El consultorio de la Srta. Bellpuig: Que pague el conductor (o la conductriz)

El consultorio de la Srta. Bellpuig

Querida Srta. Bellpuig:

Vivo en una pequeña población a 12 kilómetros de distancia de mi lugar del trabajo, en el centro de la ciudad. Desde que el Ayuntamiento decidió cobrar el aparcamiento a precio de jamón de Jabugo, tengo que tomar dos autobuses y tardo más de una hora en llegar desde casa, cuando antes apenas tardaba 20 minutos. Dos horas de mi vida perdidas al día, son muchas horas al cabo del año.

Vengo notando, además, que todos los grandes ayuntamientos están eliminando sus plazas de aparcamiento en la calle. Usar el coche se está poniendo carísimo porque si quieres ir al cine, al precio de la gasolina tienes que sumar los 10 euros de aparcamiento. Así que creo que hay una gran contradicción en una sociedad que basa su economía en los automóviles y en el turismo de fin de semana, y las ganas de sangrarnos cada vez que cogemos el coche.

Luego vienen todas esas campañas saludables para que andemos en bicicleta y corramos como las cabras que también nos empujan a dejar el coche. Así que me planteo si no es todo una campaña para hacer que la gente que no tenemos grandes sueldos nos quedemos en casa, como hace 20 años, y sólo los ricos puedan ir en coche. Por eso quiero preguntarle directamente, a usted que es una mujer independiente, conductora y que se implica en los problemas sociales y del tráfico, ¿no cree que ha llegado el momento de que nos unamos todos los automovilistas y reivindiquemos nuestro derecho a aparcar gratis, como han hecho esos vecinos de Burgos?

Atentamente
R.G.

Estimada R.G.

En estos momentos debe haber unos 27 millones de vehículos circulando por las carreteras españolas. El tráfico en los alrededores de las grandes ciudades es insufrible y supone una enorme fuente de estrés para conductores, transeúntes y vecinos. Reconocerá usted que si pudiéramos reducirlo en una tercera parte, aunque fuera arrojando al mar a los vehículos, con o sin conductor, la vida sería más agradable.

Es normal que las ciudades traten de defenderse para que vuelva a ser posible hacer vida en la calle, como hacíamos de niñas. Por ello soy muy partidaria de que los ayuntamientos pongan todas las medidas a su alcance para dificultar el tráfico por la ciudad a base de maltratar a los conductores de las maneras más sofisticadas y crueles posibles, preferiblemente dentro de la ley. O sea, eliminando plazas de aparcamiento; reduciendo al máximo el número de carriles de circulación; estrechando las calzadas, colocando chicanes e instalando badenes crujeamortiguadores para obligar a bajar la velocidad a 20 Km por hora; llenándolo todo de semáforos; peatonalizando el mayor número posible de calles; prohibiendo el acceso a determinadas zonas a todos los vehículos que no sean de transporte público o de servicios esenciales; impidiendo el tráfico fluido en todo lo que no sean vías de escape; cobrando precios desorbitados por aparcar; y, en general, haciendo que la vida de los conductores en la ciudad sea un infierno.

Debería usted pensar en los beneficios de que las ciudades se liberen del tráfico. Es mucho más agradable pasear. La gente suele estar más relajada y felíz y se paran a charlar con los abuelitos y a echar alpiste a los gorriones. Mejora mucho el pequeño comercio, se abren bares con terraza y los niños pueden salir con sus patinetes a tocar las narices y los gordos a correr en chándal para bajar de peso y entorpecer el tráfico del carril bici. Todo son ventajas y alegrías.

Además, el transporte público es un buen lugar para leer. Si en lugar de perder dos horas, como dice usted, haciendo el tonto con el Whatsapp o mirando las caras de vinagre de los pasajeros, las empleara en leer, se le pasaría el tiempo volando. Y tendría tema de conversación con sus amigas. Dos horas de lectura a día son muchas horas de conversación interesante. No como ahora, que sólo se le ocurren estas tonterías.

Sólo voy a darle la razón en algo. Todas estas medidas son muy injustas si las autoridades no las complementan con otras: construir aparcamientos disuasorios en los barrios periféricos (bien conectados con el centro) y bajar el precio del transporte público a los usuarios habituales.

Es más, creo que la auténtica revolución estaría ahí, en un transporte ligero, gratuito para los vecinos y usuarios diarios, y en la eliminación casi total del tráfico y de las plazas de aparcamiento en superficie. Así solo cogeremos el coche para ir a Peñíscola.

Y, oiga, andar tampoco está mal. Lo bonito que es andar. Eso sí que mejora la circulación.

Atentamente
Srta. Bellpuig

126 comentarios

  • Los”gordos” no pueden correr, pues se lesionarían. Tanto las sopranos como los corredores suelen estar delgados. A ver si nos graduamos las gafas y el cerebro.

  • Yo no sé si las sopranos están gordas, no voy a la ópera, pero cierto es lo escandaloso de aumento de peso en la población. Así que estoy a favor de poner las cosas difíciles a esos kamikazes volante en mano.

    Una que es peotonal y recicla su basura está a favor que las ciudades se amurallen y solo dejen circular bicis, caballos y hombres guapos en moto.

  • Lo primero que hizo el alcalde de Barcelona fue asignar a carril bus uno de los tres carriles de la Diagonal en su entrada a Barcelona desde Madrít. Debía tener en mente alguna oscura asociación, ya que sólo se usa para una línea, el resto de buses siguen circulando por el carril bus paralelo del lateral.
    Ahora tardamos, miles de ciudadanos y yo, 25 minutos en el recorrido que hacíamos en 12, salvo que monte mi scooter y utilice el vacío carril bus de marras, junto a otros centauros, con el frío que hace.
    Todo eso pasa por asignar responsabilidades políticas a un médico, en vez de confinarle en su consulta u hospital bajo la custodia de mossos o mossas.
    Suerte que he hallado consuelo esta semana al recibir el escrito estimatorio de uno de mis recursos gongorinos a la voracidad sancionadora del dispositivo represivo municipal.

  • Los aparcamientos son para los que tienen dinero, como todo en la vida. Todo forma parte del movimiento subliminal para agrandar la diferencia entre ricos y pobres aumentando la proporción de estos últimos. Ya no va quedando clase media con coche. Y en los jardines del cauce del río de Valencia, acabaran haciendo un camping para que podamos dormir todos los valencianos sin casa. Criaremos ratas y os las soltaremos por las oficinas para que os muerdan los cojoncillos cuando estéis tranquilamente sentados en las meeting’s room.

  • Sigo sin recibir el correo notificando publicación.
    Esto es un infierno, ¿qué puedo hacer Srta. Bellpuig?
    Nota: Le recuerdo que dar de comer a los animales urbanos(palomas, gorriones, gatos callejeros, patos,..) está prohibido por la ordenaza municipal de salud pública en algunos ayuntamientos bajo multazo al canto.

  • Me alegra que me haga esta pregunta. El tráfico en una ciudad grande, como Madrid, consiste en un 30% de trayectos de A a B y un 70% de vueltas alrededor de A o B o ambos, intentando aparcar. Haga el lector la prueba, cronómetro en mano, en sus próximos dosmil desplazamientos o deme la razón directamente, si prefiere acabar antes.

    Por lo tanto, la rehabilitación de plazas gratuitas de aparcamiento, la reducción de aceras en grandes vías, que ya sólo frecuentan vagos y maleantes, y la traslación de las zonas peatonales a su lugar natural, el puto campo, supondrían una disminución inmediata y notable del tráfico peripatético no productivo.

    De ahí se deduce que, en la línea desquiciada habitual, seguiremos echando arena a los engranajes de nuestra máquina productiva más eficaz, la ciudad, hasta que se detenga por completo y podamos, al fin, quejarnos a gusto 24/7 non stop dolby surround.

    Por supuesto, el enfrentamiento espurio entre ‘ciudadanos’ (con derechos) y ‘coches’ (aparentemente vacíos, autónomos; no van ciudadanos en su interior; son bestias invasoras como mejillones tigre de chapaipintura) seguirá retransmitiéndose por tierra, mar y aire sin que ni una sola voz se alce razonable frente a este contradiós, impasible el ademán y quien se mueva no sale en la foto. El pernicioso camelo del buen salvaje también nos ha traído estos adelantos.

  • Señorita Parker, había tecleado usted mal el correo electrónico, de ahí que su comentario haya quedado en la reserva. Menos mal que una está a lo que está.

  • ¿No pretenderá usted, señorito de Cubaslibres, que le haga un documento fotográfico de gordos corriendo? O haciendo como que corren. Me cruzo todos los días con media docena. Luego están los corredores de fondo cotidianos, que son legión, y están flaquitos tirando a consumidos de tanto hacer carreras populares, maratones y triatlones. Pero los que adornan son los gordos. Qué obsesión tiene usted con que no hay gordos. Una vive rodeada de gordos y gordas. Y algunas cantan ópera.

  • ¿Sabe qué le digo, hermosa señorita Bella? Que me apunte a su grupito Grumpy Old Women, que ya tengo edad de fastidiar mucho.

    Tanto quejarse los machos alfa-omega estos….qué no, a dar caña y mucha. ¿Dónde se compran esas gafas de mala hostia que usted gasta?

  • Dilecta Bellpuig, yo uso moto y la dejo donde me peta, habitualmente en el mismísimo portal al que me dirija o, en su defecto, donde más pudiere estorbar. Pero, ay, yo no distribuyo bienes ni servicios esenciales, relevantes, indiferentes o siquiera intrascendentes para el funcionamiento de la maquinaria. Y soy rico de casa. Y dispongo de mi tiempo, como Catherine Deneuve en The hunger. Todo lo que digo siempre es pensando en ustedes, las clases activas. La sangre de esta anémica economía nuestra. Pensando en España.

  • Un amigo aseguraba que la mejor solución para el tráfico urbano era poner la gasofla a 100 €/ litro. Así, decía, solo sacaremos el coche los ricos. El alcalde-médico va en esa línea, pues quiere poner una tasa de 2 € por correr/pasear en la Carretera de las Aguas. A mí me parece muy bien, pues así echaremos a los gord@s que entorpecen nuestro paso. Si la tasa fuera de 20 € lo vería aun mejor, pues quedaríamos solo los flacos bien pertrechados (ASICS full equip) y todos esos pordioseros del running equipados en Dechatlon en rebajas no molestarían.

  • Esa carretera de las aguas no sé de dónde tomó el nombre, ya que el penoso espectáculo que ofrece es más bien de gente que pierde aceite.
    Yo sólo debo cruzarla, como todas las curvas de nivel, ascendiendo o descendiendo con mi ligera Trek proudly made in USA. Eso sí, apartando perros y a sus dueñas.

  • (Hay amores que matan)
    (Todos los que me tocan a mí, sin ir más lejos)
    (El mundo siempre ha sido y será de los gordos. Los gordos lo están, de comerse a los flacos; pero con patatas fritas)

  • El amigo Merc no vive en Valencia por eso aún puede dejar la moto donde le peta al llegar a su destino.
    En esta mi ciudad no sólo dejar la moto, sino caminar se ha convertido en tarea que requiere estudio y planificación, dado que todo restaurante, bar, cuchitril, antro de chinos, o barra sin espacio para mesas posee una TERRAZA con, al menos, el doble de las mesas de las que dispone en su interior.

    Se da así el caso de que yo le pago al ayuntamiento para que me habilite aceras por las que caminar y el, muy taimado, le cobra luego otra vez a los bares por la terrazas que me impiden hacerlo.

  • Lo de los gordos&gordas lo dirá por usted, que yo aún gasto talla 38/40 por una querencia mía obnoxia, Gata.

    Eso sí, mis pechos son núbiles y se me pierden concretamente en Logroño, que así soy de despistada.

    Nunca se sabe adónde te puede llevar una bici o el correr cuando una se viste de marcas Declanosé

  • Gacho, no puedo seguir haciéndoles la pelota ni un segundo más. Deposita 675 euros, en billetes pequeños y no consecutivos, encima de la barra del bar Todos los hermanos eran valientes de Deltebre. Sobre todo, nada de policía. Son capaces de cualquier cosa.

    Dudo que aprueben este comen

  • 3 de feb de 2014 12:19
    Dilecta Bellpuig, yo uso moto y la dejo donde me peta, habitualmente en el mismísimo portal al que me dirija o, en su defecto, donde más pudiere estorbar. Pero, ay, yo no distribuyo bienes ni servicios esenciales, relevantes, indiferentes o siquiera intrascendentes para el funcionamiento de la maquinaria.

    Al menos reparta pizzas o guías de teléfono. Aunque sea de gratis. Espero al menos que vaya vestido de ángel del infierno y decore el paisaje. Qué menos.

  • Esto del correo Castellbisbal-Berlín-Bilbao-San Sebastián va fatal Señorito Adaptaciones. O nos llegan las cosas por cuatriplicado o no nos llega ni el cartero. Luego le digo.

  • El ajo desvirtúa demasiado el sabor del flaco. Y tanto el romero como la albahaca son emperadores del sabor. No conviene mezclarlos.
    La albahaca mejor para la pasta junto al escudero ajo.

  • Jajajjajajja, acabo de ver a las de Femen con un obispo o algo, hay que quererlas como se quiere a los cachorritos.

  • Pues un apuesto taxista me apuntó en cierta ocasión una original solución para todos estos entuertos. Le había pedido yo una estimación del número de vehículos que no pagaban el impuesto de circulación al ayuntamiento de Madrid que podrían circular diariamente por la capital; cuando me contestó que podría tratarse de más de un cincuenta por ciento, sugerí entonces que tal vez si se cobrase un peaje de mil pesetas, con aparcamiento alternativo en las entradas a la ciudad, esto podría constituir una fuente de ingresos suplementaria y un alivio para los automovilistas madrileños. Me miró por el retrovisor y me soltó “Mire usted señorita, la verdadera solución para disminuir la densidad de la circulación consiste en prohibir el tráfico rodado a todos aquellos vehículos que no hayan sido pagados íntegramente”.

  • He de decir que me parece mal lo de las Femen, igual que me parece mal que el cachorrito destroce las pantuflas, aunque tenga que quererle.

    No entiendo que nadie se ponga a vociferar (no he visto si lo llegan a zarandear) en la cara de nadie.

  • Já.

    Esta mañana iba a escribir sobre la frustración de que la vida no sea como yo creí, por haber mamado las pelis de Ford.

    Quícir, eso de ser irlandés, beber mucho, pegarte de hostias y luego tomarte unos güiskises con el mismo tipo con el que te has ahostiado, mujeres fuertes pero tolerantes con las manías de los machos, en fin…

    Pero no me dio tiempo a elaborarlo, y ahora aparecen Ford y Houston. Casualidades.

  • Cuando intento ver el vídeo de Gómez en mi ipad me dice youtube que no está disponible en mi país.
    Lo intento desde mi pc y no tengo problema.
    Será verdad lo del otro día respecto a Apple y los universos paralelos, entendidos como países.
    Por cierto, gracias Gómez. He de ver esa peli. Me da la sensación de que Javier Bardem tomó muchas clases particulares con el protagonista, por los cinco minutos vistos.

  • aunque fuera arrojando al mar a los vehículos, con o sin conductor, la vida sería más agradable.

    Ya me gustaría salir de casa y caerme al mar, con o sin coche. Eso también haría la vida más agradable. A ver si llega el deshielo ese de una vez y puedo plantar la sombrilla en la Castellana.

    Mientras tanto, celebro el sentido común de Bellpuig. Diga usted que sí. Y cuente con que le da la razón alguien que vive a cuarenta kilómetros de Madrid. Pero aún así, cada vez meto menos el coche en la ciudad cuando la visito. Más por pura comodidad que por espíritu cívico, para qué decir lo contrario. Mi dinero me cuesta, porque aparcamientos gratuitos y bien conectados en la periferia, al menos en la mía, ni uno.

    Dicho lo cual, también me parece que Mercutio tiene algo de razón. Desde luego en lo del 70-30% lo clava. Creo que DGT y/o ayuntamientos deberían sentar a Bellpuig y a Mercutio alrededor de una mesa y no darles de comer ni de beber hasta que resolvieran el problema por consenso.

  • Holmesss, Stacy Keach era (y sigue siendo) uno de los peores actores de la historia; pero este papel lo bordó. La película es una lección de cine desde el principio hasta el último segundo.

    Pirata, un vídeo genial el suyo. El otro John no es que sea grande; es el más grande de todos.

  • Vengo ligeramente humeante…

    A ver, compañeros del metal, que me importa una puta mierda como ha sido vuestro fin de semana, que sois mis compañeros, no mis amigos. A mis amigos los elijo, a mis compañeros no. Que me toca los cojones que me preguntéis como fue mi fin de semana, por la misma razón.

    A ver, vendedor publicista, que no me saques gente bailando, hombre, si no es que vas a venderme unas clases de baile, cojones.

    A ver, asalta peatones, que si estuvieras muerto, me daría igual, imagina pues cuanto me interesa lo que me quieres vender, por eso no te sonrío ni te contesto.

    A ver, coacher, que le sigas sacando la pana a mi director, pero yo soy un tipo eficiente y con la simpatía justa y me ha ido muy bien. Sí, ya sé que no me adapto y ahora así es la cosa, pero es que no me sale de los cojones, que me echen si eso. Porque si en mi vida personal no voy repartiendo florecitas y sonrisas imagina en mi vida profesional.

    Y así todo.

  • Por ejemplo, una de las cosas que voy a hacer ahora mismo, es llamar a un familiar al que veo poco y que me asustó está última vez, porque su gordura ha alcanzado grado patológico y, como sólo hay amor, voy a advertirle por si no se ha dado cuenta.

  • Cuando la vida parece vacía y todo se hunde a tu alrededor, siempre nos queda Walker Texas Ranger para levantarnos el ánimo en una tarde mortecina como ésta. Hoy, Chuck se las está viendo tiesas con el espíritu de un indio muerto, muy hijoputa, capaz de transformarse en halcón y hacer muchas cabronadas a la gente de bien de Dallas y alrededores.

    Preveo tortazos, galletones y patadas giratorias fantasmales.

  • 3 de feb de 2014 18:40
    Holmesss, Stacy Keach era (y sigue siendo) uno de los peores actores de la historia

    Entonces fijo que Bardem aprendió con él.

  • Estoy en un sinvivir, hasta mi novio me banea por juasap. Ah, ¿qué no les dije que estoy en relaciones formales?

    A mis padres tampoco, no sé cómo explicarles que tienen que pagar otra vez los percebes y que esta vez quiero una soprano de una voz rocosa de oscura sonoridad y que vengan todos los que tengan que venir con los papeles en regla de aparcamiento y ayuntamiento entre todos.

    No sé sí me explico

  • Buenas noches, amiguetes. Tras haber metido más horas que La Charito, creo que mi blog Pregúntale al Perro ha quedado aseado y limpito. Hoy mismo, cuando amanezca, comenzará la segunda oleada del Diccionario para entender a los humanos con la entrada “ilusión”, que es el sentimiento que suele embargarme cada vez que me llama por teléfono la Srta. Bellpuig.

  • Albert, he colgado su entrevista en mi blog, que quedó muy simpática.

    Srta. Bellpuig, he robado también algunos de los textos que escribo para este enorme Fanzine On The Rocks. Espero que lo vea usted como simbiosis y no como parasitismo.

  • ¡Lo he confirmado,lo he confirmado, Perro!

    Le sigo en ese tan mono nuevo blog, y le sigo con intenciones aviesas.

    Soy la chica mona del paragüas de motitas dálmata. Usted disimule

  • Pocholo Martínez-Bordiú es uno de mis mejores amigos. Y tengo otro que le llamamos el “moñas”, que es primo del “potas”.

  • Pocholo, el moñas y el potas, trasiegan que no veas, pero son de ciudad. Nada comparados con unos de mi pueblo manchego: los ” boca-seca”. Ya no les invitan ni a las bodas. Cuando veían lo de Barra-libre perdían la cabeza.

  • Ya sé que hay mucho escéptico, pero las pruebas sobre el beneficio de correr son ya abrumadoras. Hay consenso absoluto hasta los 10 km, por encima de esto el impacto hace daño a algunas personas y no se puede generalizar. Si tardas en recorrerlos 25 min eres Mo Farah. Por debajo de 40 min solo está al alcance de semi-profesionales. Por debajo de 50 serás alguien en muy buena forma. Los que conseguimos bajar de la hora somos, entre los runners, unos “putos asfixiados”, pero ay, aquí se encuentra el máximo beneficio para la salud. Esta dosis 3-4 veces a la semana te convierte en superman. Todo esto es válido hasta los 70 años.

  • Las menciones a los beneficios sobre la salud resultan demasiado vagas. La cosa cambia si se habla de la salud mental. Esta mañana conversaba con un runner-en-la-linea-del-marqués y, aparte de marearme con sus recorridos preferidos ( le pone la mejor nota al cementerio de Montjuic , tema que tiene sus derivadas ) creo que lo clava en dos asertos:
    1. Hacer deporte=sufrir
    2. Después de hacer deporte=liberación de endorfinas=bienestar.
    San Agustín revisited.

  • Va a ser que sufrir es un placer; y, visto que, por su parte, el placer es causa de mucho sufrimiento, aquí nos hallamos ante un problema semántico, entre otro problemas.

    ***

    Por si se aburrís. El otro día recibí esto que pego infra, que es una de esas cosas que rulan, pero me la mandaba una amiga y la leí. Se presenta como acertijo:

    «Este es un acertijo muy curioso. No tiene trampa, no hay nada escondido y todo está a la vista».

    ARGUMENTO

    Antonio, padre de Roberto, un niño de 8 años, sale conduciendo su coche desde su casa en Madrid en dirección a Valencia. Roberto, va con él.
    En el camino ocurre un terrible accidente.
    Un camión, que venía en sentido contrario se sale de la autopista y embiste de frente al coche de Antonio. El impacto mata instantáneamente a Antonio, pero
    Roberto sigue con vida. Una ambulancia llega casi de inmediato, advertida por quienes fueron ocasionales testigos, y el niño es trasladado al hospital de Valencia.
    Nada más llegar, los médicos de guardia empiezan a tratar al niño para intentar salvarle la vida pero, después de intercambiar opiniones y estabilizar sus funciones vitales deciden que la condición de Roberto es muy grave. Necesitan consultar.
    Después de una junta de médicos se comunican con el Hospital Niño Jesús de Madrid y finalmente conversan con una eminencia en el tema a quien ponen en conocimiento de lo ocurrido. Como todos coinciden en que lo mejor es dejar a Roberto en Valencia, la eminencia decide viajar directamente de Madrid hacia allá. Y lo hace. Al llegar la eminencia los médicos que le han tratado le presentan el caso y esperan ansiosos su opinión.
    Finalmente, uno de ellos es el primero en hablar:
    ¿Cree usted estar en condiciones de salvar al niño? pregunta con un hilo de voz.
    Y obtiene la siguiente respuesta:
    – ¡Cómo no lo voy a salvar, haré todo lo posible, es mi hijo!»

    Hasta aquí la historia. No hay trampas, no hay nada oculto.
    a) Antonio no es el padrastro.
    b) Antonio tampoco es un cura.

  • Acabo de confirmar una sospecha mía y con mucho susto; algo así cómo que los hombres descubrís un buen día que las chicas fingimos orgasmos a las seis de la mañana. Y es lo siguente:

    La frase “muy bien” (atención chicas!) es un “me importa un carallo lo que me estas contanto, cielo” Me lo dice un chaval de diecinueve años.

    ¡Qué daño hizo la ESO pepera e izquierdista! No los educan ni para fingir.

  • Que no, chicus. Ni cardenal ni homosensual. No puedo con los suspans, y voy a cantar ya.
    La eminencia es
    la MAAAADRE.

    Moraleja. Todo el rollazo que venía después del cuento en el escrito. Que si el estereotipo machista, que si no somos capaces de pensar que una tía pueda ser una cirujana eminente. Y, claro, yo me mosqueé. Porque no quería darme por aludida y porque me parece que la causa del atoramiento que produce es, sencillamente, que lo busca con ese planteamiento de acertijo. Te obliga así a no pensar en normal. O sea, que lo que yo creo es que el desconcierto de la gente ante el acertijo no demuestra la presencia del estereotipo machista. Lo que demuestra es lo fácilmente que nos condicionan a pensar mal o a no pensar. La manipuleision. (Y eso no significa que yo crea que el estereotipo no existe).

  • Jo, Tareixa. Qué lince. Pues a mí no se me ocurrió y me mosqueé. Por otra parte, tampoco pensé (ni los autores parecen contemplar) lo que dice Adapts, unos padres que sean todos del mismo sexo que Antonio, lo cual podría sería igual de natural o esperable que una cirujana.

  • El Potas, que era mu gracioso, decía también eso de que correr es de cobardes y que los beneficios del deporte no estaban claros, y tal y tal… Reventó como un botijo a los 54 años.

  • Ahora que lo pienso, siempre me había preguntado porqué los cardenales se llaman así.
    Si los cardenales van de rojo, y los obispos de morado, que es el color del cardenal (moratón)..y es que ahora me ha venido a la mente el pajarito del mismo nombre.
    Desde luego…

  • Leí hace poco algo curioso sobre el color púrpura o violado. Era el color empleado en la Roma antigua por las mujeres que ejercían la prostitución sagrada con los Lupercos. Las lupas o lobas. Y hasta ahí puedo leer.

  • Proc, a ver qué tal se le da éste.
    Hay que ser honestos y contestar rápido.

    Ustedes quieren hacerle un regalo a un amigo. Como saben que es aficionado a la música le van a regalar un DVD con la versión de referencia de su ópera favorita. Pero además quieren que el regalo esté muy bien presentado y que se le entregue en su domicilio, lo que lógicamente tiene un coste adicional. Si el coste total del regalo y de la presentación es de 110 euros y el DVD cuesta 100 euros más que la presentación ¿cuánto cuesta esta?

  • A que resulta curiosa la respuesta instintiva!
    En mi caso, la respuesta instintiva ( 10) insistía tanto que tardé minutos en aceptar la respuesta racional, que cada vez tengo que elaborar.
    En otros aspectos de la vida me pasa lo contrario, o no. Digamos que el instinto es pesadísimo, si no aparece por aquí lo hará por allá-

  • Temía que hubiera listillo que contestara en plan “el amigo es un capullo que devuelve el DVD porque ya lo tiene, o porque la soprano era gorda”

  • Correr es aburrido, pero menos de lo que parece. Si lo haces en un entorno natural se produce un cierto éxtasis y la cabeza funciona en otra dimensión. Por mi parte huyo de llevar música o archeperres electrónicos. El ruido de las pisadas sobre la arena es el metrónomo de tu organismo.

  • [0] Quejicas… Que vayan aprendiendo de Virginia, la sobrina preferida de la Srta. Bellpuig, que, de día o de noche, llueva o haga sol, siempre encuentra su lugar. En Barselona y de gratis, tú.

  • Si Brema no le tuviera tanta tirria a JD habría contestado a la primera, en vez de quedarse haciendo logaritmos.
    Claro que como el Atleti va líder está en el nirvana, como Pi, y no aparecen por aquí.

  • El marquesiño debería ser ministro de algo. Cada vez lo tengo más claro. ¡Qué bien iba a estar España!, como poco muy sana a la par de elegante

  • Qué interesante Procuro lo del púrpura y sus variantes, le recomiendo a Bremaneur que lo lea para que sepa distinguir los colores en una conversación de chicas.

  • Sobre todo para cuando vaya de compras con ellas, Bonnie, ¡con lo qué nos gusta a las chicas que un hombre sepa distinguir un azul victoria de un azul añil !

  • No, no, Holm, no me he ido. Sólo resulta que llego siempre tarde, cuando ustedes ya duermen. Ando desde hace un par de meses con un diagnóstico inquietante y el consiguiente bombardeo de pruebas, y tratando de recuperar antes o por si acaso se confirma la historia de una niña muerta hace setenta años. ¡Ah, pero con el Atleti soy un sabueso! A ver si mañana se me sosiegan un rato los curanderos y puedo escribir algo. Les mando un abrazo a todos, y una felicitación especial a Perro por el nuevo traje.