58 comentarios

  • Esta noticia debe comentar el marqués, que será de sus tiempos. Por mi parte, ya teatré un fingido desmayo de dudosa conducta.

  • Le pido disculpas específicamente S. (y a Pirata y al resto de siglantes). No pretendía herir sus sentimientos, corazones. Mi puñetazo en la mesa tenía como objetivo que se dieran cuenta de lo irritantes que son las putas siglas para quienes no están en el ajo de la conversación. Obligan a un esfuerzo extra al lector y si hay 30 comentaristas pero 400 o 500 lectores, es posible que no entiendan de qué están ustedes hablando, lo cual queda bastante feo en un blog. Los disléxicos sufrimos más, especialmente cuando nos cambian el orden de las letritas.

    En todo caso —y lo digo sin Rintintín— me tranquiliza saber que usan las siglas no por pedantería ni por miedo, sino por simple y pura y dura vagancia, gandulería, molicie, desgana y dejadez.

  • Está bien que se enfade, una misma ni se entera así vaya a los azulitos. Voy a buscar en wiki sinonimos y antónimos de obelisco

  • Mejor como obelisco que como menhir.

    El ayer cubano envuelto en la bandera de la madre patria llora desconsolado. Durante las clasificatorias, seguro que mercutio y Jabois pudieron apreciarlo, mostró su admiración por los gestos de Cristiano y su fe madridista. Por el Madrid al cielo. En este caso a la playa.

    Si a Bolt desearíamos verle correr unos metros más para disfrutar su esprint, a Ortega le desearíamos dos vallas más para verle conseguir el oro.

    Parece ser que la antigua entrenadora de sincronizada, ahora nacionalista catalana, entrena a las ucranianas. De nazi a nazi y tiro porque me toca.

  • He explicado mis razones, que tampoco ahora voy a ser la Voz de los Siglantes.

    Lo del miedo no lo entiendo, también sin Rintintín. ¿Por qué habría de tener miedo a JLGM (seudónimo de Internet que utiliza el escritor José Luis García Martín)? Ni que fuera por ahí insultándolo o acusándolo de pederastia.

    Aceptadas las disculpas, corazón.

  • Anoche entendí lo del perroantuán con lo de las siglas como una coña entre conocidos. No solo lo entendí, sino que estoy completamente seguro de ello. Como él dice, hay gente aquí a la que ya conoces mejor que a alguna cuñada.

    Vamos, como si nos estuvieramos tomando unos gintonis y os hubiera reprendido por echarle verduritas y enebro al brebaje.

  • S. dice: Miércoles, 17/08/2016 a las 12:52
    He explicado mis razones, que tampoco ahora voy a ser la Voz de los Siglantes.

    S., mira cómo te has puesto de nick, eh. QUÉ TIENES QUE ALEGAR.
    S., la Voz que sigla en el Desierto. A falta de pan buenas son siglas. Sigla bien y no mires con quién. A quien Dios se la sigle san Pedro se la desarrolle.
    Cristiana resiglación para esta sigladura, hemanos.

  • Hablando de los oros de España de ayer, se preguntaba el moderador de una tertulia si eran españoles de pura raza, entrecomilladamente, ha aclarado. Recuerda a lo que pasaba con los futbolistas, IMHO, pero vamos, que yo NPI. Vi a Marcus oyendo el himno y ambos parecíamos muy emocionados y felices.

  • No entiendo esas disculpas, no me lo había tomado a mal. Como dice Kenzo, será que nos vamos conociendo y que ya no nos hacen falta ni los emoticonos.

    ¿Acabaremos como esos matrimonios que se entienden sin mediar palabra? ¿Llegará un día en que abramos Chopsuey y esté en blanco y pensemos (SEPAMOS): “Joder, cómo se ha levantado hoy fulano”, “ya está zutano dando la matraca con lo del patio de los agustinos”, “se nota que a mengano no le ha sentado bien el no-comentario de las 10:17”?

  • Pues los mirantes a ver si comentan. Total, lo que te puede pasar es que te insulten y si no pones tu afoto en el avatar, qué más dará.

  • En cuanto a que el cubano es hemano, callado está dicho. Para qué, si no, queremos este cacho Imperio lingüístico más bonito que un Sol que no se pone. Cuando eligieron a Francisco Papa coincidí con un argentino y se me ocurrió alegrarme con él porque el nuevo Papa fuera español. NO LO PILLÓ, EL MUY PELOTUDO.

  • Pues a mí me parecen bien las explicaciones de todos porque figuran un orden comunicativo amable de taberna sin serrín. Las inexplicaciones son peor que las siglaciones.

  • Siempre estuve convencido, y en más de una ocasión se lo hice saber a mis allegados, que algún día ocuparía una página completa de algún periódico. A la vuelta de unos años lo conseguí, por supuesto, y en más de una ocasión. Curiosamente, no fue en la sección de sucesos como pensaba, sino en la de cultura. La vida, a veces, se asemeja mucho a una película de la filmoteca.

  • Hablando del Papa, hoy mediodía en la sexta unos de Podemos pedían que cesara a Cañizares por algo que había dicho. Me parto.

    Tengo la misma fe en el Papa que en la monja esa del barsa, la sorlucía de la orden del Santmessi, ésa que ha hecho que dejara yo de aportar en mi declaración de la renta a favor de Cáritas.

    Como dice viejecita, ya lo siento.

  • ZULO
    Mi hija está de vacaciones en Ibiza y me ha dejado su perrito. La ex mujer de mi hijo está en Ibiza con ella y también me ha dejado su perrita. Mi hijo está en Marruecos y me ha dejado su perrazo y el pobre Arturo también nos dejó para siempre su perrito, así que como Dolce murió el otro día disfrutamos de solo cuatro.
    También ha llegado un amigo holandés en moto desde Alemania (en una R 1200 R, Holm) a pesar de tener 73 castañas.
    La semana que viene esperamos la llegada de una ilustre visita procedente de Chopsuey, haremos crónica desde luego. Todos cabemos en el Zulo, si alguno pasa por Ciudad Real avisen y le haremos un hueco.

  • No es por nada, pero en un comentario precedente puse un segundo “una ocasión” donde quería poner “una vez”. La maldición de escribir con teléfono.

  • ¿Hecho un obelisco?
    Pido ilustración de un basilisco. ¿cómo era?
    La memoria no me falla para estas cosas, o sí, sale de un huevo de gallina negro, poliédrico y pequeño, y sí, tiene una mala leche que se las trae.

  • Galicia ardió locamente estos días pasados casi con certeza como resultado de una operación perfectamente orquestada. Los gallegos llevamos siglos intentando eliminar los molestos árboles por parecernos a los castellanos, pero sin éxito alguno, y en esta lucha el fuego nunca ha sido instrumento eficaz por lo húmedo del país. Luego ahí hay algo. Estas conspiraciones son cosas que saben los que están en el ajo y el vino abundante y que te comentan en largas sobremesas. Unos días después fue avistada por testigos de fiar una avioneta sospechosa zumbando sobre playas y montes arrastrando tras de sí un cartel con las siglas del PP. Con la cobertura del asunto electoral en realidad estaba fumigando chemtrails a la atmósfera lo cual que cambió el clima volviéndolo a su ser y estado y milagrosamente empezó a llover. En estas nos encontramos ahora. Extinguidos los incendios llovizna perezosamente y en las sobremesas, olvidada ya la avioneta contraconspiranoica de Feijoo, se habla de la Tarrés, vendida a una potencia extranjera, y de lo rebuena que está la Ona.

  • Frente a la furia extemporánea de los descreídos, P. gasta la mala hostia justiciera de aquellos que en su juventud albergaron firmes convicciones.

  • Calla Tareixa, que aún me estoy riendo con la ventana ciega. ¿O era con el bicho que se te metió en la cama?

    Mgaussage, Castilla (y L.) es la Comunidad (C.A.) con más árboles. Dicen que 1.210 millones. Lo que sí tengo entendido que tienen más en Galicia son piscinas ilegales sin pagar IBI. El domingo, en Vinuesa, que cae por Soria aunque es como si fuese burgalesa, cayeron unos rayos a media tarde que prendieron el monte en una zona bastante escarpada, pero con un par de camiones motobomba y el agua que sobró de hacer la caldereta lo sofocaron los jóvenes que andaban de fiestas. Así que se salvaron unos cuantos cientos de miles de pinos por el momento.

  • Claudio Sífilis dice: Miércoles, 17/08/2016 a las 15:41

    ¿Hecho un obelisco?
    Pido ilustración de un basilisco. ¿cómo era?

    Aquí un basilisco que se ha puesto como un obelisco.
    Su incredulidad me ha dolido; como lo siento se lo digo.

  • No es que sea una canción muy de mi gusto pero la versión perpetrada por el tal Denis, en realidad el mismo Denis, es un tordo infumable.

    Pido a la autoridad competente que se me permita apear el “profesor” de mi nick.

    ZETE DIMISION.

  • LA VENTANA CIEGA

    Aquí en Galicia y seguro en otras partes del mundo, existe la habitación con ventana de mirador para contemplar arder el monte. Después los dueños de la casa con afán arquitectónico de nuevos diseños, deciden expandir su ego creando nuevas estancias, sean estas una nueva galería para ver arder los montes, un cuarto de la colada o la habitación de los trastos dónde guardan a la abuela cuando viene de visita.
    Y se olvidan de cegar la ventana dejando la habitación muy práctica con ambas salidas en caso de urgencia y visitas nocturnas de bichos u otros seres humanos que dizquen bellas personas.

  • Procuro fijarme dice:
    Miércoles, 17/08/2016 a las 14:22

    S., mira cómo te has puesto de nick, eh. QUÉ TIENES QUE ALEGAR.

    El otro día me llamaron Saurón. Como me lo dijeron en tono cariñoso digo yo que vendría por lo de Tolkien, y no por un lagarto grande.

  • He terminado de leer el libro de Jon Krakauer sobre el tío ese que se va a Alaska con unas bambas y una rebequita para cuando refresque.

    He aguantado por mi tendencia natural hacia todo tipo de tarados/as y para ver si conseguía reconciliarme con el personaje, ya que era un tipo muy inteligente y tal.

    Mi veredicto es que el tío era gilipollas.

    (Ah, si, que el libro se titula “Hacia rutas salvajes/Into the wild”).

    Alguien lo ha leído y tiene una visión un poco más profunda sobre el susodicho y sus desdichas?

    (Viejecita?)

  • Secundúm, me temo que Zete le va ganando por la mano en credibilidad: usa mayúsculas, se ha puesto una avatar de profesor y tiene pizarra y corbata, mientras usted tiene como avatar una especie de remolacha. Estas cosas nos influyen a los lectores de la Era de la imagen. La presentación son dos puntos.

  • Sucundún, se me da que Casi en bolas por Alaska no sería mal título. No tengo ni idea de qué va (quizá doña viejecita sí); sin embargo, a usted que es hombre asesado y de gusto, me permito recomendarle el mejor libro de viajes al Polo que se ha escrito jamás. Concretamente se trata del diario de uno de los exploradores de la (infortunada) expedición que perdió contra Amundsen la carrera por ser los primeros en llegar al Polo Sur. Y no sólo perdieron la carrera, sino que también, en muchos casos, la vida. La nota póstuma que encontraron junto al cadáver del capitán Scott–buen amigo, por cierto, de J.M. Barrie, autor de Peter Pan– en su tumba de hielo, da buena medida de aquello que denominan deportividad inglesa:

    Si hubiéramos vivido, habría podido contar una historia acerca de la resolución, la entereza y el corazón de mis compañeros que habría conmovido el corazón de todos y cada uno de los ingleses. Tendrán que ser estas improvisadas notas y nuestros cadáveres los que cuenten, pero estoy completamente seguro de que un país grande y rico como el nuestro se ocupará de que quienes dependen de nosotros tengan su bienestar debidamente asegurado.

    El libro se titula El peor viaje del mundo y es una maravilla.

  • Ese es uno de los Momentos estelares de SZ (@), para mí el más emocionante, en particular por ese párrafo y uno posterior, que recuerdo más angustiado: “por Dios, cuidad de los nuestros!”. Aunque mi memoria, o la de Zweig, pueden fallar.
    Hace años mi indigné en NJ con el desdén que algunos tenían por Scott, al compararle con Shakleton y sus aventuras con cero bajas.
    Y es que toda comparación es odiosa.
    (@) Stefan Zweig

  • Lo de Shakleton no merece ni discusión. Las fotos, sí, espectaculares, pero como epopeya humana y espíritu de resistencia (y desastre logístico) no hay color. Vendría a ser, traspasado al África, como si comparáramos los viajes de Livingstone o incluso todavía más el primero del escocés Mungo Park con los de Stanley o incluso Richard Burton.

  • Recomiendo, ya desatado, como libro de aventuras (verídicas) maravilloso, el Viaje a las regiones interiores de África de Mungo Park.

  • El holandés errante sabe francés y es fan de Céline. Le he prestado la edición de Galimard de 1955 de «Conversaciones con el profesor Y», quizás lo mas hilarante que escribió Ferdinand. Su anterior editor era Denöel el cual fue prontamente depurado mediante fusilamiento. Las conversaciones son con un enviado de Gaston Galimard que le ha de hacer una entrevista para promocionarle tras su regreso a Francia. El profesor es en realidad un coronel que no quiere saber nada de Céline, pero éste le enreda en un delirante diálogo.

  • Profesor Sucundum 22’27 de anoche
    Estoy de acuerdo con usted. A mí también, el chico, a pesar de toda su “inteligencia” me pareció un imbécil completo. Pero me dió pena que se muriera como se moría, por un cúmulo de casualidades adversas.
    Que creo que los jovencitos tienen facilidad, por inteligentes que sean, ( y más, si precisamente son inteligentes ), para creerse toda clase de ideas disparatadas. No hay más que ver la hinchada joven que tiene, por ejemplo el “desgraciao” de Paul Krugman. O los del WWF, o los de Greenpeace… Forma parte de crecer. Pero los que sobreviven a esa etapa, acaban vacunados, pensando por sí mismos, y velando por sus intereses legítimos.

    Yo misma, estuve a punto de intentar salir volando hacia el horizonte , desde un quinto piso, después de ver Peter Pan. Al final decidí hacer primero la prueba que hacían en la película, me subí a la mesa de escritorio, pensé en piratas y tesoros, y me lancé de cabeza a volar, pero hacia la cama… y me pegué una costalada de campeonato. Pero claro, tenía 11 años…

    Lo malo son los que se siguen creyendo los cuentos políticamente correctos cuando tienen más de 40 años. Y, por desgracia, no sólo les ocurre a los tontos.

  • Pues conocía la historia del Capitán Scott , ( tengo el documental, y varios libros, precisamente sobre Shackleton, y no necesito comparar , que me gusta leer las historias de todos, y también las de los viajes de Tim Severin , las de los amantes de los volcanes, las de los descubridores, etc ).
    Pero justamente, el libro que recomendaba Don Gomez, el de “El peor viaje del mundo” , no lo tenía. Pero lo he encontrado en Amazon.com, y ya lo tengo en mi kindle.
    Aunque va a tener que esperar un poco, que todavía me quedan algunos de los Harry Potter por releer, antes de ponerme con él.
    Muchas gracias por la recomendación, en cualquier caso

  • De Holanda son los tulipanes, no inventen. Que vinieron de las áfricas u otros continentes y fue moneda y escarnio de todo un decenio de muchos años. La basura de acciones de hipotecas que nos llevó a esta crisis es un chiste en comparación con los bulbos de tulipanes.

  • Profesor Zete, muy interesante muy interesante, pero usted no pasa el test de Turing. Lleva tres clases y aún no le hemos oído un «hola, majos», MÁQUINA.

  • Carolina Martín se ha clasificado para la final. (La china se ha joío la rodilla. Pobrecilla, pobrecilla). Me gusta mucho más el bádminton que el tenis (que ni lo veo ni me gusta, a mí los deportes me dan mucho asco). El bádminton es como dar hostias a una mariposa, un espectáculo de gran crueldad. Y no veáis cómo corre Carolina, parece los dibujos animados.

  • Viejecita, no estoy de acuerdo. Si todos pensáramos lo mismo, antes o después de los cuarenta, estaríamos muy equivocados. Seguro que no hay solo «corrección» en esos que cita.

  • Jooooder.

    **********

    He visto el partido de Marín, Proc. ¡Qué máquina! Tienes razón, el bádminton es más espectacular que el tenis, pero el tenis requiere mucho más esfuerzo. La épica es proporcional al esfuerzo, al riesgo y a las magnitudes (velocidad, distancia, peso). Con poco riesgo, esfuerzo limitado y magnitudes modestas, el bádminton es casi como el ping-pong, un tenis de broma. Dicen que la velocidad media de una pelota de bádminton es de 300 km/hora pero el volante sólo pesa 5 gramos. No podemos considerar serio un deporte en donde la pelota sólo pesa 5 gramos y en donde, por muy fuerte que le des, no llegas más allá de cinco metros. El bádminton es el tenis de los colegios de monjas.

  • MALOS DÍAS
    Para Cupido, a quien las abejas le tienen frito, y llora pidiendo árnica a su madre.
    Venus, como siempre, está más atenta a la mirada del espectador.
    Donde las dan las toman, chaval.

  • Doña Procuro , dice usted :
    Si todos pensáramos lo mismo, antes o después de los cuarenta, estaríamos muy equivocados.

    No necesariamente. Pongamos, y es mucho poner, para una persona tan escéptica y materialista como yo, que hubiera habido una Revelación Divina, que demostrase claramente la realidad de las cosas. En ese caso, todos los que aceptaran la Evidencia Revelada, estarían en lo cierto, y sólo estarían muy equivocados los que, a pesar de todo, negasen esa Evidencia. ( que serían una minoría terca, incapaz de ver la Evidencia aunque estuviera clarísima)

    Pero yo no creo que ni Krugman, ni Greenpeace, ni los gurús de lo políticamente correcto sean Dios ( aunque ellos se crean dioses ), ni estén en posesión de La Verdad. Y me dan pena los que se creen sus ukases sólo porque son ellos los que los lanzan. Y si son adultos , que ya deberían tener criterio propio, me dan más pena todavía. Bueno, entre pena y asco.

    Ya siento.
    Y pido perdón por sacar tanto a Krugman. Es que le tengo una manía espantosa, que me lo han hecho leer, y leer, pero nunca me han admitido una crítica a lo que hubiera dicho. Como si el que tuviese un Premio Nobel significase algo…

  • Claro, claro, que si no llevo corbata, ni mayúsculas, que si me sobra una tilde y que si la abuela fuma….

    Si supiera yo enlazar y ponerme avatares chulitos sus ibais a cagar, y el primero el usurpador ese.

    Lo de Scott, Gómez, es la hostia. Creo que conocí su historia en aquellos “Selecciones del Reader’s Digest”. El libro que cita me lo han recomendado pero mi mala cabeza ha hecho que antes me leyera la historia del tontolaba este de las bambas y ya me da pereza lo de los viajecitos.

    Me reconforta concordar con Viejecita pero releer Harry Potas, no sé.

  • Brahma es Dios y Maharishi Mahesh Yogi, es su profeta.
    Krugman ha dicho mas tonterías y ha equivicado tantas predicciones que deberían pensar en quitarle diplomas. Ahora bien, la Verdad no existe, tampoco, en la ciencia económica.
    Por eso, como soy un clásico, solo reconozco en el universo de los gurús al citado y me entrego a cantar “jai guru deva om” (Acroos the universe. The Beatles).

  • Quizás el post anterior tenga matices, vale decir, cuando digo que La Verdad no existe siempre excluyo el mundo en el que Pedro José habita.