Pasar a mejor vida

pronombres
Por Perroantonio.

Suele ser muy común responder a la noticia de que alguien va a casarse con expresiones funerarias del tipo mi pésame, mis condolencias o te acompaño en el sentimiento. No hace falta ser un lince para captar el mensaje: se abandona la vida irresponsable para adentrarse en el más allá, en las tinieblas de la obligación, el compromiso, la paternidad y la maternidad. Acostumbran a ser los ya casados quienes más insisten en los mensajes del tipo se acabó lo bueno, ahora ya verás o que te sea leve.

Sin embargo, los recién llegados al trance recelan: han podido comprobar con sus propios ojos como casi todos los amigos casados aparentan ser más felices. Parecen haber puesto punto y aparte al período de angustia emocional inaugurado con la adolescencia; han abandonado las tediosas y agotadoras tareas de avistamiento, cortejo, pavoneo y fracaso; y han encarrilado un proyecto de estabilidad emocional y de negocio (lo contrario al ocio). La prueba de esta estabilidad se manifiesta físicamente en el progresivo engorde que sufren los cónyuges. Y a nadie le obligan ya a casarse.

El matrimonio urbano contemporáneo —ajeno al solar, a la religión y a las costumbres— parece concebirse como un acto de pura libertad apenas obligado por un contrato cancelable. Para los cónyuges puede ser un medio para acceder más fácilmente a una vivienda de protección oficial o para rebajar las obligaciones fiscales. La finalidad procreadora originaria (vigente aún en los matrimonios de la realeza y los grandes propietarios: engendrar herederos) ha quedado relegada en una sociedad en donde los hijos quitan demasiado tiempo a la obtención de ingresos precarios y en donde, merced a la apoteosis de lo fungible, apenas quedará nada que merezca la pena heredar. No es lo mismo transmitir una biblioteca con 5.000 libros y 3.000 discos que legar una memoria USB con 5.000 epubs y 3.000 mp3. La obligación legal de mantener alejados a los hijos de cualquier trabajo hasta los 16 años, no poder dedicarlos a tareas agrícolas y ganaderas o no poder venderlos como esclavos, quita alicientes a la procreación. Son un negocio de rentabilidad difícil, puesto que ni siquiera garantizan que vayan a proporcionar más alegrías que un perro o un loro. No es extraño que en estas condiciones se haya llegado al tipo extremo de matrimonio sin finalidad procreadora: el matrimonio homosexual con mascota.

Algo muy diferente a lo que han sido y siguen siendo los matrimonios tradicionales, cuya finalidad es radicalmente aglutinante. Las familias cruzan a sus descendientes para forjar alianzas y formar clanes y soportan mal las cancelaciones del contrato. Es en este tipo de matrimonio en donde cobran todo su valor los pésames y condolencias por pasar a mejor vida, puesto que los amantes no se casan sólo entre sí sino que también y principalmente con sus familias de acogida, asumiendo sus compromisos, sus obligaciones y sus costumbres, y supeditando la libertad propia a las exigencias de la sangre. Si un simple matrimonio urbanícola supone saltar del yo al nosotros, el matrimonio tradicional obliga a tratar cotidianamente con el vosotros y el ellos.

Para vivir no quiero
islas, palacios, torres
¡Qué alegría más alta:
vivir en los pronombres!

Se equivocaba el poeta, vivir en los pronombres no es lo contrario al patrimonio: es, mismamente, el matrimonio. Que trabaja para lo mismo.

145 comentarios

  • El matrimonio es algo maravillosísimo.
    “Tú” y “Yo” son, tal como dice Pedro Salinas, las palabras de los amantes.

  • 5º premio: 98538
    (Que yo me voy. Que siga otro)
    Por cierto, este trozo: “La obligación legal de mantener alejados a los hijos de cualquier trabajo hasta los 16 años, no poder dedicarlos a tareas agrícolas y ganaderas o no poder venderlos como esclavos, quita alicientes a la procreación. Son un negocio de rentabilidad difícil, puesto que ni siquiera garantizan que vayan a proporcionar más alegrías que un perro o un loro.”, me ha encantado.

  • Para mi generación la vida tenía dos objetivos: casarse y ser funcionario. Vean en una breve biografía si me lo tomé en serio.

  • A los 24 años termino carrera y servicio militar. A los 25 boda y primera oposición (MIR). A los 27 primer hijo. A los 29 tesis doctoral. A los 30 segunda oposición (con el #1 como Fraga, ya soy funcionario). A los 33 segundo hijo. A los 34 nombramiento como Subdirector General. A los 48 nombramiento como Director General en consejo de ministros presidido por Aznar.

  • En mi época no se pensaba como el tal Fielding, no se pretendía “robar” una fortuna a una señora mediante el matrimonio, sino “compartirla”. Por mi parte encontré la mujer ideal para casarse: guapa y progre, pero del barrio de Salamanca. En el pensamiento conservador se busca siempre el unir fortunas, cierto que la mía entonces era solo potencial.

  • Emparejamos hace 28, y este año firmamos en el registro de uniones de hecho (probado). Encadenamiento moroso. No descartamos llegar al matrimonio.

  • En la pag 504 del libro de Morán se relata como el profesor de Literatura Juan Carlos Rodríguez llevó a Granada para conferenciar a Louis Althusser. Dado que es viejo conocido de esta casa, me refiero a Rodriguez, ayúdenme a recordar sus nicks. 1 2 3 por ejemplo Althusser.

  • 22 de diciembre de 2014 a las 09:54 Bonnie
    El matrimonio es algo maravillosísimo.
    “Tú” y “Yo” son, tal como dice Pedro Salinas, las palabras de los amantes.

    Bonnie, no sé con qué diagrama de Venn me explicaría la relación entre ‘amante’ y ‘matrimonio’, en su comentraio; por si acaso le recuerdo que cuando Salinas escribió La voz a ti debida estaba casado (casado con otra, quiero decir).

  • 22 de diciembre de 2014 a las 12:59 PROCURO FIJARME

    Bonnie, no sé con qué diagrama de Venn me explicaría la relación entre ‘amante’ y ‘matrimonio’, en su comentraio; por si acaso le recuerdo que cuando Salinas escribió La voz a ti debida estaba casado (casado con otra, quiero decir).

    Es decir, un amor puro, desinteresado e ideal. No sujeto a las trabas de la familia ni a la opresión de las convenciones. De los de follar y hacer versos y luego ir a casa a que te ponga la cena la parienta. A mi eso de que “¡Qué alegría más alta: vivir en los pronombres!” siempre me había sonado bastante a chiste, que me parecía que se dejaba pronombres fuera. Qué cabrón, le alegraba el “tú” pero vivir, lo que se dice vivir, vivía en el “ella”. Como decía el otro, “o poeta é um fingidor”.

  • 22 de diciembre de 2014 a las 12:56
    MARQUESDECUBASLIBRES
    En la pag 504 del libro de Morán se relata como el profesor de Literatura Juan Carlos Rodríguez llevó a Granada para conferenciar a Louis Althusser. Dado que es viejo conocido de esta casa, me refiero a Rodriguez, ayúdenme a recordar sus nicks. 1 2 3 por ejemplo Althusser.

    Como diría Brema, Altoser, cof, cof.

  • Decía Cioran que el amante empieza como poeta y termina como ginecólogo. Añado que continúa como psiquiatra y culmina en la geriatría.

  • Escribe Márai que el matrimonio es una trinchera más de la lucha de clases.
    También que nadie tiene la más remota idea de lo que es un matrimonio hasta que lleva 25 años casado.
    Cosas del humor húngaro, tal vez. El caso es que debía llevar unos 40 con su Lola.

  • Puro romántico amar y creer, que ya este hombre enciende el fuego todavía tóditas las noches para comer caliente entre tanto me marcho a cazar.

  • Sobre lo de Yo y Tu mantuve una áspera discusión con el tipo del curso con el que les he castigado.
    Citando a Montaigne dijo “porque eras tú, porque era yo”, y le corregí “porque era él, porque era yo”.
    Me pilló en un día en que consideraba muy invasivo el pronombre Tu ( y los verbos, adverbios y sustantivos que suelen venir detrás )
    Hoy me ha escrito un mail dándome la razón.

  • marquesdecubaslibres 22 de diciembre de 2014 a las 12:56
    En la pag 504 del libro de Morán se relata como el profesor de Literatura Juan Carlos Rodríguez llevó a Granada para conferenciar a Louis Althusser. Dado que es viejo conocido de esta casa, me refiero a Rodriguez, ayúdenme a recordar sus nicks. 1 2 3 por ejemplo Althusser.

    Adrede

  • «Cásate a primera hora de la mañana. De ese modo, si no funciona, no habrás perdido todo el día».
    MICKEY ROONEY

    Tengo ese libro Pedroantonio, JEJEJÉ, me lo compré en el quiosco de la estación.

  • 22 de diciembre de 2014 a las 09:54 Bonnie
    El matrimonio es algo maravillosísimo.
    “Tú” y “Yo” son, tal como dice Pedro Salinas, las palabras de los amantes

    Estoy re-viendo La Barraca, la serie.
    Cuando la hija de Batisté empieza a salir con el nieto del Tío Tomba, y son tan tontamente felices solo con pasear y repetir uno el nombre del otro:
    – Roseta
    – Tonet
    – Roseta
    – Tonet

  • 22 de diciembre de 2014 a las 14:20 PROCURO FIJARME
    Tengo ese libro Pedroantonio, JEJEJÉ, me lo compré en el quiosco de la estación.

    ¡Mardita roedorah! (Por cierto, que es un libro de citas extraordinario.)

  • Tomo un taxi en el aeropuerto de Palma que me lleva a la ciudad. Horas después paseo un buen rato y me dirijo a una parada de taxis, subo al primero y estoy con el mismo taxista ( de un parecido extraño con Almodóvar ).
    Los astros me quieren decir algo, pero se expresan fatal. Quizás que vaya al cine, o al psicoanalista.

  • “Para los cónyuges puede ser un medio para acceder más fácilmente a una vivienda de protección oficial o para rebajar las obligaciones fiscales.”

    Salvo que su ideología emancipadora no se lo permita por ver en el matrimonio algo mucho peor que un contrato.

  • La familia es el único escudo válido frente al cruel destino. Dejar esto en manos del Estado es un fatal error. Casarse es un ejercicio supremo de solidaridad, mucho mayor que pagar impuestos. Soportar a la familia es el sacrificio supremo.

  • Procu, no se lee un carajo de lo que dice el papa. Está como encriptado. Y además, ¿qué sabrá del matrimonio alguien que no se ha casado nunca?
    ————————–
    Soy insolidaria, no sólo no me he casado, sino que encima, a la familia, lejos de soportarla la disfruto.

  • Una vez oí a una abogada que presentaba un libro sobre divorcios (ella sabía: ella había visto cosas). Dijo que antes de casarte te tenías que imaginar tu divorcio (cómo haría él, cómo haría ella, cómo sería ello). Si lo ves viable y hacedero, si divisas calma en el desastre, adelante. Pero si lo ves muy mal, si no lo ves. Si no lo ves, puntos suspensivos.

  • 22 de diciembre de 2014 a las 15:22 GACHOINLOWERCASE
    Soy insolidaria, no sólo no me he casado, sino que encima, a la familia, lejos de soportarla la disfruto.

    Bueno, creo que no es exactamente así. Hablamos no de la familia que NO hemos elegido —la nuestra— sino de la familia que hemos adquirido gracias al acto matrimoniante. Aunque reconozco que disfrutar de la familia propia tiene el mismo mérito que disfrutar de la adquirida. ¡Qué bonito es el amor!

  • 22 de diciembre de 2014 a las 15:22 gachoinlowercase

    Yo sí lo veo, corasón.

    «8 consejos del Papa Francisco para tener éxito en el matrimonio.
    Ante más de 12.000 parejas de novios, el Papa Francisco ofreció los ingredientes para elaborar la receta de un amor sólido.
    Primero, los novios tienen que estar dispuestos a convertirse en artesanos o incluso, en joyeros».

    Me parece superbonito y ya no he leído más porque con eso y dos moscas gordas tengo para un buen rato.

  • Les sugiero que se hagan una IMPEDANCIOMETRÍA, prueba incruenta, barata y rápida (solo hay que desnudarse un poco). Les informará de cosas tales como cuál es su nivel de grasa visceral o de su edad metabólica. Ambas son determinates para su futura salud, aunque ya les aviso que la única forma de mejorarlas es haciendo ejercicio.
    La grasa visceral (la mala) es la que se encuentra en el interior de la cavidad abdominal rodeando los órganos vitales, a diferencia de la subcutánea (la buena) que actúa como reservorio y se moviliza cuando no comemos o nos movemos.
    La edad metabólica, junto con el índice de tasa metabólica y el metabolismo basal nos indica cuánto gastamos en condiciones de reposo, y es un predictor lo que le va a costar bajar de peso.

  • ¡Pero rs que yo disfruto incluso de mis cuñados!
    ¡Y de las familias de mis cuñados!
    Dios mio, ahora que lo pienso, ¡Incluso de los cuñados de mis cuñados (yo incluida)! (Bellpuch, aquí necesitaría el emoticono de wsp, ese que unas manos sujetan una cara…)

  • Hoy sabemos que la grasa se pierde fundamentalmente por la traspiración y la respiración, por eso es tan importante sudar y ventilar forzadamente.

  • (Mi opinión es que sólo los feos se preocupan tanto de la esbeltez. Las guapas podemos estar felizmente -porque comemos chocolate con almendras- gordas. Sin pasarse, claro. Tampoco es cuestión de salir rodando a la calle en lugar de caminando.)

  • Gachó, la verdadera familia de una persona es la que procede de la procreación con una pareja. Entonces tu pareja y tus hijos son ya “tú” familia y los demás pasan a la categoría de exfamilia.

  • No hablo de esbeltez, sino de evitar un infarto o un ictus, hecho que hace mucho daño a la familia.

  • Chistes de impedanciómetras:
    ⎯ Me parece que está usted un poco sorda.
    ⎯ Pues uno setenta y cincuenta y siete kilos, qué quieres, oyes.

  • Perroantonio .
    22 de diciembre de 2014 a las 12:56
    MARQUESDECUBASLIBRES
    En la pag 504 del libro de Morán se relata como el profesor de Literatura Juan Carlos Rodríguez llevó a Granada para conferenciar a Louis Althusser. Dado que es viejo conocido de esta casa, me refiero a Rodriguez, ayúdenme a recordar sus nicks. 1 2 3 por ejemplo Althusser.

    Acotación o duda causada por mi espantosa memoria, que fuera Brema el que empezó a llamarle Altoser casi lo compro a la primera, pero juraría que era yo quien le llamaba cofcof. (inducido sin duda por el mote de Brema)
    No tiene ninguna importancia, simplemente es que me paso la vida peleando con mis recuerdos, mis no recuerdos y mis recuerdos inventados o no, no lo sé. (Con ochenta años vivir a mi lado va a ser una fiesta).

    Como diría Brema, Altoser, cof, cof.

  • Pirata Eugeni: lo de ayer de Greeksmann fue de quitarse el sombrero (y ponérselo a él para celebrar su genio y para taparle esos pelos de antihombre que lleva). Sólo pude ver en vivo y en directo los tres primeros goles de El Equipo del Pueblo y se me quedó el último fuera, habida cuenta de que hube de irme de alparceo por ahí. El penal fue incorrecto, cosa que se agradece cuando se juega contra el Bilbao. De todas formas los cortes no quitan lo caliente, porque la hinchada del helmántico de San Mamecks estuvo a la altura reconociendo el juego de Juanfran & Cia al grito de Aleeeti, Aleeeeti.

  • Adapts, recuerdo que Verse me regaló una camiseta negra con el lema, en grandes letras blancas: COF COF!! Otro de los multinicks del zapatero granaíno era Cazón en Adobo.

    ***

    Aquí en Alemania veo a la gente muy desfamiliarizada. Salen por piernas muy pronto de la nave nodriza y luego se arrejuntan en casas compartidas donde todo está guarro y desordenado. La falta de orden y de disciplina familiar les convierte en unos extraños tipos anarquizantes dentro de una estructura de sumisión protestante a unos valores eternos (democracia, participación social, conciencia medioambiental, dinero, dinero, dinero), lo que les convierte en unos neuróticos muy proclives al cortocircuito mental. Creo que el cuñao y la suegra son la estructura medular de España, mal que nos pese. Dicho todo esto en función de observaciones tomadas a la ligera en los catorce años que llevo aquí metido.

  • Funes, gracias por traer eso. Me alegra especialmente porque veo que hay quien ha leído el libro sin neblinas mentales.

  • Si le van a hacer una impedanciometría y le piden que se desnude, igual no va a ser cosa del oído.
    La impedancia es una característica física de los materiales aplicable a múltiples objetivos.

  • Procuro fijarme 22 de diciembre de 2014 a las 17:42
    España, el cuñao y la suegra.
    MECAGÜENLOSINDIOSINDIÓS.

    Me sorprende, y más aún que descubrir cachondeito en Juaristi, leer esto a doña Procu

  • Este fin de semana pasado la capital del fútbol fue Marrakesh, en Marruecos.

    Considero de muy mal gusto traer aqui croniquillas de provincias; así no se mentiene el nivel de esta casa.

  • La mejor frase que relaciona matrimonio y patrimonio se le escucha en una floja película a Groucho Marx dirigida a la estrella de turno:
    “Bueno, lo primero que hay que hacer es llegar a un convenio.
    Usted se queda con los niños;
    su marido se queda con la casa;
    los niños queman la casa;
    usted cobra el seguro,
    y yo me quedo con usted”.

    [Blog de Azúa.Comentado por: Tipo material el 21/4/2006 a las 11:37]

  • ¡Que jovenes eramos entonces! [en el mismo blog]
    “Por definición el adulterio es una cuestión de adultos:
    Dos hombres traicionados por la misma mujer son algo parientes (Camus)”.

  • 22 de diciembre de 2014 a las 19:25 Funes

    No sé por qué lo dice, Funes. Pero que igual me he explicado mal… Dios, ¡si es que ya no se puede confiar ni en la argumentación a base de exabruptos!
    Juaristi tiene mucho sentido del humor, empezando por su poesía que rebosa de él.
    ***
    Qué pena, Gacho. A mí también me gustaba Joe Cocker.

  • La edición italiana de En nombre de Franco, que sale en enero, incluye pocas pero significativas modificaciones sobre el original publicado en 2013, fruto de la información suministrada por personas que leyeron el libro. Estas informaciones en nada erosionaron las tesis del ensayo, que ahora gozan, en algunos ejemplos, de una nueva y afortunada solidez. Esta plaquette en español incluye los capítulos que han sufrido algún cambio, atribuyéndoles la numeración que tendrían en una nueva edición del original.

  • Tengo un ataque de nostalgia franquista. La lotería, el Madrí, el libro de Morán. El tardofranquismo, el que yo viví, fue un paraíso. Todo estaba permitido, hablo en serio, todo menos el puto comunismo y el separatismo. Ójala a los nuevos comunistas y a los nacionalistas se les diera un merecido escarmiento. Me queda la asignatura de los católicos, que fueron semillero de comunistas, también debieron de ser reprimidos. Es triste decirlo, pero hay que poner coto a los tontos.

  • Estoy llorando al ver la alegría de los afortunados. Yo no jugaba, ya me tocó el Gordo cuando me casé.

  • Quién no se emociona viendo a los niños de san Ildefonso. Hoy mi padre ha cumplido 90 años. Amo España.

  • Funciona el turismo, funciona la Justicia, mejora la economía. Hay alegría en las calles. Vivimos en el paraiso.

  • Bueno, pues doy por cerrada una semana infame. No, no me ha tocado la lotería, pero no es por eso, eso estaba ya descontado por las leyes de las probabilidades (las medianas y todo eso, en lo que tanto metí la gamba en mis comentarios: PI tenía usted razón en todo). Un virus devastador nos ha tenido a toda la familia con fiebres, toses, dolores de garganta y bajadas de defensas en general, que nos llevaba a recaer cada dos o tres días cuando parecíamos ir a mejor. No voy a echarle al virus la culpa de mis errores, aunque algo puede haber influido, simplemente que uno es a veces asín de obtuso.

    Ayer Ella se encontraba aún convaleciente, pero yo me animé a salir a dar una vuelta en bici, aprovechando que había carrera popular en el pueblo (valga la redun). Estaba charlando con viejos conocidos del club, comentando el éxito de participación (mas de 2500 inscripciones) cuando, sin darme opción, me colocaron una camiseta de la organización y me enviaron junto con dos viejas glorias (Carmelo y Sebas) a hacer el cierre de la carrera, haciendo el mismo recorrido que los atletas pero en bici, recogiendo y acompañando a los rezagados hasta los controles. El recorrido era una gozada, algo duro para recorrerlo a pie, pero suave para la bici, teniendo en cuenta que ibamos recogiendo gente y los acompañábamos a ritmo suave hasta los controles. Llegados al punto más alto, al final del camino Agromán, nos encontramos a otros cuantos conocidos, capitaneados por mi hermano Juan, recogiendo el puesto de avituallamiento y dando buena cuenta de lo que había sobrado: tortilla, chorizo, lomo y embutidos varios, donados por los patrocinadores. Nos unimos al festín y la excursión acabó mucho mejor de lo previsto. Si ya me encontraba mejor, aquéllo fue la cura definitiva. El paisaje, los colegas, la comida y las risas que nos hicimos hubieran resucitado a un muerto. Cuando llegamos de nuevo al pueblo, ya habían entregado todos los premios y estaban pensando en enviar una moto a buscarnos, a ver si nos había pasado algo. Certifico que no hay nada mejor que retomar la actividad para recuperar la salud.

    Pero mi hija mayor también se encontraba bastante mejor y se ha empeñado en demostrarlo llevándome hoy a esquiar. Lo malo de tener la nieve tan cerca, a 8 km. de casa, es que no tienes excusas. Así que nos hemos cogido los esquís (de travesía) y nos hemos subido “andando” desde el aparcamiento de Valdesquí hasta el repetidor de la Bola del Mundo, en dos horas y media. Allí nos hemos comido los bocatas (otra comida memorable) y después hemos bajado un poco por el Ventisquero de la Condesa, para que mi hija lo conociera. Luego hemos bajado por las pistas balizadas, haciendo enormes eses para que la bajada nos durara más. Hasta nos hemos parado en la terraza de la cafetería que hay a mitad de pistas, para bebernos el Aquarius y sentirnos como unos domingueros más, tomando el sol sentados en una silla y con los pies en la barandilla..

    O sea, que he recuperado la actividad plenamente y de golpe. Hoy estoy aún más cansado que ayer, pero ha merecido la pena. Mi hija todavía me tiene en una alta consideración y confía plenamente en mí a la hora de emprender determinadas actividades. Y yo eso lo aprecio mucho.

    Con lo del virus, he perdido un kilo en una semana, lo que unido a los siete que había perdido desde la famosa boda segoviana y el encuentro con el primo Román, hacen que me enfrente a las fiestas navideñas, generalmente proclives a la ganancia incontrolada de peso, con un moderado optimismo.

    Por cierto, mañana salimos de viaje (Ella, yo y el perro, l@s chic@s ya pasan de estos temas) hacia Málaga, a pasar parte de las fiestas con los suegros. A ver si me pueden recomendar algún sitio en la Autovía de Andalucía donde merezca la pena parar a comer, nosotros no salimos del Orellana Perdiz en Bailén o del Autogrill de Santa Cruz de Mudela, y se agradecería un cambio.

  • Funciona el turismo, funciona la Justicia, mejora la economía. Hay alegría en las calles. Vivimos en el paraiso.

    Y la peña va a esquiar. Sí: D’abuten todo, oyes.
    A los comedores sociales, los metéis así en un invernadero y pintado por fuera de club privado, y la alegría todavía es mayor.
    Y la justicia es que…vamos, que no se puede aguantar la justicia que hay. Sobre todo desde que para denunciar tienes que ir con el dinero por delante, es una justicia justiciera. Y también mola que en las empresas puedan despedirte sin motivo justificado, poniendo un cantamañas putero y alcohólico tu nombre en una lista, como hacían los nazis con los judíos, oyes. Y luego decide sobre tu futuro una niñata veinteañera o treintañera que no le sale del coño pasarte a una entrevista. Porque como ella sabe más que nadie, que para eso lleva un año y medio haciendo selección, pues no te pasa. Y si luego tú manifiestas tu deseo de cogerla de los pelos y golpearle la cara contra la mesa, pues eres una violenta.
    Sí, está todo de puta madre. Yo tengo una alegría que es que no quepo en mí de gozo, y lo que más me gusta es la solidaridad de la gente. A mí es que me deja de pasta de boniato.
    El día que me toque (mal)vender la casa, es que voy a pagar tres días de fiesta al pueblo y todo, oye. Con mascletá y castillo.
    —————————————
    Procu, eso que me has dado no son familias verdaderas. Ahí hay mucha promiscuidá.

  • Una de las grandes ventajas de llevar tantos años exiliado es no ver nada relacionado con la lotería nacional. Jugar a la lotería es pecado mortal, venial si te toca.

    Marqués, mis felicidades al patriarca.

  • El patriarca, que se ve con un pie en el estribo, encuenta sentido a su vida gracias a la (verdadera) familia. Deja en el mundo a tres hijos, siete nietos y un biznieto.

  • Admiro la coherencia del Marqués, que ya desde temprana edad supo que el matrimonio y el funcionariado serían las cestas donde habría de poner sus huevos. Por contra, un servidor, más desconcertado que un pollo sin cabeza, ha aleteado por este mundo carente de sentido. Apenas un matrimonio feliz, un puñado de amigos… Todo esto que veis, queridos deudos, algún día tampoco será vuestro.

  • Hace unos años un conocido de un primo mío chileno nos enseñaba sus posesiones en la región de los lagos, en plan horizontes lejanos.
    Cuando marchamos mi primo sentenció sabiamente: si no lo tienes, no lo tendrás.
    Pero hoy la Primitiva tiene bote!

  • Gacho, yo llevo en situación precaria desde hace cinco años, cuando me despidieron de la multinacional donde llevaba trabajando casi veinte años. Fue un despido injusto, traumático y con juicio de por medio, donde conseguí ver reconocida la improcedencia, pero no la nulidad, que es lo que buscaba, pues se basaba en una acusación falsa. Tiempo después se descubrió que era así y los responsables fueron despedidos disciplinariamente, pero a mí eso ya no me sirvió de nada. Desde entonces mi situación ha cambiado mucho y sobrevivo como puedo, lo que más noto es la falta de un horizonte de estabilidad que antes daba por supuesto. He tenido que renunciar a muchas cosas y cambiar mis costumbres, pero me niego a hacer demagogia y a culpar a los demás de mis desgracias y carencias. Me molesta que algunos hagan ostentación de riqueza o de privilegios, pero allá ellos. Mi hija sabe el impacto que todo esto ha tenido en mi moral y desde el primer momento se tomó como un deber el animarme a hacer lo que más me gusta (esquí de travesía), pagando de su bolsillo las salidas y haciendo lo imposible por que podamos esquiar alguna jornada en cuanto cae algo de nieve, como una especie de conjuro para hacer ver que nada nos va a impedir hacer lo que nos gusta. Así que menos demagogia y tengamos la fiesta en paz, deje usted a cada uno disfrutar como le parezca conveniente.

  • El caso de Zeppi me ha recordado uno muy sorprendente que viene estos días en el periódico:
    «“Le gané la querella pero no quiero que vaya a la cárcel porque es inocente y tengo pruebas y documentos para demostrarlo”. Lo dice Iñaki Gomara, magistrado durante 12 años en Bilbao y actual abogado penalista en ejercicio, que después de haber conseguido, en la Audiencia de Bizkaia el pasado mes de julio, la condena a cuatro años y nueve meses de prisión y la consiguiente inhabilitación profesional del asesor fiscal Iñaki González, reconoce ahora que el condenado “tiene razón” ».

  • A ti qué te pasa? Demagogia la tuya, que no contento con dar (pésimas) clases de estadística, ahora te pega por las de moral. Si a ti no te pica ¿pa qué te rascas? que disparan al elefante y salta el conejo.
    Disfruta como te salga de los cojones, faltaría más, ¿o es que yo te impido disfrutar como te parezca conveniente?

  • Zeppi nos muestra el el enésimo caso de como la (verdadera) familia protege en época de desventuras. Dado que el despido “improcedente” (con indemnización, no lo olvidemos) es un derecho que no se le puede discutir al empresario, no queda mas que hacerse funcionario para estar a buen recaudo de las veleidades ajenas.
    Resulta evidente que mi fórmula de matrimonio mas función pública es la mas segura. Otros prefieren la aventura, múltiples parejas, no hacer oposiciones, picar aquí y allá, pero al ir cumpliendo años la pesada losa de la existencia se hace insoportable.

  • Es la primera vez que me toca la de navidad. Acabo de cobrar unos 12 000 duros de lotería. Algo es algo, dijo un calvo (no el de la lotería) y se encontró un peine sin púas.

  • Gancho, si quieres amancebarte y tener docenas de hijos deberías ser más dulce y cariñosa y no amontonar tantos pecados. Y aprender a hacer paellas alicantinas, que son las buenas.

  • Holmecks, una plaquette es un librico pero dicho en finolis.

    Gancho, ése no es el espíritu, y menos el navideño. Vale, me he equivocado, a lo mejor la paella más rica no es la alicantina sino la castellonense. Me tenéis hasta las barbas de tanta competición arrocera. ¡¡¡¡Al final me voy a ir a un mattdonals y que os bomben a todos con el arroz sin cigalas!!!!

  • Tipo, enhorabuena por el premio. Aún nos quedan un par de fumanchungos que vender.

    Bellpuig, en el contrato que no te hemos hecho pone que tienes un plus por «comercial». No te veo muy puesta en ello.

  • Todos los años, desde hace muuuuchos, pongo en los NJ’s un villancico de Extremoduro. Este año me niego. Ha sido el primer año en paz de la última década, así que voy a cambiar el youtube y os dejo con esta hora de villancicos navideños con bien de sintetizadores y copones de esos. ¡¡Feliz Navidad!!

  • Y por si acaso os dejo con esta diversión de 1982. La canción trata de un chico de dieciséis años que va a una farmacia a comprar condones y no se atreve a decir la dichosa palabra, así que da varios rodeos lingüísticos, por lo que la boticaria cree que le está tomando el pelo.

  • Como empecéis todos a poner villancicos os voy a cascar a Yorchs Maikel o a Maraia Carey..y vais a saber lo que es bueno!
    En garde!

  • En Barcelona, esta mañana, un montón de tíos han hecho cola para inculparse, o autoinculparse, por lo de Mas y el 9N. Esto debe de ser el autoodio.

  • 23 de diciembre de 2014 a las 17:51
    BREMANEUR
    Y por si acaso os dejo con esta diversión de 1982.

    Te pareces al del saxofón, Bremaneur.

  • Pues una tortilla si es de patatas de Sto. Domingo, su cebolla caramelizada, con sus huevos de gallinas casheras..¡es la *ost** en vinagre!
    Delicatessen no, lo siguiente.

  • Pues es que resulta que investigando sobre los mitos de los Monegros me ha llevado a desvubrir cosas muy interesantes sobre un hecho histórico que nos ha avergonzado durante siglos. Estoy recabando información porque estoy encontrando cosas maravillosas ..(al menos para mí). Lo tengo más o menos acabado, cuando lo tenga se lo envío.

  • Cada vez que veo a Montoro sonreír y hacer bailar la conga a las CCAA me apetece pagarle una propina en la próxima liquidación fiscal.

  • Un día el marqués debería explicar cómo funcionan estas reuniones oficiales a 20, quien da y quita palabras: con tanto ego el sistema debe ser muy sofisticado.

  • 23 de diciembre de 2014 a las 19:21
    BONNIE
    23 de diciembre de 2014 a las 17:51
    BREMANEUR
    Y por si acaso os dejo con esta diversión de 1982.
    Te pareces al del saxofón, Bremaneur.
    ***
    Es lo más bonito que me han dicho en los últimos diez años, Bonnie. En serio.

    Hoy he estado revelando fotos con el mayor experto mundial en los Monegros. Tiene una pequeña biblioteca especializada en su pueblo, San Mateo.

  • Tengo como asistenta a la camarera del bar donde desayuno. Hay dos camareras, una fea y una guapa, la mía es la fea, claro, pero ambas son españolas. Esto hoy es timbre de honor. El caso es que la fea ha comentado hoy mientras desayunaba: “Marqué, que le he tenío que cambiar toas las sábanas, que deja usté la cama como un bebedero patos, a saber lo que hará por las noshe”. He notado como la guapa, de soslayo, ha reparado en mí. (continuará)