Breve relación de vidas extraordinarias · 23

 

brve-23d
Por Martín Olmos.

La puta Nina fue puta de infantil belleza que oficiaba en la Casa de la Madrileña de la calle del Mediodía del barrio chino de Barcelona, que era bayú de lujo en el que rendían frecuencia los señoritos para darse conforte después de oír cantar a los caleses en lo que decían el Baluarte de las Pulgas, entre las Atarazanas y las Ramblas, que antes había sido un yermo en el que se vendían perros. La puta Nina no fue siempre puta y llegó a Barcelona para servir en casas hasta que descarrió y se dio a la joda en la que prosperó por parecer pollita temprana que gustaba mucho a los hombres que ya estaban en sazón y querían hacerse la ilusión de recoger flores, los hijoputas.

Galleguita,
la divina,
la que a la playa argentina
llegó una tarde de abril,
sin más prendas
ni tesoros
que tus negros ojos moros
y tu cuerpito gentil;
siendo buena
eras honrada,
pero no te valió nada,
que otras cayeron igual;
eras linda,
galleguita,
y tras la primera cita
fuiste a parar al Pigall.

Nina, la puta niña, la puta triste, la puta de los ninfulómanos, escribía a sus padres al pueblo lejano y les decía que se iba construyendo un porvenir planchando en una casa buena hasta que sus padres le anunciaron que iban a ir a visitarla y a conocer a sus señores y Nina, la puta niña, la puta triste, la puta de los ninfulómanos, se tiró a la mar y la mar la devolvió muerta dejando su despojo en la playa de la Casa Antúnez, entre el puerto y el cementerio de Montjuic. Su vida breve y trágica la recogió don Augusto Paquer en la Historia del Barrio Chino de Barcelona, publicada en 1962 por la editorial Rodegar, y le salió un paradigma como de catequesis con el que dar lección a las criaditas para que no entren a un cabaré. A don Augusto Paquer le salió una puta de tango de cuando el tango se ablandó al llegar al barrio genovés de la Boca. A Borges el tango quejoso de la Boca no le gustaba porque ya no era milonga de cuchillos y desafíos sino historias de costureritas que descarriaban.

Sola y en tierras extrañas,
tu caída fue tan breve
que, como bola de nieve,
tu virtud se disipó.
Tu obsesión era la idea
de juntar mucha platita
para la pobre viejita
que allá en la aldea quedó.
Pero un paisano malvado,
loco por no haber logrado
tus caricias y tu amor,
ya perdida la esperanza
volvió a tu pueblo el traidor
y, envenenando la vida
de tu viejita querida,
le contó tu perdición
y así fue que, el mes pasado,
te llegó un sobre enlutado
que enlutó tu corazón.

Nina la puta de Paquer, puta niña y puta melancólica, que quiso lavar su vergüenza en la mar, igual es puta inventada, puta de molde, que la pudo escribir Samaniego o San Mateo o Enrique Discépolo o Alfredo Navarrine. Estas historias de putas tristes, payasos melancólicos y gitanillas que bailan descalzas son de mucha recurrencia y hacen afición, que es de lo que se trata, y se dicen una y otra vez como una letanía, para que aprenda el popular al que hay que repetirle mucho las cosas. En el Libro de los Proverbios (23, 27) se dice que la prostituta es un pozo profundo, fovea enim profunda est meretrix, y, sin embargo, Jesucristo dijo que los publicanos y las meretrices irán antes que vosotros al reino de Dios, dicit illis Iesus: “Amen dico vobis: Publicani et meretrices praecedunt vos in regnum Dei ” (Mateo, 21, 31). Umbral escribió que la puta que goza se está redimiendo de puta porque el vicio es tan redentor como la virtud. Umbral dijo que las historias no son de nadie y sobran por todas partes. La historia de la puta Nina, la puta niña, la melancólica, la puta de los ninfulómanos, no es de nadie ni de don Augusto Paquer que la escribe de tanguito blando y no de milonga de cuchillos y a la puta Nina, puta pobre con eco de pueblo lejano y padrecitos campesinos, la redimió el mar a su manera violenta y salitrera. “Hoy, mar, amaneciste con más niños que olas”, escribió Alberti, poeta hawaiano. Estas historias de putas tristes, estas historias de gigantes bondadosos, de sanestanislaos y de lágrimas de madre que curan la lepra son de mucha recurrencia y hacen afición, que es de lo que se trata, y se dicen una y otra vez como una letanía, para que aprenda el popular al que hay que repetirle mucho las cosas. Estas historias de putas tristes son verdad o mentira o tango genovés con letra de Navarrine:

Y hoy te veo,
galleguita,
sentada, triste y solita
en un rincón de Pigall,
y la pena
que te mata
claramente se retrata
en tu palidez mortal.
Tu tristeza
es infinita,
ya no sos la galleguita
que llegó un día de abril,
sin más prendas
ni tesoros
que tus negros ojos moros
y tu cuerpito gentil.

107 comentarios

  • 05.55 UTC
    España de pie, afrontando un nuevo día. Algunos de vacaciones en California, otros con las sábanas pegadas.

  • Todas las putas que conocí nunca fueron de cabaret.
    Estas eran putas de por libre.
    Putas con marido, con novio, con madre y con hijos no de puta.
    Putas sin tarifa fija y sin comisión.
    Putas por qué si.
    Por qué les gustaba. Putas con seudónimo pero sin Nick.
    Putas de Chanel o de Zara.
    Alegres y rencorosas.
    Peligrosas todas pero con un iman.
    La ilustración roja sobre gualdo, resumida, esencial y sin circunloquios. Con temperatura.
    Buena muy buena.

  • Lo de escribir desde el telefonino es una castaña, con su maléfico corrector.
    Más que un corrector es una batalla contra lo que tu dices y lo que él quiere decir.
    Se parece al periodismo.

  • Son las 8 de la mañana, estoy subido en el AVE de los currantes, quién si no pilla el tren a estas horas.
    Miro a mi alrededor y veo unos zapatos sofisticados, tacón alto y fino. También unas botas altas, negras y ajustadas con un buen tacón.
    Bien maquilladas y con ropa cara. Supongo que están trabajando y cobran todos los meses.
    .

  • Buenos días a todos en mi primer descanso de lunes.
    Varias cosas:
    – Me ha encantado la entrada. Incluso los versos, que son de los que cuentan una historia, y no tienen metáforas, ni flores, ni pajaritos, ni rayos de luna, ni, sobre todo, pretensiones. Muchas Gracias.
    – Que siento mucho lo del padre de Gachó.
    – Que agradezco su indulgencia de ayer a Pirata Jenny, y que tendré que intentar entender lo del cinturón de Lakatos, ( al que tuve que buscar en la wikipedia; que no tenía idea ni de su existencia ).
    – Y, para la estadística del Marqués : Arzuaga crianza 2013 ( barato, y perfecto con las alubias rojas de Tolosa, que es lo que comimos ayer ).

    Me vuelvo al trabajo.

  • Rioja y Ribera entre 10 y 20 euros.
    Es una elección racional aunque poco imaginativa.
    Sorprende lo del Estola, cencibel bueno y barato.

  • La prosa de Olmos es rica y tiene chispazos inesperados y con ello crea afición, que es de lo que se trata, con estas vidas de fulgor breve y sucio, y si además están acompañadas de canciones, no se puede pedir más.

  • Para gran parte de ustedes, ” La Edad de Oro” de Paloma Chamorro les coincide con su propia edad de oro : “juventud divino tesoro”. Para mí es más mi edad de plata, que ya estaba de madre de familia fuera de onda y de movidas.
    Mi edad de oro televisiva, fue más bien “Encuentros con las Letras”, que leer, se puede leer, habiendo bibliotecas públicas que presten cuasi gratis, en cualquier circunstancia… Ese es EL programa al que sigo echando en falta. ( A pesar de lo visible de Trapiello, por ejemplo, pero es que, el programa me encantaba a pesar de Trapiello ).
    Me vuelvo al lunes.

  • Dos sesiones previas de entrenamiento de alta intensidad de 25 minutos cada una.
    Sers Gran Reserva 2008 (Somontano).
    Rayón mestizo de ibérico asado (cochinillo) y lechuga.
    Zzzzz… (Siesta)

  • Así a por los cien años en cómodos plazos Ximeno.
    Ayer en el guateque familiar, el Cremant de Saumour en el aperitivo. Un blanco dulce con el Foiegrass y su puré de echalotes con granada.
    Los pichones con champiñones, y puré de patatas con piñones se llevó una magnum de Borgoña.
    Que acompañó la tabla de quesos con la ensalada de escarola.
    La Crémet d´Anjou, ya con el café, y sin espirituosos por mi parte.
    Buen guateque el organizado por mi cuñada.
    Progresa muy adecuadamente.

  • Terminamos la recuperación musical en tiempos lejanos que cuesta que vuelvan: la música de la música.

    Alvaroquinn: Es que Olmos es un profesional de la escritura como la copa de un pino.

    Marqués: De ayer. Vino de comida, Coloma Garnacha Roja 2014.

  • Los únicos dos programas de RVE que me han dejado huella fueron, curiosamente, “Encuentros con las letras” y “La edad de oro”. En ambos estaba por detrás Miriam Moreno, la que fue luego mujer de Trapiello. Creo que Quico Rivas también enredaba por allí.

  • Marqués, que conste que sólo lo disfruté, pero ni participé de las elecciones (tan acertadas) ni financié nada. Un pequeño bouquet de flores blancas como detalle de salutación.
    Mis ingresos actuales sólo dan para llorar tiempos mejores.
    Pero aún quedan gentes con posibles en la agenda que les agrada recibirme.

  • También yo he leído estos días sobre Simónides de Ceos y la memoria retórica. Demasiada casualidad, esto tiene que ser obra del pérfido Argoritmo.

  • La muchacha después de sus tres hijos, tiene una canal próximo a los 90.
    Chapurrea en un graciosísimo español con eges…

  • Yo ya no memorizo nada.
    El disco duro va a su aire y me manda datos cuando se le antoja.
    Tampoco tengo grandes necesidades de lucirme con una memoria de wikipedia.

  • Dices que te llamas Olga
    Y que naciste en Sebastopol.
    Mentira tu eres Rosiña
    Y viniste del Ferrol
    Descalza y sin un real.
    Y ahora tienes apartamentos
    Desde Málaga hasta Portugal.

    Algo así.
    (También hay finales felices para las lumis)

  • Sobre el aspecto deportivo de las técnicas mnemónicas, es entretenido el libro de Joshua Foer Los desafíos de la memoria. El tipo descubrió que hay concursos de memoriones y decidió entrenarse para participar a nivel profesional. Cuanta las técnicas que usó para crear imágenes de complejidad y nitidez suficientes que almacenasen todo lo que necesitaba retener. A mí el resultado me parece algo similar a los idiotas flaubertianos (repetir largas hileras de números, palabras o lo que sea) pero el proceso es verdaderamente fascinante.

  • Como era previsible, mi interés por seguir discutiendo del audio de Jabois en la SER se ha enfriado radicalmente tras un día y medio de trato social intensivo. Por mi parte el asunto sigue estando claro, todo se ha sostenido sobre un juicio de intenciones en donde estando fijadas de antemano las premisas (ideología de los medios para los que trabaja el periodista, supuesta ideología o talante propio, y caso periodístico con lectura de ejemplaridad ideológica) el comentario de textos debe llevarnos necesariamente a las mismas «conclusiones». La respuesta objetiva a las preguntas clásicas de qué, quién, cuándo, dónde, cómo y por qué (sí, por qué) daba exactamente igual, porque evidenciada la intención oculta y manipuladora del periodista, daba lo mismo que la expresada y explícita fuera corregir unas mentiras iniciales o prevenir sobre la manipulación fácil de las audiencias: era él quien las manipulaba al contextualizar los hechos y privarlos de su lectura ideológica inicial, tan emocional y motivadora. Además estaba expresando su intención moralizante en un medio acusado de manipulador: ¡qué farsante!

    Hay quien se engaña y quien engaña, y la mejor mentira es aquella que se basa en convicciones íntimas impermeables a la evidencia. Una vez «descubierto» que el periodista es un manipulador, ¿qué nos importa que esté diciendo la verdad?

    Cualquiera que conozca mínimamente el funcionamiento de la mente, sabe que es más fácil engañar a una persona recurriendo a sus emociones que a su razonamiento. El razonamiento es lento, trabajoso y está sometido a contrapruebas lógicas, mientras que la emoción es instantánea, resolutiva y audaz. Sin embargo, el mejor engaño es aquel que, entrando por vía emocional, es reforzado mediante nuestro propio razonamiento. La ideología cumple el papel de navaja multiusos dotándonos de elementos preconstruidos que se insertan en el discurrir para dotarlo de coherencia. Todos usamos esos elementos preconstruidos, entre ellos los tópicos y los prejucios, para ahorrarnos pasos intermedios que alargarían de forma interminable el discurrir.

    Por ejemplo, Zeppi (lo siento, pero su contumacia le ha convertido en ejemplo paradigmático, aunque podrían extrapolarse a otros participantes en el debate, incluido yo mismo), puede ahorrarse la incomodidad de las descalificaciones atribuyéndolas a «explicaciones» tópicas y predigeridas que permiten ser desdeñadas fácilmente. Si quienes debaten conmigo me llevan la contraria es porque:
    a) son amigos del criticado, b) son de su cuerda ideológica, los de la «sonrisa cómplice», los que manifiestan «connivencia» (¡connivencia!, que es ni más ni menos que el acuerdo para realizar acciones ilícitas o la tolerancia de aceptarlas) y c) (ésta es de nota) leen habitualmente sus textos, no como yo, que estoy libre de esos prejuicios.

    Desechado dar cuenta de los hechos (un episodio más en el enfrentamiento entre grupos radicales) para no descontextualizar el mensaje inicial transmitido, desechado el mensaje del audio por la intención ideológica del periodista y del medio, desechados por la misma razón su condena de los hechos y sus explicaciones, rechazada dar respuesta a la incómoda pregunta de si respondemos (o debemos responder) igual ante unos hechos en función de quien los realiza… pues la verdad es que el asunto estaba claro desde un principio y lamento haber perdido mi tiempo y haberles hecho perder el suyo. Que ya me lo decía mi padre, «¿para qué discutir si me puedes dar siempre la razón?».

    No pretendía escribir un comentario tan largo. Como no puedo demostrar que no estén jaqueando mis comentarios ni haber sido reemplazado por un tipo surgido de una vaina, deberán creerme cuando digo que yo también sostengo todas mis afirmaciones anteriores, incluida la acusación a Zeppi de mentir (retractarse es de nenazas). Lamentablemente, no soy más amigo de Jabois que de Zeppi o de cualquiera de ustedes a los que tampoco conozca; hoy por hoy no sé responder a la pregunta de cual es mi abrevadero ideológico; y respecto a las lecturas, tengo que admitir que cuanto más leo a alguien, mejor creo conocerle, pero vayan ustedes a saber, que la vida es un misterio, o sea.

  • Me lo contó muchos años después.

    Tuve un amigo que en una época de su juventud sufrió lo que bien podría catalogarse como una adicción a las prostitutas. Además de los problemas derivados del hecho en sí, por lo visto el principal era el económico, pues el día diez ya se había fundido la nómina.

    Al final, buscó consejo profesional acudiendo a un psiquiatra, experto en adicciones, que le recomendó alguien.

    El psiquiatra, tras la cháchara profesional habitual, le dio por fin un consejo infalible para superar su problema:

    –Cuando llegues a tu casa –le dijo el doctor– te imaginas a la chica más guapa que conozcas… y te masturbas pensando en ella.

    Y le sopló diez talegos por la visita. No estaba mal por decirle a alquien que se la cascara.

    Yo le habría dado el mismo consejo por bastante menos dinero.

    Por lo visto, mi amigo no llevaba encima el importe completo de la visita y le dejó a deber la mitad. Por supuesto, una vez salió de la consulta decidió no pagarle jamás. Al cabo de un tiempo una ayudante del doctor lo llamó desde el consultorio para recordarle que todavía debía cinco mil pesetas.

    Mi amigo le dijo:

    –Dígale al doctor que cuando llegue a su casa se imagine un billete de cinco mil… y se masturbe pensando en él.

    La mujer no respondió. Pero pronto empezó a escuchar por el auricular una risa, risa que fue aumentando hasta convertirse en carcajada.

    Era el doctor.

  • Mañana doy una charla interna en mi empresa titulada “Cholismo ilustrado” con el subtítulo (jefes desmotivadores). Es una pena que no puedan verme, no se me da mal hablar en público.

  • Perroantonio, muy de acuerdo con su exposición y denuncia del sesgo de confirmación. A lo que yo me refería es a que no hay que sucumbir a la tentación de narrar: los pegones son alevosos y abusan de superioridad, y de la inacción de los mirones (ese es otro tema, que hoy no se toca: no era una drea en un descampado). Es evidente que el dato de la filiación de la agredida es otro más y es pertinente, pero yo no hubiera añadido ‘ayuda a colocarse moralmente’, porque parece utilizarse de contrapeso y podría favorecer el sesgo contrario (la pegan por algo).
    (Está el asunto de La Algaba en el juzgado, como debe ser: hay tres disparos mortales para sortear un ataque con cuchillo de poda.)

  • Gómez dice:
    Lunes, 30/01/2017 a las 14:51

    Eso dice Olmos, de ahí construye su treno (aprendido hoy vía Simonides). También tira mucho de evangelios, es un crack de la crónica.

  • Coño, Perroantonio, que yo ya tenía asumido que el partido había terminado y que yo lo había perdido (con cierta dignidad, intentando devolver todas las bolas), ahora me viene usted con que si peloteamos otro ratito. Sea, pero le digo como el ratoncito del chiste, yo jodo una vuelta más y lo dejo, que ya estoy cansado.

    Empezando por el final de su texto, gracias por su elegante disculpa por haberme llamado mentiroso, es usted un caballero. Si usted no hubiera interpretado ese “Ojo, supuestamente también, porque no tenemos confirmación” como un reconocimiento explícito de que en ese momento la noticia no estaba contrastada, yo habría pensado que su comprensión lectora /auditiva está bastante por debajo de la mía, que como ya sabemos cómo es, le colocaría a usted cerca del border-line.

    Aclarado esto, y volviendo (gracias de nuevo) a una conversación civilizada, le reitero lo que vengo diciendo desde el principio:

    – Brema enlaza un texto/audio de Jabois, sorprendiéndose él mismo (Jodó).

    – Lo leo, lo escucho, y me parece que el autor comete una falta grave de ética profesional por motivos ideológicos, difunde una información, en ese momento sin confirmar (gracias de nuevo por reconocerlo), denigratoria para la víctima.

    Esto es una opinión, con todos los riesgos que conlleva. Para emitirla, no me meto en la cabeza de nadie, me apoyo en la idea que tengo de Jabois por lo que he leído/escuchado de él en ocasiones anteriores. Creo que esta es la forma en la que casi todo el mundo se forma una opinión y me atrevería a asegurar que es así como usted opina de, pongamos, Demóstenes Losantos, en base a lo que le ha escuchado, no en base a una idea previa (¿previa a qué?) que tuviera de él.

    Como trataba de explicar ayer (mi legendaria falta de comprensión lectora/escritora no ayuda a ello), creo que es fácil dejarse llevar por el sesgo ideológico al dar o escamotear información según convenga a la causa, y creo que Jabois, en ESA intervención, incurre directamente en ello. Probablemente yo también caiga en ello, pero yo no soy periodista, ni escribo en El País ni hablo en la SER. Mi responsabilidad con la imparcialidad es mucho menor que la suya. Y, estando de acuerdo con el cuidado, cuidado, cuidado que decía Pirata ayer, yo le recomendaría a Jabois que empezara por aplicárselo él mismo. Es un consejo de amigo.

    En cuanto a usted, vista su querencia por el sostenella y no enmendalla, no me atrevo a recomendarle nada, siga, tuerto, su camino.

  • Es triste reconocerlo, pero la mente funciona tal como ha descrito Perroan: tomamos una decisión con las tripas y luego el intelecto elabora argumentos para justificarlo a posteriori.
    Algunas personas, pocas, muy inteligentes, son capaces de escapar a este circuito y a través de la argumentación llegan a la conclusión de que su decisión tomada inicialmente estaba errada.

  • marquesdecubaslibres dice: Lunes, 30/01/2017 a las 14:59
    Mañana doy una charla interna en mi empresa titulada “Cholismo ilustrado” con el subtítulo (jefes desmotivadores). Es una pena que no puedan verme, no se me da mal hablar en público.

    Grabe un vídeo y lo colgamos aquí. Risas y despelleje asegurados.

  • marquesdecubaslibres dice:
    Lunes, 30/01/2017 a las 16:47

    “Toda decisión es un error” es una de mis divisas: debo ser muy inteligente.
    “Usted diga lo que quiera, que yo entenderé lo que me dé la gana” es otra. Creo que es muy celebrada por los psicoanalistas.

  • ¡¡¡ Que genial la historia que cuenta Gomez 14’31 !!!
    Espero que sea inventada , que la publique en forma de libro junto a otras igual de buenas, y que la publique YA.

    – ¡ Y qué envidia la fiesta Nantesa de JrG !. A mí me parece que ya, ese tipo de comidas sólo se pueden disfrutar en casas particulares privilegiadas. Sin problemas a la hora de elegir los mejores ingredientes y los mejores vinos para esos platos, y con una persona en los fogones haciéndoles honor.
    Que en los restaurantes carísimos, ya sólo van a épatar, y a ganar estrellas, y en los normales, no tienen pichones con champiñones y puré de patatas con piñones, ni foie, ni esa clase de vinos ( Y no sólo me refiero a Madrid o a San Sebastián , dos sitios cuyos restaurantes “buenos” conozco, sino también a París, o a Nueva York )

  • Lo dice Google y lo dice Olmos. Tengo el libro, que forma parte de mi colección sobre la mala vida en diversas regiones del mundo, incluida Asturias.

    – Malinterpreté a Jabois. Pido disculpas.
    – Lo que dice es impecable pero banal y por el interés del tema merecería estar mejor dicho/escrito. El tema es de ida y vuelta. De hecho, la primera vez que leí la noticia, esta decía que los agresores eran neonazis.
    – Sus comentarios posteriores, hechos aquí, venían con algunas trampas y con algunos prejuicios que no han ayudado a entenderle.
    – Hay interpretaciones y opiniones de Zeppi que me parecen oportunas.
    – Me paso media vida defendiendo a Jabois entre amigos que deploran sus ideas políticas (y eso que comienzo todas sus columnas y no termino ni una cuarta parte). Yo les digo que cada cual habla y escribe de lo que le viene en gana, y que el hecho de que escriba casi siempre de lo mismo y abuse de algunos trucos no es óbice para no olvidar que es un grandísimo periodista. Sus crónicas y reportajes están entre lo mejor que se ha escrito en la prensa española en este siglo XXI.

    Y paso ya del tema, que me tenéis hasta los cojones.

  • Mola mucho leer la prensa y que no salga nada del Madrid. Pero mola mucho más que en la crónica sobre no se qué partido de tenis que ha jugado Nadal no se ilustre con una foto de Nadal.

  • Tuve yo una novia Chantal, aunque no llegó a enterarse

    ¡Qué bonito Schultz!
    ***
    A mí mi Tempranillo con Graciano y 16 meses en barrica me parece moderno a la par que elegante a un precio imbatible.
    Ni una puta da un servicio mejor.

  • Lo decía, Sífilis, porque tengo otro, de cubierta muy similar y de la misma editorial, titulado Los bajos fondos de Madrid. Un libro, me temo, que si se editara hoy, probablemente le costaría la prisión al autor y al editor.

    ***

    Vejecita. No tiene mucha importancia, pero le doy mi palabra de que la historia que he contado del psiquiatra es absolutamente verídica.

  • Bonnie, me ha visto en directo en la Rioja y creo no ser sospechoso, pero su fijación por los vinos locales (cuya admiración comparto) le está privando de conocer otros mundos, que los hay.

  • Perroan, pediré que graben en vídeo mi intervención y se la enviaré. Quiero mostrar que Chopsuey deleita e instruye más allá de lo que hacemos aquí.
    Me someteré gustoso a público escrutinio sin temor al escarnio tan del gusto de algunos en esta casa

  • DONDE SE ACLARAN BIEN ACLARADOS POR FIN LOS HECHOS Y SE DEMUESTRA QUE LOS PRESUNTOS MALANDRINES ERAN EN REALIDAD DESFACEDORES DE ENTUERTOS

    Faltaban los turiferarios.

    Han tardado más de lo que pensaba, pero al final lo han hecho: datos, información judicial, fotografías, perfiles borrados de las redes sociales y hasta conversaciones de whatsapp.

    Ayer mismo, un medio como La Vanguardia citaba solamente dos fuentes cuando escribían sobre el pasado neonazi de la agredida: la tienda de ropa Ruantifa –quienes apuntaban que, contraviniendo un tanto las leyes de la física, la joven “había propinado muchas palizas con arma blanca”– y una fuente no identificada de la Policía Nacional que declaraba que la joven es “una vieja conocida” de las fuerzas del orden a causa de su pertenencia al entorno de la extrema derecha murciana.

    Hoy, además, contamos por fin con una condena confirmada de la neonazi: a trabajos en favor de la comunidad por un delito o falta cometido tres años atrás.

    Si a esto le sumamos la carta de arrepentimiento de la propia agredida por su oscuro pasado, las numerosas acusaciones de las redes sociales y los datos ciertos que vamos conociendo, la hipótesis de la venganza por viejas pendencias, pues, seguía tomando cuerpo.

    Fue lo que yo mismo pensaba, como escribí aquí mismo.

    Pero me equivoqué.

    Ni pulserita, ni venganza: los diez o doce agresores actuaron tan expeditivamente en defensa de una amiga, si hemos de creer lo que asevera un medio tan poco sospechoso de connivencia con el fascismo como Público. Por lo visto, hubo una pelea previa entre la agredida y una chica de ideología contraria, reyerta que lamentablemente no recogería el vídeo de la paliza:

    “De inmediato pasaron de las palabras a los hechos y ambas se enzarzaron en una pelea, a la que se sumaron otros chicos que salieron del local y otros que había en el exterior, propinando patadas y puñetazos a la joven de estética neonazi, para defender a su amiga, hasta que huyen del lugar”. [El subrayado es mío]

    Lo dicho. Fue el acto impulsivo de defensa de una amiga, lo que excluiría de entrada tanto la pulsera con la bandera española como la venganza premeditada, pues, a pesar de haber hablado con testigos y tener por lo tanto información de primera mano, Público no aclara cómo o por qué comenzó la pelea.

    No tengo ganas de entrar a fondo en el tema, pero les prometo que el suelto de Público no tiene ni una sola línea de desperdicio: desde cuestionar que los medios difundieran la filiciación de los agresores para, unas líneas más abajo, difundir ellos la filiación, foto, perfiles borrados, conversaciones de whatsapp, etc. de la agredida hasta escribir un párrafo tan contudente –y suponemos que contrastado– como éste:

    “[…] Convirtiéndose en una especie de lideresa nazi murciana que disfrutaba -según relatan algunas de sus víctimas- viendo como su guardia pretoriana de imberbes neonazis -emuladores de la banda de Daniel Vinyard, el joven quinceañero neonazi de American History X- apalizaba brutalmente a cuanto “guarro o perro-flauta” -según el florido argot de los fascistas- se ponía por delante, o daban caza.”

    Un ejercicio de “asepsia” periodística.

    http://www.publico.es/sociedad/amplio-historial-intocable-neonazi-agredida.html

  • Supongo, Gomez, 18’47, que aunque sea una historia verídica, puesto que está contada con sus palabras de usted, y no da el nombre del amigo ni el del médico, sí la publicará cuando saque un libro de relatos…
    Por lo menos, eso espero.

  • Buenos días.
    Acudo tarde a mi cita con vosotros.
    Es curioso como una acto cotidiano, como enfrentarse al teclado y hablar o soltar tu monólogo, puede ser un ejercicio para no caer en la situación de sentirse demasiado solo ante el peligro.
    Parece que una vez que sueltas tus teclas, un conjuro de carácter benigno se alía contra las circunstancias.
    Como tomar ibuprofeno.
    Algunos, que somos animales bravos, y por lo tanto idiotas, entramos al trapo, y no como el toro resabiado, no, cada vez es como la primera.
    Con la misma energía, con el mismo instinto. Sin razón. Sólo con pasión.
    La inteligencia se introduce en un cofre cerrado, para que no se corrompa, y dejas al instinto libre.
    Craso error, si sacas la inteligencia. Naturaleza obliga, y siempre fallas cuando debes utilizar una mezcla de ambas, pero siempre sale la genética a pasear.
    Que jodidamente ridícula es la pelea cuando la ves sobre papel.
    Pero siempre es después.
    Somos lo que somos. Y algunos lo somos más.
    Solo delante de las teclas esto tiene orden … no delante del toro.
    Delante del toro no es suficiente con ser valiente, puede llegar a ser perjudicial, si no se saca la inteligencia que es lo que te define como superior al un toro.
    El problema es ser más toro que hombre.

  • Marques veré con criterio amplio su video.
    Sólo los que hemos hablado mucho en público y con públicos que además no querían escuchar lo que tenías que decir, podemos comprendernos.
    Suerte.

  • Bonnie, el vino que cita, es más que razonable. Me parece la forma de hacer vino.
    La esencia de lo que debe ser. Lo demás es tratar de hacer alquimias para snobs.
    Bien es cierto que algunas de esas alquimias (poniendo aparte los precios) son maravillosas.
    Y la mejor forma de llegar a esa conclusión, consiste en haber tomado la mayor cantidad de “caldos” de categoría posibles.
    Ahí es cuando el paladar está tan bien educado, que puedes empezar a tener la opinión suficiente como para decantarte por una formula concreta.

  • En los caldos es como en todo en esta vida.
    Uno puede rechazar de antemano algunas cosas. tener unos principios sencillos con los que dirigirte y eliminar unas pocas cosas del abanico de posibilidades.
    Después todo debe ir por la prueba consciente y la crítica racional para descartar.
    Me gustó mi época punk, pero rápidamente supe que eso no era. Leí hasta que ya no quería leer más. Opiné metiendome en las consecuencias de ello.
    Es la fórmula.
    Los libros son indispensables, pero la vivencia es más. Imposible uno sin otro, para hacer un ser humano completo.

  • Parker se gana extraordinariamente la vida con su opinión.
    Yo la doy gratis. Escucho la suya, tiene mucho que decir. Pero no me la ha decantado nunca. SOLO mis gustos me llevan, y estos son la suma de muchas muestras previas.
    Y soy incapaz de decir cosas alucinatorias sobre ello.

  • Triste la historia de la puta Nina, triste las historia de las putas Ninas de ayer y de hoy. Y más triste si cabe los hombres que buscan y pagan a sus “Ninas”. Olmos sin su florida prosa, más áspera de lo habitual, me ha conmovido.

  • Adapts, leído. Me parece muy largo y desordenado, aunque la idea nuclear tiene interés. Pero es que Taleb me parece, en lo que le he leído (The black swan y artículos), siempre igual: gusta de mezclar citas científicas (aquí, el grupo de renormalización) o conceptos estadísticos (de esto sabe más) sin que venga apenas a cuento, para darse pisto (creo yo), y siempre el amontonamiento o la interrupción del hilo para insertar la anécdota o la gracieta… como si no acabara de cuajar nada. Pero quién soy yo.

  • Acabo de leer una novela –reeditada hace unos meses por Underwood– legendaria donde las haya, recordada, además de por sus incuestionables méritos literarios, por haber propiciado una de las grandes obras maestras del cine universal: Fat City. Una prosa dura, seca y sin florituras, heredera de autores como Fante u Horace McCoy y precursora de los relatos de perdedores de Carver: la novela definitiva sobre la derrota en el boxeo y en la vida.

    Una ciudad, Stockton, convertida en personaje protagonista desde la inolvidable escena de apertura.

    Resulta, asimismo, un ejercicio muy saludable comparar la novela con su adaptación cinematográfica –cuyo guión firmara el propio Gardner– y ver cómo el talento de un Huston en estado de gracia, unos diálogos mejorados y un sabio cambio del punto de vista narrativo lograron alumbrar una película incluso mejor que la propia novela.

    Un festín.

  • bolaño dice:
    Martes, 31/01/2017 a las 13:11

    Ya avisé “si tienen tiempo” que era tanto como decir si les sobra.
    Me pasa lo mismo pero siempre me engancha y se lo perdono porque el meollo de lo que me cuenta me parece interesante.
    Además le acompaño con gusto en sus disgresiones, la verdad, debo ser su lector ideal porque con estadística y matemática a capón se me haría muy trabajoso leerle.

  • jrG dice:
    Martes, 31/01/2017 a las 09:14
    Algunos, que somos animales bravos, y por lo tanto idiotas, entramos al trapo, y no como el toro resabiado, no, cada vez es como la primera.

    Cojeo de la misma pata, otro idiota.

  • Adaptaciones dice:
    Martes, 31/01/2017 a las 15:35
    jrG dice:
    Martes, 31/01/2017 a las 09:14
    Algunos, que somos animales bravos, y por lo tanto idiotas, entramos al trapo, y no como el toro resabiado, no, cada vez es como la primera.

    Cojeo de la misma pata, otro idiota.

    Celebro estar en tan buena compañía.

  • HUSTON no tenemos un problema.
    El otro día hojeaba el libro de texto de Literatura Española de una adolescente. Vi que sugería, para conocer los valores de la época medieval, visionar Paseo por el amor y la muerte.
    Creía ser el único que recuerda esa película con emoción.
    ANJELICA, cómo pasa el tiempo.

  • Bonnie, te pido un millón de disculpas.
    Había interpretado tu nota de una forma diferente a lo que creo que querías decir en verdad.
    Cuando ha mencionado que los PARKER forman parte de ese vino que describía, (y que tanto me ha gustado) me vino a la frente el pedante del PARKER, opinador de vinos y su guía.
    Ahora al releer, me he dado cuenta de que tú eres una de las PARKER. BonniePARKER¡¡¡
    Entonces ese vino va a pasar a ser lo único que beba en España y se lo mostraré a los de este lado que son bastante soberbios en estos temas. (siempre y cuando me diga el nombre).
    Cuando digo yo que esto de colonizar la luna no me va a traer nada bueno….

  • Que Arcadi cobre 20 euros (que no es gran cosa la verdad)por leer su blog, hombre, no dudo yo de que se lo merezca, pero para mí no es asumible.
    De la misma manera podríamos cobrar por entrar a este fanzine, que si te lo lees completo, tiene unos contenidos más que apetecibles, y gastos como el portal de mi casa.
    Si nosotros lo hacemos gratis, salvando distancias (aunque no demasiadas) yo no pago.
    Y si se cobrara por entrar aquí, entonces ya no podría participar, tampoco me dejarían claro, ya que soy incapaz de seguir la mínima línea que no sea recta, o quizás, para adaptarme al universo una bonita curva. Si bien las rectas no dejan de ser unas curvas con un radio infinito o así.

  • Joder procu … yo entrando al blog de pago y resulta que tenemos entrada a sus artículos … cualquier día me aprendo las teclas…

  • Noticia y comentarios:

    El Ayuntamiento de Madrid prohibirá los circos con animales

    Fernando_0
    31/01/2017 14:14 horas
    tendrán que cerrar los parlamentos entonces.

  • Si pero por entrar a ver no se puede cobrar, para eso se escriben libros.
    Ver mi trabajo es gratis. Sólo pagas si quieres ser el propietario.

  • Entiendo que si has vendido a un periódico tu escrito, no lo puedes dar gratis en otro medio. Pero cobrar dos veces por lo mismo me parece exagerado. Alguien ya había pagado previamente por ese derecho.
    Tampoco entiendo cómo es el mercado del periodismo ni de la literatura, y hablo desde la suposición que da mi lógica.

  • Voy a hablar sin tapujos de todo lo que acontece en el mundo judicial… Nadie duda que vivimos en una sociedad formalmente democrática, pero unos pocos, yo creo que cada vez muchos más, dudamos de que efectivamente exista independencia judicial. Y si no existe independencia judicial nuestro Estado de Derecho está seriamente debilitado…

    Alaya, blanco sobre negro sobre uno los tres problemas sistémicos de lo aún llamado España.

    Arcadi escribe hoy de otro, el tercero en importancia.

  • holmesss dice:
    Martes, 31/01/2017 a las 17:40
    HOUSTON no tenemos un problema.
    El otro día hojeaba el libro de texto de Literatura Española de una adolescente. Vi que sugería, para conocer los valores de la época medieval, visionar Paseo por el amor y la muerte.
    Creía ser el único que recuerda esa película con emoción.
    ANJELICA, cómo pasa el tiempo.

    Yo también la recuerdo con emoción, Holmesss. La vi mucho tiempo ha, en un ciclo de “arte y ensayo” (traducción de entonces: películas raras para gente rara) junto con “La armada Brancaleone”, supongo que para compensar de la trascendencia de la primera. Buenas ambas para conocer los valores de la época medieval.

  • El presidente americano que más personas ha deportado en la historia sin que nadie dijera nada ha sido Obama. Más de dos millones de humanos fueron expulsados en su mandato.
    Seguramente con razón, pero sin xenofobia.

  • Donald Trump puede no estar descaminado en lo que intenta.
    Pero que lastima que esa sea la solución.
    Es un todo a la mierda para la historia.

  • En efecto, bolaño: Stacy Keach, un actor más que mediocre, hizo el papel de su vida gracias a los buenos oficios del director.

    Por si a alguien le interesa: una breve entrevista con Huston en la que reflexionaba sobre su película y el mundo del boxeo, “arte” que él mismo practicó en su juventud.

  • Un chiste para Proc.

    Una mujer está acostada en el diván del psicoanalista y éste le dice.
    —La próxima semana trabajaremos con el inconsciente.
    —No creo que mi marido quiera venir.

  • ¡Vale, VENGA!

    “¿Se ha sentido usted muy sometido a su madre?”, pregunta el psicoanalista.
    “¡Claro que no!”, responde ella.

  • Me han hecho un vídeo de 12 minutos de mi charla de hoy. Habría que editarlo, a ver cómo me apaño. El asunto del Cholismo interesa a la audiencia. Ha gustado la ilustración.

  • Me imagino que el scoop de EM es el final de las grabaciones V (me quedé en la segunda) que trajo Alvaroquinn.
    ***
    -¿Tiene tarjetas de ‘Eres el único amor de mi vida’?
    -Sí
    -Pues póngame diez.

  • Un tipo entra en un centro religioso de Quebec, mata a seis personas y deja diecinueve heridos. Un hijo del presidente Trump responsabiliza del atentado al primer ministro canadiense, Justin Trudeau. El principal sospechoso es Alexandre Bissonnette, un joven canadiense admirador de Trump y Le Pen. La noticia del atentado ocupa un pequeño suelto en la prensa.

    El general del KGB, Oleg Erovinkin, principal sospechoso de ser la fuente del MI6 en el dossier Trump, aparece muerto en su coche. Cosas del corazón, dice el servicio de inteligencia ruso.

    Nos esperan tiempos interesantes.

  • Brema, yo le hacía por California, por allí también debe haber americanas casaderas de buen ver. Pero si prefiere las tejanas, no seré yo quien le desanime. El tipo que por aquí llaman Texas Queen es espectacular. Si quiere venir a probar suerte, yo ofrezco casa, comida y cerveza, al menos por un tiempo. Invitación que hago extensiva a cualquier habitual de esta santa casa (Chopsuey) que quiera darse un garbeo por aquí. Aunque Zeppi´s aún no tiene referencias en Trip Advisor, se les atenderá con cariño.