encuentros liberales suelen ser, a menudo, parecidos a los de los trotskistas (cuando el trotskismo existía): batallas intelectuales en defensa de ideas contrapuestas. Algunos ven en ello un rasgo de inoperancia e irrealismo. Yo creo que esas controversias entre lo que Isaías Berlin llamaba “las verdades contradictorias” han hecho que el liberalismo siga siendo la doctrina que más ha contribuido a mejorar la coexistencia social, haciendo avanzar la libertad humana.”

    Es evidente que Vargas Llosa me lee en Chopsuey.

  • Y muchos más, Procu, si hace falta; pero siempre en un lugar nuevo.

    No tengo la impresión de repetirme. Sobre el aborto, sin ir más lejos, cada vez digo algo distinto. Pero siempre sobre el aborto, me dirá usted. Puestos así, le replicaré, siempre hablamos de algo, y no por ello vamos a pensar que nos repetimos.

  • Gracias Srta. Bellpuig. Dios la guarde muchos años.
    ..
    holmesss 26 de ene de 2014 22:13
    Bienvenido monje. Sigo fiel a Ginger&Fred.
    Por el Elsa & Fred han pasado dos maratones etílicas en las que he participado (comer beber cenar beber). Seguro que viendo el Lobo de Wall Street la gente coge ideas y olvidan que no tienen 20/ 30 años 🙂
    ..
    Llevo 8 pelis en lo que va de año (el Balaña de Balmes mola, lástima de entorno burgués aburrido)
    Mio ranking

    La gran belleza (luego vi el El Divo y me saturé de Paolo Sorrentino)
    A propósito de Llewyn Davis
    El lobo de Wall Street

    La escena en la que Kristen Wiig le canta a Mitty Space Oddity también debería estar ahí arriba. La mayor decepción Agosto pero tiene cosillas.

    No se pierdan Spring Breakers (Raval) y Holy Motors (mejor peli arty del 2013)

  • A Arcadi lo veo bastante últimamente paseando solo Mandri abajo. Tiene un aire extraño, una mezcla de ensimismamiento miope y arrogancia. Raro en una persona no muy mayor. En una anciano que ha sido autosuficiente y orgulloso y la vejez lo ha vuelto desvalido no sería tan extraño (quizá exagero pero camina ensimismando y tropezando con la gente 🙂

  • Grande, mon Chien!

    ***

    Me deprimió el argumento de La grande bellezza, pero la seguí hasta el fin. El divo, en cambio, me parece una obra maestra del cine de terror.

  • La anécdota del cerdo del Marqués y el anestesista me ha recordado una vez que acompañé en unas prácticas a un veterinario de cerdos en Irlanda. Teníamos que asistir al parto de una cerda que era muy mala madre y desatendía a sus lechoncitos tras el parto, vamos que no les dejaba mamar el calostro. Para ello le administramos un tranquilizante pero se ve que no daba mucho resultado y viendo que el parto era inminente el veterinario le pidió al granjero que fuera al bar y que le llenaran un barreño con cerveza Guiness. Dicho y hecho la cerda se bebió aquel barreño de una tacada y se quedó grogui en unos minutos. Atendimos el parto y cada lechón ocupó su lugar correspondiente en las tetas de la cerda que no se movió en todo el día.
    Después me contaron que se procedia del mismo modo en mujeres recién paridas..pinta de Guiness al canto.
    No queda muy técnico pero fue muy efectivo, la verdad.

  • Marqués, sus fans recordamos el relato y las fotos que puso en su blog sobre aquella matanza.

    Constato lo de la Guiness y las recién paridas. Era práctica habitual en Irlanda y se usaba para aumentar la cantidad de leche en las madres. Y qué coño, una Guiness siempre viene bien.

    De todas formas, cuidado con la venganza de los cerdos.

    Yo de mayor quiero ser como Perroantonio.

  • Dice Gallardón que la nueva ley de aborto mejorará la vida de las mujeres y la economía del país (España) porque aumentará la natalidad.

    Recordar que el aumento de la natalidad era una de las ideas-fuerza de Ceauşescu: las mujeres tenían el derecho a abortar sólo después de haber parido cuatro hijos. Y si no, tenían que decir el nombre de quién les provocó el aborto, de lo contrario no serían salvados por los médicos.

    Dice el padre Ángel que, antes, están los ya vivos y que todo lo demás, después.

  • Ayer vi A propósito de Llewyn Davis, es muy triste y muy buena.

    ***

    Gengis Kant 28 de ene de 2014 17:07

    Y muchos más, Procu, si hace falta; pero siempre en un lugar nuevo.
    No tengo la impresión de repetirme. Sobre el aborto, sin ir más lejos, cada vez digo algo distinto. Pero siempre sobre el aborto, me dirá usted. Puestos así, le replicaré, siempre hablamos de algo, y no por ello vamos a pensar que nos repetimos.

    Gengis, le ofrezco mis disculpas por la comparación con el acuchillador de ideas que no tiene más que ganga y mejor hubiera aprovechado la ocasión para callarme. No, no creo que usted se repita.

  • Que se me entienda que lo de “mala madre” es una forma de hablar de los ganaderos y que no quiero decir que las mujeres que no dan de mamar a sus hijos lo son. (Porsiaca)

  • Lo que le faltaba a Bruce Springsteen era fichar como guitarrista de su E Street Band al comunista Tom Morello para creerse ya del todo el héroe de la clase obrera y proletaria.

    De ésta, una de dos, o arrastran a las masas a la revolución o le sacan los cuartos en unos bolos.

  • Los solipsismos, incluidos los lingüísticos, me aburren-amortecinan.

    A ver cuando el Маркиз se empolla el libro sobre Limónov y podamos debatir (profusamente) sobre Limónov 🙂

  • En otro (mismo) orden de cosas, según mis estudios de campo, las pollas blancas se quedan mucho atrás respecto de las mulatas.

  • Bonnie 28 de ene de 2014 18:22
    La anécdota del cerdo del Marqués y el anestesista me ha recordado…

    Yo siempre he dicho que Bonnie es peligrosa con y sin motosierra.

  • De todas las amenazas que he recibido en esta vida, la mejor fue la que me dedicó un borracho, hace muchos años.
    -Te voy a poner un kilo de chocolate en el coche para que te coloque la pasma –me prometió, segundos antes de hacer mutis por el foro.
    Sin embargo, al cabo de unos instantes y supongo que tras haber reflexionado lo cara que iba a salirle la broma, regresó con aire pensativo.
    -Pero “mezclao” -puntualizó.

  • Técnicamente hablando, una cosa es lo que quiere, necesita, se imagina, cuenta, escribe y hace el hombre-varón y otra distinta es que el mismo sea un buen amante por defecto.

    Recomiendo hacerlo también con algún griego. Tienen un no sé qué morbo con relajo, algo así como ‘helenístico’…

    Nomas volvamos a Peirce con Wittgenstein.

  • Huy! pero si está usted ahí, Srta. BellaPuig, bella, bella, vigilante, ¡gracias! Y yo, cruzando el Checkpoint como si fuera antes de la caída del Muro.

  • Proc, no sé qué dirá Géngis, péró a mí la imagen de trinchar el tema me ha parecido certera, graciosa y afectuosa.

  • Toca ir peluquería. Sinápticamente. Mientras el Маркиз acaricia su portapañuela [cf. bragueta].

    спокойной баюшки

  • El comentario de Eufrasina, verso libre, tiene densa miga. Señorita Bellpuig, debería haber linkado la palabra Helenistico, la ha cegado la ira, fatal para las arrugas.

  • Les gustan los cruceros? Ahora que veo la noticia sobre las 600 gastroenteritis víricas en un barco del Caribe he recordado lo que me explicaba una persona que se dedica a cuestiones logísticas de estos barcos por nuestros mares. Estos brotes son frecuentes, y hay un potente dispositivo para detectarlos incluyendo análisis discretos de cada retrete, y eventualmente excursiones gratis para todo el pasaje en una determinada ciudad, para que durante unas horas trabaje una escuadrilla de desinfección Blade runner. No se entera nadie.

  • Recomiendo hacerlo también con algún griego. Tienen un no sé qué morbo con relajo, algo así como ‘helenístico’.

    Y lo bueno es que suprimiendo un “lo” por aquí y un “con” por allá, y la frase incluso mejora:

    “Recomiendo hacer también algún griego. Tiene un no sé qué morbo con relajo, algo así como ‘helenístico’”

  • Rocko, gracias por el enlace. El artículo, como todo lo que toca Álvarez Junco me parece extraordinario. Pero últimamente no me convencen tanto las críticas al esencialismo nacionalista que defiende una identidad poco menos que natural e inmutable. Contra esta pretensión esencialista en el artículo, es cierto que con mucha razón: “Hoy concebimos las naciones como artefactos culturales modernos, construidos por los nacionalistas”. La pega que le veo al uso antinacionalista del pensamiento “constructivista” es que se limita a destacar un defecto del nacionalismo para no tener que enfrentarse con la versión más sana: la existencia -para mí basta la posibilidad- de un esencialismo menos grandioso y envarado; de uno, por ejemplo, que acepte que la nación ha sido construida, incluso que ha sido construida a partir de un invento nacionalista, sin que ello merme la legitimidad de las aspiraciones basadas en la existencia de esa nación.

    ¿Piensan que no existe tal cosa? En Cataluña, sí.

  • holmesss 28 de ene de 2014 21:30
    Proc, no sé qué dirá Géngis, pero a mí la imagen de trinchar el tema me ha parecido certera, graciosa y afectuosa.

    A mí también.

  • La entrevista a Perroantonio es cuestionario mediante, ¿verdad, Albert? Soy muy fan de la chispa de nuestro co-anfitrión, pero no creo que pueda repentizarse tanto ingenio. ¡El ingenio también hay que trabajarlo! 🙂

  • Gengis Kant 28 de ene de 2014 14:47
    Podría adelantarse la prohibición de abortar al momento del parto, pero se perdería el empalme temporal, doctrinalmente deseable, entre esa prohibición y la adquisición de la personalidad. ¿Y adelantar también esa adquisición? De ningún modo: eso implica tocar nada menos que el Código Civil.

    Me entero de que en el 2011 se tuvo la osadía de tocar el Código Civil. Desde entonces “la personalidad se adquiere en el momento del nacimiento con vida, una vez producido el entero desprendimiento del seno materno”.

  • Pues yo mantendría directo ‘la’, Holmesss (procurando que no se fije nadie).
    Exahustivo y delicado Ibáñez, marqués, gracias (destaco el paralelismo con Pérec, cuya casa visito).
    Pregúntale al perro, y aprende.

  • Gómez, Jesús y María: una vez ME LA por ahí, pero no disfruté, o’s que no me gustó, así que no repetí.

    Nomas tengo la sensación de estar perdiéndome algo. Señor Don Perro, ¿está enseñando usted algo? ¿Qué es?

  • Juli0, no creo que a Perroantonio le importe que lo desvele: sí, fue cuestionario mediante, pero dudo que emplease mucho más tiempo en escribirlo del que se tarda en leerlo, porque lo devolvió a la velocidad del rayo.

    A esa misma velocidad ha fulminado todos los registros de mi escuálido blog, que todavía anda mareado por el atracón. En apenas unas horas, su aparición ha doblado el número de visitas de mi entrada más leída en los cuatro años que llevo colgando cosas ahí. Una enorme injusticia, como ve.

  • Es probable que el presidente de la Comunidad Autónoma de Madrid haya parado definitivamente la privatización de algunos hospitales públicos justo después de que un auto judicial mantuviera la suspensión cautelar de una demanda contencioso-administrativa presentada contra esa privatización, para lanzar el mensaje, puede que no totalmente falso, de que el movimiento callejero no ha servido de mucho.

    Es verdad que la situación judicial sería la misma aunque la demanda la hubiera presentado una persona -una persona, por forzar las cosas, que tuviera en contra a la totalidad de los profesionales y los usuarios de sanidad-, pero no lo es que el gobierno autonómico hubiera abandonado la privatización de esos hospitales si el único obstáculo hubiera sido el auto judicial.

  • A pesar de las mentiras de la izquierda y gracias a la unidad de investigación de El Cascabel, he podido saber hoy que en los hospitales públicos de gestión privada que funcionan en Madrid se hacen todas las pruebas necesarias, como demuestra que ningún paciente se ha quejado de que no le hayan hecho alguna de las que tenía que hacerse.

  • La misma unidad ha destapado que el modelo sanitario andaluz no es tan diferente del que propone el PP en Madrid, a la vista de que en Andalucía también hay hospitales privados. La semejanza no termina hay; algunos de esos hospitales tienen conciertos con el servicio público de salud.

  • Como nos vamos conociendo, me adelanto a decir que no veo nada malo en la privatización -privatización incluso de la propiedad- de los centros sanitarios públicos. Lo importante es que las facturas las pague el seguro social.

    Lo que aún no sé es si debe ser obligatorio tener un seguro de enfermedad, público o privado. Creo que sí.

  • En realidad lo que quiero es hablar del aborto. Pero existe la presión de grupo, el fastidio apenas encubierto, la burla que se insinúa, la amenaza soterrada. Esto, señores, es censura, es represión, es violencia.