El hombre más odiado de América

JLV
Por Fernando García.

Cuando los agentes del FBI detuvieron a Martin Shkreli muchos americanos respiraron aliviados. Sus actividades en el sector farmacéutico fueron tan indeseables que la prensa llegó a calificarlo como «el hombre mas odiado de América», un terreno en el que hay ciertamente competencia. Pero como en el caso de Al Capone, las causas de su detención fueron diferentes de aquellas que le hicieron ser tan odiado.

Martin Shkreli, como CEO de la compañía Turing, captó el interés de la Comisión Antitrust del Capitolio por incrementar el 5000% el precio de Daraprim, un medicamento esencial para tratar la malaria y la toxoplasmosis. Su posición de abuso se basaba en poseer el monopolio de ese medicamento en EEUU en unas patologías para las que no existen otras alternativas. Pero lo que desató el odio de sus conciudadanos fue saber que se había hecho con esos derechos sin haber gastado un solo dólar en investigación pues se trataba de una vieja molécula, la Pirimetamina,  que había conseguido a bajo precio. La irritación alcanzó un grado mayúsculo cuando se supo que se había gastado 2 millones de dólares en un peculiar capricho: una edición única de un disco del grupo rapero Wu-Tang Clan que habría sido grabado para él en exclusiva. Conocer las habilidades musicales de tales raperos ayuda a entender la indignación causada.

Sin embargo, estas actividades no fueron las que le llevaron a la cárcel, aunque sí a perder su empleo. Las razones por las que fue arrestado tenían que ver con sus manejos en su empresa anterior, Retrophin, en la que, cuando tenía solo 32 años, organizó una estafa del tipo «esquema de Ponzi», más conocida en Europa como «piramidal», con la cual hizo un agujero de 65 millones de dólares. Shkreli ha pagado una fianza de 5 millones de dólares para salir de la cárcel y se enfrenta a una petición de 20 años de confinamiento.

Estas son las bondades del capitalismo financiero, incluso en sectores tan tecnificados como la industria farmacéutica. Nosotros nos tenemos que conformar con el amigo Bárcenas o con el «Bigotes», pero en el fondo todo parece lo mismo: una película protagonizada por Jose Luis López Vázquez.

96 comentarios

  • Se impone con urgencia un Elogio del refrito, esto es, cómo escribir lo ya escrito en un millón de artículos de idéntica manera.

  • Conocer las habilidades musicales de tales raperos ayuda a entender la indignación causada.

    Puedo interpretar esa frase de dos maneras opuestas: bien porque el arribafirmante conozca y, POR LO TANTO, admire sin tapujos las mentadas habilidades musicales (pues la compra en exclusiva nos privaría del disco al resto), bien porque la indignación se deba al pago de semejante cantidad por lo que sería inimaginablemente un bodrio.

    Espero y deseo que el sentido de la frase sea el primero. No quiero vivir en un mundo en el que D. Fernando de García abomine de los geniales neoyorquinos.

  • Traigo el nabucodonosor empingorotado gracias a la portada de El País. Nunca una Interviu llegó a mostra tanta belleza.

  • Si el lunes nombran a Mariano persona non grata en Pontevedra, espero del Gobierno en funciones el traslado inmediato de la capital de la provincia a Patos.

    O, en su defecto, a Playa América.

  • No hay duda que el Wu-Tang clan es el mejor grupo de rap del mundo. Tampoco hay duda de que el rap es un submundo incompatible con una mínima dignidad humana. Si el financiero hubiera dedicado sus esfuerzos a la música seria la indignación no hubiera sido tanta.

  • Mercutio dice:
    Viernes, 19/02/2016 a las 10:21
    Satur, a mí la que me la pone pina es la nueva de Playboy. Cómo somos algunos.

    Hacer el favor de poned links.

  • Por cierto sr. Mercutio, sepa que el tratamiento que me corresponde es “Ilmo. Dr. Don”, el primero por méritos en la alta administración del Estado y el segundo por meritos académicos.
    Ciertamente no me agrada que me apeen del tratamiento.

  • Estoy de acuerdo, Merc. Me contaba un amigo pintor que un día en clase en Bellas Artes estaban dibujando a una moza que estaba como Eva antes de pecar y que andaban muy locos con una alumna que, sentada en el suelo, enseñaba la pantorrilla y se le adivinaban las bragas.

    A mí la Rita me enseña un tobillo y me pongo ahí to’ ígneo.

  • LAS DOS VENTAJAS DE RITA
    (.) Yo entro en una capilla a protestar enseñando las tetas y los monaguillos me crujen a hostias.
    (.)(.) La segunda se me ha olvidado.

  • Gracias srta. Bellpuig por la excelente ilustración y los links, donde habrán podido comprobar de que palo van los Wu-Tang que a mí tanto me repugnan. Cierto que influye ver al “pintor de la corte” en la UCI con los pulmones destrozados gracias a lo que alegremente cantan, el culto al crack y otras hierbas.
    Mi mundo es el López-Vázquez y Fernan-Gómez, no el de estos infames raperos.

  • marquesdecubaslibres dice:
    Viernes, 19/02/2016 a las 12:26

    Lo de Arturo es una malísima noticia, Marqués, y lo siento enormemente.

  • El mundo de la industria farmacéutica tiene regular fama, aunque el caso de Shkreli está abochornando al propio sector. Las cosas han cambiado mucho sobre todo gracias a las millonarias multas impuestas al sector, hablo de multas de 100 millones de dólares a una sola compañía.
    Trabajar en este área, aun así, tiene bastante ventajas. Estás produciendo medicamentos, mejor entiendo que teléfonos o armas. Te puedes rodear de los mejores científicos y clínicos. A nivel muy práctico los sueldos son altos y en general no abundan los macarras en el día a día. Tontos sí, claro, como en todas partes.

  • A raíz de lo que ayer escribimos varios sobre que no se entendía qué otra cosa, si no era ofender, pretendía la muchacha enseñando las tetas en la capilla, un conocido me dijo que no, que lo que quería era protestar y que protestar no puede ser delito.
    No cuela.
    El problema, como siempre, es el cómo. Nadie conseguirá convencerme de que esa señorita era incapaz de hacerse a la idea de quienes estaban en la capilla se iban a ofender si se quedaba en sujetador; antes bien, estoy seguro de que era cabalmente consciente de lo contrario.
    Si yo, Dios no lo permita, fuera el legislador, tal cosa no sería delito, pero no es el caso.
    La sociedad ha dado en creer que humillar gratuitamente (este es el quid de la cuestión, pero no sé subrayar) a quien profesa sentimientos religiosos debe penarse (tampoco demasiado, por otra parte), entiendo que para evitar que el ofendido acabe tomándose la justicia por su mano (sí, esto es así, para eso existe la justicia penal, no nos engañemos).
    Por tanto, me envaino mi minoritaria opinión y no me dedico a visitar mezquitas insultando a los presentes, como quizá sería mi de agrado.

  • Me place el termino “bondades” del capitalismo financiero. Yo hubiera escrito “defectos”.
    En cualquier caso, noto que cada vez hay una mayor conciencia de los fallos del capitalismo y menos quejas de falta de justicia. Eso también me gusta, porque para corregir un problema, lo primero es reconocer que existe. Las leyes del capitalismo permitimen que individuos como este hagan estas cosas, y que muchos jóvenes le admiren y quieran ser como él. No creo que sea tan odiado como dijeron los periódicos.

  • Llevando con firmeza el timón de España.
    Vino

    Lamprea ahumada y su espíritu.
    Lamprea

    Lamprea de Arbo a la bordolesa, cumbre de la cocina junto a la Liebre Royal, que viene a ser lo mismo.
    Lamprea

  • Hacienda sigue descubriendo fraudes, ahora el sector cárnico. A la gente le gusta pagar impuestos siempre que no se llegue al nivel de confiscación. El diezmo, el tercio, pero no el puto 55% que proponen los delirantes.

  • Iñaki Arteta, otro, perdón, un baracaldés de pro. Y de los salesianos. Con el mérito añadido de pertenecer a una familia de marcado carácter nacionalista.

  • Srta. Bellpuig, retire por favor el comentario ilustrado del Marqués. Me parece bien que alardee de buen gusto y que homenajee a los jallejos que aquí participan, pero no deja de ser execrable que avive el fuego de la envidia hasta lograr nuestra consunción por tal pecado.

  • En la esquina izquierda, con calzón rojo y rosas sin espinas en la mano, la basura escrita por Elvira Lindo; en la esquina derecha, con calzón azul y corbata de seda, la basura escrita por Hermann Tertsch. En medio, en el papel de árbitro atontao, el peñazo de Muñoz Molina.

    Sacadme de aquí.

  • Encargué una determinada edición de un libro, Drácula, para un trabajo escolar de mi hija. Por alguna razón el pedido se retrasó más de lo esperado y tuve que reclamarlo un par de veces.

    El otro día, al verme entrar a recoger el libro por fin, la dependienta me relacionó al instante –o eso quiero creer– con mi pedido y exclamó en voz alta:

    –¡Drácula!

  • Me parece de una indecencia todo, protestar sin camiseta en capilla en vez de estudiar.
    Hay que ser muy ocioso u ociosa para descubrir lugar de culto y recogimiento en una universidad, en vez de visitar una biblioteca y los últimos libros de memorias de Gengis.

  • Pues sí, la última frase de la pieza de Muñoz Mohína es una mierda; el resto es un happy end, aunque sea presentación y nudo, del que ha matrimoniado bien. Ay, Mohína, con una mujer así deberías tener mejor cara.

  • Los maestros cantores wagnerianos valen un millón de veces mas que esta basura de youtubes.
    Joer, ya está bien, no todo vale.

  • Los que hemos tenido acceso a la Alta Cultura y a la Alta Administración del Estado asistimos atónitos a la Revolución de la Clase Baja: tetas, rap, blogs, grotescos youtubes, Gobiernos para el Cambio, esquemas de Pozzi y relatos policiales de vía estrecha.
    El rechazo de la ópera por la Clase Baja es digno de antropológico estudio. Véase el siguiente post.

  • Buenísimos los Snarky Puppy.

    ¿En la ópera se pueden comer palomitas? Hoy han estrenado en el Kursaal unas gafas de realidad aumentada para ver la ópera. Dicen que puedes ver la partitura y los subtítulos en tu idioma. Así puedes, finalmente, entender el argumento chorra y las necedades que dicen los cantantes mientras hacen gorgoritos. A los cantantes gordos no hace falta que los aumenten.

    La ventaja, creo yo, sería que pudieras no ver la ópera, sino una película.

  • Eso es verdad. En la Alta Administración del Estado (y en los ayuntamientos grandes) obsequian a los Altos Cargos y a las Altas Cargas con entradas para la Alta Cultura. Para algo tienen que servir los impuestos.

  • Hace dos semanas fui a la ópera, la semana pasada vi una obra de ballet coreografiada por Nacho Duato y en abril voy a fliparlo con Los Suaves. Ahora me encuentro en una fiesta privada donde impera el tecno. Estoy por boicotear al dj y poner unas joyas. Eclécticos solipsistas, seguid a vuestro líder.

  • Yo a las cabañas bajé, a los palacios subí, y en todas partes dejé amargo recuerdo de mí.
    Trans Euro Express de Kraftwerk, o como de una cabaña se hace un palacio. Brema, pida que se lo pinchen oh nuestro héroe solipsista.

  • Perroan, pulso el link y antes de leer veo una foto donde aparece MARGARITA NELKEN, mientras el pie dice que es Victoria Kent. Menudo puterío.

  • Me han regalado dos entradas para ver en concierto a The Cure el 20N en Madrid.
    ¡Soy la mujer más feliz del mundo!
    Y ahora me voy a estudiar, que vienen los israelís a aprobarnos establecimientos cárnicos con sus sacrificios rituales..todo sangre, como las lampreas que se come el Marqués.

  • Bonnie, coincidí hace mucho con Robert Smith en un avión y la montó porque quería toda la primera fila para él. Treinta y cinco años después imagino a The Cure como algo deplorable. Mas le valdría venirse conmigo a Arce, que está cerca del Ministerio, para disfrutar de un festival de lamprea de Arbo.

  • Se ha muerto Umberto Eco. Supongo que ya le tocaba, pero es una pena. Yo, que fui un tipo tirando a integrado, ahora me deslizo hacia lo apocalíptico con velocidad de crucero. Algo propio de la edad, me malicio. Cada vez odio más el kitsch, algo que confieso que me encantaba porque lo veía como un chiste, aunque fuera en la práctica totalidad de los casos unintended humour. Pero es que ése es el bueno, el humor cabrón, en el que te ríes del tipo que dice tonterías hablando en serio, de la novela llena de metáforas manidas y la película atiborrada de lugares comunes. Pero es que ese sentimentalismo kitsch de trazo grosísimo ha llegado a la política con forma de populismo. Ya no me hace ni puñetera gracia.

  • Me llevan todos los demonios con los atávicos sacrificios rituales del ganado.
    Occidente sacrifica de modo efectivo, compasivo y rápido. El medievo que vaya a tomar por culo.

  • Perroantonio dice:
    Sábado, 20/02/2016 a las 16:40
    Somos almas gemelas Mortimer.

    Me alegra coincidir y he decir que me lo maliciaba. ¿Crees que es la edad o hay que echarle la culpa al mundo?

  • Con Eco hemos aprendido todos.
    Brema: “…con la permanén, /y pa suavizarte que te den col crem. /Se lo pués pedir a Victoria Ken /que lo qu’es a mí no ha nacido quién”

  • Una combinación de ambas. Lo normal es volverse más sosegado y comprensivo con la edad, si ocurre lo contrario, algo falla. Y me parece que no somos nosotros, que veníamos moderados de fábrica.

  • RESUCITAR UN CADÁVER
    Anoche abrí un Baron Philipe del 99. Tras la apertura del sarcófago comprendí que el cadáver llevaba tiempo muerto y había entrado en descomposición. Por respeto al Baron Philipe de Rotschild intenté revivirlo sometiéndole a un activo proceso de decantación y filtración tras el cual el finado tenía un aspecto aseado pero aun insuficiente para salir al escenario.
    Abrí una botella de Marques de Riscal reserva 2011, un vino serio y económico, y practiqué un coupage entre el marqués y el barón que resultó prodigioso. Tal cópula contranatura obró el milagro.

  • La errata ha sido corregida. Como decía Perroan sorprende que el Faro se avenga a publicar este tipo de columnas que contrastan vivamente con el tono pachanguero habitual.
    Por mi parte estoy encantado, aunque le pediría al profesor que pusiera las citas bibliográficas de forma mas ortodoxa para poder consultarlas en caso necesario. Con frecuencia cita autores y año, pero no revista, lo cual dificulta la localización.
    Hay un antecedente en la prensa española, el profesor Pedro Barreno publicaba en ABC artículos del estilo de los de Calaza aunque siempre referidos a temas biomédicos. Pedro, gran persona e hijo de la señora que nos vigilaba en el patio del colegio Decroly, no era ameno ni gracioso como Rio, por lo cual aquellos artículos eran un pestiño.

  • El primer video no me gustò pero el de Manolé es genial, hacìa tiempo que no veia nada tan carpetobetònicamente surrealista. Vuelve la raza !!!

  • A MARTIAN SENDS A POSTCARD HOME
    Aparece esta chapa en una caja y experimento una epifanía. Visitante extranjero. Creo que nada describe con mayor exactitud mi paso por el siglo. Esa vaga sensación de ver el mundo, sus cosas y sus gentes con curiosidad y extrañeza. Como si en la nave espacial no hubiera elegido las gafas de realidad aumentada correctas.

    https://www.instagram.com/p/BCDjQ2jxm0m/

  • Lo que està escrito aquì es “visitante extranjero”. Màs o sea

    perroantonio”A MARTIAN SENDS A POSTCARD HOME”. Aparece esta chapa en una caja y experimento una epifanía. Visitante extranjero.

  • Lo sé, Calaza escribiò algo que enlaza con eso:

    “Robert Louis Stevenson fue el celebrado autor de “La isla del tesoro”, “El caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde” y “El Señor de Ballantrae”. En justicia, no debemos olvidar sus cuentos y relatos cortos, menos conocidos pero no menos interesantes. En uno de ellos (The Distinguish Stranger) fantasea con la llegada a Gran Bretaña de un visitante de otro planeta, recibido honorablemente por un filósofo que le enseña todo lo digno de ser visto. El reino vegetal, representado por robustos y silencios árboles; el reino animal, simbolizado por cabizbajas vacas; finalmente, la civilización encarnada por los peatones de una ciudad. Entonces, el extraterrestre comenta “Qué gente tan rara”, respondiendo el guía filósofo “Son los habitantes de la nación más poderosa del mundo”. “Pues no lo parecen” concluye decepcionado el visitante que, definitivamente, prefiere los árboles a los ingleses.”

    http://www.farodevigo.es/opinion/2013/08/18/cosas-olvidan-espana/862563.html

  • Vaya, ya me parecía a mí que “Sin noticias de Gurb” tenía un precedente que había leído en algún sitio. Pensaba que eran las “Cartas Marruecas” y resulta que es el gran Stevenson. Esto se merece un trago, ahora que estoy escribiendo el prólogo de mi obra maestra “Visiteur étranger”; en francés, natugalemon.

  • La última vez que comí en Arce juré que no volvería. El bueno de Iñaki nos preguntó si teníamos hambre o queríamos probar nuevos platos. Todos apostaron por lo segundo y yo, que soy un niño de pueblo e internado con un juramento de sangre con el pan como alimento hacia la eternidad, imaginé que de allí salíamos a por un bocata de calamares que matara la gazuza y aplacara los jugos gástricos agitados en mar arbolada. No me equivoqué tras un inenarrable primer plato con un percebe, un mejillón y no se que mas pero también una unidad.
    Ahora siempre que camino por esa calle me cruzo de acera para no pisar el trozo que permite entrar en esa casa de locos donde te preguntan que si tienes hambre. La verdad, no sé por qué no le contesté que a mi el pelo me gusta corto.