Como las cabras de la Heidi

cabritas-heidi
Por Gómez.

[Este relato se presenta como una obra de ficción]

DONDE SE INTRODUCE AL PROTAGONISTA DE LA NARRACIÓN

Podía considerársele como un vendedor ambulante de “alegría”. Se trataba de un pirado, próximo a la treintena (me sacaba, por tanto, más de diez años), que había pasado casi la mitad de su vida entre rejas, lo que incluía prisiones militares, cárceles y alguna institución psiquiátrica. Sus delitos podían encontrarse en varios capítulos diferentes del código penal y abarcaban desde lo más ridículo hasta algunos realmente serios.

Era un mal bicho. Un auténtico hijo de puta.

Casi con total certeza, además, era el tipo más feo que he conocido nunca. Vestía invariablemente (ya fuera invierno o verano) con una cazadora negra de imitación de cuero y unos pantalones, también negros, surcados en sus laterales por una raya blanca. Unas botas militares de tres hebillas completaban su “uniforme”. Llevaba siempre unos nunchacos ocultos bajo la cazadora… Un personaje de tebeo, sí. O quizá de circo.

Denotaba, sin embargo, cierta cultura e instrucción, cosa que evidenciaba principalmente cuando se descolgaba, de ordinario sin venir a cuento, con citas bíblicas y latinajos. Pero lo más importante de su persona es que estaba completamente loco. Como una regadera. Contaban que la culpa era del LSD. En cualquier caso, lo recuerdo ahora mismo repitiendo una de sus frases recurrentes: “Yo puedo hablar de las drogas porque las he probado todas”. Y es muy posible que fuera cierto.

También solía recitar aquel hermoso versículo del Eclesiastés: “Vanidad de vanidades, todo es vanidad”.

Se le conocía por distintos apodos: “el Batman” era el oficial, incluso para la policía. Aunque nosotros solíamos llamarlo también Pepe el Guapo.

Cuando lo conocí acababa de pasar una temporada en el hotel Las Rejas. Se contaban muchas historias sobre la cárcel, y en una ocasión le pregunté qué había de cierto en ellas:
—¿Es verdad eso de que cuando entras en la trena por primera vez te dan por culo todos los de la celda?
—¿Te refieres al bautizo?
—Exacto, al bautizo. ¿Te bautizaron a ti? ¿Te confirmaron también? ¿Hiciste la primera comunión?
—Mírame la cara —me dijo.
Lo miré: seguía siendo, igual que unos segundos antes, el tipo más feo del mundo.
—¿Crees que alguien tendría cojones de violarme con este careto?
Negué con la cabeza.
—Entonces, responde eso a tu pregunta, ¿no? —dijo.
La respondía. Sí. Nadie en su sano juicio, aunque estuviera cumpliendo una cadena perpetua e incomunicado en una celda de castigo, “bautizaría” a Pepe el Guapo.

COMO LAS CABRAS DE LA HEIDI

También, cuando suministraba su mercancía, solía repetir:
Con esto os vais a poner como las cabras de la Heidi.

La frase siempre me parecía graciosa.

Aquellos años, no hay ni que decirlo, eran bastante dementes. Yo estaba en el ejército, y cada vez que regresaba de permiso, constataba que todos mis amigos habían ascendido un peldaño más en la esquizofrenia general del momento. Era como aquella frase de Bogart de que el mundo va con tres copas de retraso. Pero en este caso era yo y no el mundo quien llevaba las copas de menos. En una oportunidad, recién llegado de unas maniobras, nos invitaron a todos a una fiesta en un lujoso ático de la Bonanova. Había un montón de jóvenes de la zona alta, pasados de vueltas, en la casa. Gran parte de ellos habían tomado LSD, como si se conmemorara el Día Internacional del Tripi.

Allí estaba el Batman, con el atuendo de murciélago tradicional, también flotando por las alturas.

Cuando la fiesta estaba alcanzando su punto álgido, encontré por alguna parte de la casa un bote de champú para perros. El contenido tenía la misma textura que la espuma de afeitar. Llené un plato de champú, le eché azúcar por encima con una cuchara y se lo tendí.

—¿Quieres nata, Batman?

Engulló todo lo que había en el plato de manera compulsiva, como si llevara varios días sin comer. Ni siquiera advirtió que no era nata lo que estaba comiendo.

Los que estaban al corriente de la broma comenzaron a reír.

—¿Quieres más? –dije, conteniendo a duras penas la risa.
—Sí.

Cogí el bote y se lo enseñé: había un perrito dibujado en la etiqueta. Uno pequeño y lanudo, no sé de qué raza. Eché un poco más de champú en el plato.

—Me has envenenado, maldito cabrón –me dijo.

Hoy lo pienso y me doy cuenta de que, en efecto, pudo ser así. (Ni se me pasó por la cabeza que el champú pudiera contener algún producto tóxico al ser ingerido por humanos) Pero lo divertido es que cuando hablaba le salían burbujas de la boca. Burbujas de colores. Parecía una escena de Fantasía, pero protagonizada por Pepe el Guapo en lugar del ratoncito Mickey.

—He de beber leche –dijo.

Más burbujas flotando por el salón…Parecían dotadas de vida propia…

—Nos hemos puesto como las cabras de la Heidi –acerté a decir por fin.

FURIA ORIENTAL

La de la nata, como es comprensible, no me la perdonó. Apenas unos días después me atacó en un parque, por la espalda y sin ningún motivo concreto, golpeándome con los nunchacos en la cabeza. Por suerte, no caí al suelo a pesar de que me pegó con todas sus fuerzas; me di la vuelta como pude, me abalancé sobre él y lo derribé. Empecé a pegarle, pero llegaron corriendo mis amigos y me separaron de él. Aprovechó para salir corriendo.

—Éste ya no vuelve –sentenció uno de mis amigos.

Pero yo sabía que no era así.

Me había contado más de una vez que en el sillón de su portería tenía escondido un cuchillo jamonero para casos extremos. Yo estaba convencido de que había ido a buscarlo y regresaría a por mí con él.

Y regresó.

Pero quiso la Providencia que el guarda del parque, al ver la pelea, llamara a la policía. Justo cuando el Batman entraba por la puerta, lo interceptaron una pareja de agentes.

Estaban hablando con él, y me fui acercando lentamente al grupo. Al verme, él me señaló y le dijo a un policía gordo que estaba a su lado:

—Me va a pegar.

Puse cara de tonto y levanté las manos, en señal de paz y amor universales, como si no supiera de qué estaba hablando. El policía le dijo:

—No te va a pegar. —Me miró—. ¿Verdad?

Seguí con las manos en alto y esa expresión de absoluta imbecilidad en la cara.

—Sí lo va a hacer –dijo.

Cuando lo tuve a tiro, le lancé un puñetazo y le acerté de pleno. Un minuto más tarde íbamos todos camino de la comisaría del distrito en un vehículo policial.

Pepe el Guapo era toda una celebridad en aquella comisaría. Mientras esperábamos turno para prestar declaración, un policía se le acercó y empezó a susurrarle a la oreja:

—Te… dije… la… última… vez… que… no… te… quería…

Acompañaba cada una de sus palabras con un sonoro bofetón. Yo, sentado en la silla contigua, miraba incómodo hacia el infinito como si estuviera esperando el autobús y la cosa no fuera conmigo.

—volver… a… ver… por… aquí…

Fue una tarde de lo más desagradable.

EL JUICIO

La pelea en el parque terminó en los tribunales.

Como ninguno de los dos presentó denuncia contra el otro, Parques y Jardines nos denunció a nosotros por escándalo público. Cuando llegó el juicio, yo me había licenciado del ejército y había empezado a trabajar en el sector del ocio nocturno. Apenas unos días antes había mantenido un airado intercambio de pareceres con un descorazonadamente numeroso grupo de clientes insatisfechos, discusión de la que salí perjudicado con varias lesiones, la más grave de las cuales fue una fractura de peroné. Así que me presenté en el juzgado con la pierna escayolada y ayudándome con un bastón. Era un bonito bastón que me había regalado mi novia, con una empuñadura tallada que me recordaba la del paraguas de Mary Poppins.

Ni él ni yo llevamos abogado. Durante la vista los dos denunciados sufrimos sendas crisis de amnesia, y Su Señoría, salomónica, nos condenó a ambos por alterar la paz y el orden: a mí con cinco mil pesetas (de 1982) de multa y a él con otras cinco mil, más unos días de arresto domiciliario de propina por los nunchacos y el cuchillo jamonero que, en efecto, había ido a buscar tal y como yo había previsto y le intervino la policía.

El salió primero de la sala. Yo lo seguí por el juzgado a toda la velocidad que me permitía la escayola. Lo alcancé en la misma puerta, justo delante de la garita de la Guardia Civil. Estaba de espaldas a mí encendiéndose un cigarrillo. Alcé mi bastón y le pegué con él en la espalda.

Lo siguientes diez minutos de mi vida los pasé tratando de explicar mi reacción a los agentes de la benemérita. Le preguntaron si quería presentar denuncia por la agresión.

Dijo que no.

Me preguntaron si era consciente de lo que acababa de hacer.

Dije que sí.

—Me acaban de poner arriba una multa de cinco mil pesetas —añadí—. Puedo pagar otras cinco si hace falta.

No hizo falta. Nos dejaron ir.

EPÍLOGO

Jamás lo volví a ver desde aquel día. Lo cierto es que, justo en esa época, me fui a vivir con una chica, me olvidé de mis amigos, dejé toda aquella mierda para siempre y volqué esas energías en la literatura. Casi veinte años después de aquello, me encontraba escribiendo un tratamiento de guión cinematográfico, con otras dos personas, en una suite del hotel Majestic de Barcelona. Desarrollábamos una escena en la que un camello le vendía una papelina de coca a unos atracadores de bancos, y había de convencerlos de que se trataba de material de primera. Cada uno de nosotros aportaba, en voz alta, sus ideas. En ese momento yo estaba pensando en el viejo Pepe el Guapo, el terror de la Bonanova a principios de los 80: sus andares de campeón, la chupa de polipiel, la cara de cabrón, su jerga taleguera… Cuando el camello les pasaba por fin la droga, dije:
—Con esto os vais a poner como las cabras de la Heidi.

Mis dos compañeros se echaron a reír.

—¡Qué bueno! ¿Cómo se te ha ocurrido?

—Se lo oí decir a un tipo hace mucho tiempo –dije.

186 comentarios

  • Gran retrato del personaje, como es costumbre de la casa, Gómez.

    Hace años, se juntaron varios empresarios del pueblo con características comunes, a saber: alergia a pagar a los proveedores (de bebida; son dueños de bares) y afición fiel a la farlopa. En comandita montaron un bar y lo llamaron, precisamente, Las chivas de Heidi. El tinglado duró un año y, entre otras escenas edificantes, recuerdo a uno de los dueños dando brincos sobre la barra como un mono. No sé qué les daría el abuelo de Heidi a las cabras para comer.

  • Me molan mucho las historias de Gomez. La de hoy y Dirty Gomez, son mis favoritas. Y aquella de su blog sobre el oficio de guionista… Si alguna vez pareció lo contrario, fue porque me apeteció echarle leña al fuego.

  • ¡ Qué gozada !
    Estupendísima forma de empezar el fin de semana, con una historia que hace que una se olvide de las cabras, los borregos, y los buitres del panorama general ( no sólo del de España ).

    ¡ Muchas gracias Gomez !

  • Buenos días a todos. Son ustedes muy amables. Celebro que les haya gustado mi relato. Y gracias al ilustrador por esta maravilla.

  • Estuve visionalizando “Tarde para al ira”, la tan premiada película. Me pasó como con estos relatos de Gómez, me desagradan. No oso discutir sus méritos artísticos, cuestiono la exaltación de esos seres lumpen cuya vida no debiera interesar a nadie. Después de “La naranja mecánica” y de la sucia novela negra americana, ¿por qué insistir?

  • marquesdecubaslibres
    Viernes, 08/09/2017 a las 12:16
    Después de “La naranja mecánica” y de la sucia novela negra americana, ¿por qué insistir?

    Porque sigue formando parte de nuestras vidas. Por otro lado, después de Bach, ¿por qué seguir componiendo?; después de Ciro Bayo, ¿por qué seguir escribiendo?; después de Satur, ¿por qué seguir entrándolas a las titis?

  • Completamente de acuerdo con el Gremanel, siempre tan certero en sus opiniones. El personaje lumpet es tan válido para cuestionar el mundo en el que nos desarrollamos que el yupitt, la chica melancólica que mira la lluvia por la ventana de su habitación o el «personaje escritor» (muy habitual en la novela hodierna, tan falta de imaginación). Además suele resultar más divertido, porque suele escupir, conocer pelirrojas o beber whiskil y cosas así de excitantes, en lugar de meterse en bibliotecas, asistir a reuniones del consejo ejecutivo o mesarse la barba para preguntarse sobre el devenir de la sociedad, como suele verse en otras novelas. Aprovecho esta pausa cultural para decir que la última temporada de Juego de Tronaos es un pastelaco de considerables dimensiones. Adiós.

  • Ayer se comparaba el nacionalismo español que impuso Franco con el vasco y el catalán, diciendo que los tres fueron/son muy malos. No hay que olvidar alguna diferencia esencial: el español se impuso después de una Guerra Civil que fue desencadenada en parte por las traiciones del separatismo catalán a la propia Republica (el cop de estat de Compayns) o las revoluciones de la izquierda (Asturias/Largo Caballero). No es de extrañar que Franco sojuzgara al separatismo y a las izquierdas. Algunos se lo agradecemos.

  • Es tan inverosímil que Orwell, hace 50 años, pudiera prever con tanta exactitud el cuadro general y los detalles concretos de un occidente enfermo y describirlos con precisión en ensayos sesudos y en fábulas de ficción que me ronda mucho la idea de que lo suyo no era una denuncia o una advertencia, sino un manual de instrucciones.

  • Casualmente, ha caído esto en mis manos. En resumen: un lumpen se come una hamburguesa del MacDonald’s, se le queda en el esófago, se fuma un piti y baja el bocado con cerveza tibia y un café aguado; eructa y tiene ganas de mear. Sí, hay veces que uno se pregunta para qué. Por cierto, si el catalán me parece un idioma de broma, lo del valenciano es de traca (perdón por el chiste).

  • El prota es, como no podía ser menos, periodista y ex-boxeador. La novela, como todas las novelas pulp españolas, está llena de protagonistas con apellidos bien sonoros. En este tipo de novelas nadie se apellida Pérez o García.

  • A Baroja casi se lo cepillan unos requetés vascos porque decían que se burlaba en sus escritos de los tradicionalistas. Fue el mismo día que empezó la GC, Baroja se fue a Francia andando y sin maleta desde Vera. Estuvo más de un año sin pisar España, entonces pidió volver a la Zona Nacional a pesar que había huido de ellos. Tal era horror que le producían los comunistas que prefirió a Franco.

  • La ilustración del Perro me recuerda el acontecimiento cinematográfico del mes, a saber: el estreno de It, una maravillosa novela que aúna lo mejor de los géneros de terror y aventuras y cuyo único problema era un desenlace forzado y para nada acorde con la calidad de una obra que en muchos momentos nos obligaba a acelerar la lectura en busca del capítulo siguiente, de una nueva peripecia de aquellos niños enfrentados cara a cara con el Terror. Hace años se rodó una miniserie tevisiva a la que sólo se puede calificar de ridícula. Esperemos que esta versión haga honor al texto en el que está basada.

  • Vista la forma de proceder del Govern lo razonable es que se dejarán de referenda y proclamaran directamente la independencia

  • marquesdecubaslibres
    Viernes, 08/09/2017 a las 15:25
    Vista la forma de proceder del Govern lo razonable es que se dejarán de referenda y proclamaran directamente la independencia

    Perroantonio
    Viernes, 08/09/2017 a las 15:46
    Y la anexión de Baleares y Valencia.

    Eso es justo lo que me da terror. Y también pretenderían anexionarse Aragón, ( no les ha dado la gana de devolver lo que expoliarion de Sigena, que lo consideran suyo ). Aunque sólo fuera para impedir al resto de España una salida a Francia por Huesca…

  • Y la Francha y el Alguer. Echo de menos a la sita Forcadell, Perroantonio. Te daba miedo hasta ponerla, a que sí.

  • No sabeu nad de nad. Jo el que haré ara mism es apendre català i unir-me a lus herois independentistes per si acasu. Chupsueyt en català ara mism!!!!

  • Cualquiera que conozca el paño sabe que muchos de ellos ahora hasta fantasean con pisar la cárcel, y que la única manera de frenarlos es meterles la mano en el bolsillo. Ésta es la kriptonita de la burguesía catalana desde la noche de los tiempos. En cuanto les toquen el patrimoni, aquí quedan dos republicanos, un podemita y tres cuperos haciendo guardia en el el pati dels tarongers. Todo lo demás son ganas de marear la perdiz.

  • Procuro fijarme Viernes, 08/09/2017 a las 15:54

    Y la Francha y el Alguer. Echo de menos a la sita Forcadell, Perroantonio. Te daba miedo hasta ponerla, a que sí.

    Está maquillada como It, digo Ello.

  • Estoy de acuerdo con Gómez en lo del dinero. Y añado que en una guerra disuaden mucho las víctimas que llegan a casa, soldados muertos y heridos, y que por el contrario a la población no le aplaca el ardor guerrero un general muerto. Uséase que si en el referéndum de cartón en lugar de ir contra Más y compañía hubieran ido a revolverles la vida a los directores de instituto hoy habría 600 tipos peleando por no perder el trabajo y la pensión, prestando fianzas con los ahorros y el piso a medio pagar y gastando dinero en abogados que habrían de pelear contra el fiscal y el abogado del estado, a los cuales ellos están contribuyendo a pagar con sus impuestos. En fin, que en cada pueblo habría un “herido” por el estado de derecho y todos los vecinos, los más listos y los más tontos, tendrían una idea aproximada de qué se juega uno saltándose la ley. Las responsabilidades, puestos a ser exigidas con seriedad, son extremadamente molestas; pueden incluso amargarte la vida. Y el estado, si quiere, tiene recursos prácticamente ilimitados y potestades exorbitantes; es agotador pelear contra él.

  • Ja m’están oprimiendu!! Llibertat, llibertat!! Llibertat, a tu tia, es fotut d’autonomia!! Nosaltras patim, nosaltras desidim!!

  • Hace años se rodó una miniserie tevisiva a la que sólo se puede calificar de ridícula

    El protagonista era Tim Curry. En el caso de esta nueva película parece ser que cuenta con el beneplácito de King.

  • Más que los actores, Parker, me temo que el problema será, como en toda adaptación cinematográfica de una novela, la labor de resumen, sobre todo porque en este caso se trata de una obra de cerca de 800 páginas. Por cierto, en 22/11/63, una parte de la acción, al principio del viaje en el tiempo, transcurre también en Derry y el protagonista coincide allí con algunos de los niños de It.

  • Sí Gómez, me encantan esas referencias intertextuales que hay en los libros de SK, es como buscar huevos de pascua novelísticos,..me resulta emocionante el encontrarlas.

  • Leí It y le sobran seiscientas páginas. Bueno, ni pa ti ni pa mí: cuatrocientas.
    STEPHENKINGUISTAS, OS RESPETO PERO NO OS COMPARTO

  • La intervención de Coscubiela ayer y la decisión de la Colau hoy me reconcilian. Ya me veía yo comprando la pulserita rojigualda.

  • Coscubiela, valiente. Colau, a lo sumo prudente. Piratajenny, tú estabas deseando reconciliarte. ¡Qué mujer más facilona eres, Piratajenny!

  • Del enlace de Mc i Gauss. He leído los ape i llidos y me he sorpen i dido mucho por eso de la «i», que se apelliden todos «Coco i Mocho». Dó viene, me he pregun i tado: De dó va a ser, ¡de unas coses espanyoles! JA i JA i JA.

    ¿Por qué en Cataluña se ha extendido la separación entre apellidos mediante la “i”? La actual ley catalana permite registrar y usar entre los dos apellidos una “i”, algo que se ha convertido, muy curiosamente, en una supuesta señal de identidad catalana. En realidad el sistema tradicional de apellidos en Cataluña era parecido al de otros países europeos donde la mujer perdía su apellido al casarse, adoptando el del marido, de modo que se solía usar un único apellido común para los esposos, el del varón. Excepcionalmente, y no en todos los casos, si casaba un hereu y una pubilla (heredero y heredera de sus respectivas familias) el hijo podía usar ambos apellidos separados por una “i”, para denotar su doble herencia, uso que decaía en las siguientes generaciones. Por influencia del resto de España, comenzaron las casadas catalanas a mantener su apellido, de forma secundaria en un principio y plena después. En el siglo XIX se generalizaría en toda España, Cataluña incluida, el uso del doble apellido paterno y materno, surgiendo la norma administrativa española de separarlos mediante “Y” en los documentos oficiales . De este modo, el uso de la “i” entre apellidos lo que hace es adaptar a la lengua catalana un uso español que posteriormente se reguló para una mejor identificación de los individuos ante la Administración.

  • Marqués, páseme también ésta. La canción es de Cartola (Eclesiastés 3:25). Pero a mi hermana, que es más moderna que yo (no hacía falta mucho), le gusta esta versión del Freddy Mercury brasileño, Ney Matogrosso. Ustedes los hombres, que os ponéis muy nerviosos con los amaneramientos, no le miréis, sólo escuchadle:

    Ainda é cedo, amor
    Mal começaste a conhecer a vida
    Já anuncias a hora de partida
    Sem saber mesmo o rumbo que irás tomar

    Preste atenção, querida
    Embora eu saiba que estás resolvida
    Em cada esquina cai um pouco a tua vida
    Em pouco tempo não serás mais o que és

    Ouça-me bem, amor
    Preste atenção, o mundo é um moinho
    Vai triturar teus sonhos, tão mesquinho
    Vai reduzir as ilusões a pó

    Preste atenção, querida
    De cada amor tu herdarás só o cinismo
    Quando notares estás à beira do abismo
    Abismo que cavaste com os teus pés

  • MISTERIOS GOZOSOS O NO

    Una exposición de cuadros. Los focos alumbran donde no deben y dan un calor que hace sudar a la pintura. Las obras son de proyecto de Plástica para subir nota; se ve que son buenas porque las han arracimado en una bienal, que pasar por ello año tras año les cercenaba carisma y además era un suplicio para el espectador. Una señora indaga inquisitiva.

    -La vista de este cuadro… ¿puede ser el Sena o el Castel Sant’Angelo?
    -Es Portugalete.

  • Proc, no se ponga farruca con la letra, no querrá que todo lo que se escribe en portugués sea Pessoa. Es de Cartola, que ni siquiera fue a la escuela. Y a mí me parece un PEDAZO DE LETRA:

  • Me alegro de que me haga esa pregunta. Efectivamente la canción no miente: se refiere al puente colgante que unía la ría de Bilbao, creo que a la altura del actual puente del ayuntamiento. El llamado «puente colgante» de Portugalete, aunque sí cuelga no es propiamente un puente, sino un transbordador. En todo caso no es un puente colgante, como los famosos de Golden Gate o Lisboa, por citar algunos de los más conocidos.

  • Lo de Coscubiela estuvo bien como alegato, pero fue un pedo de monja: se abstuvo en la votación. Lo de Colau es puro equilibrismo: gobierna con el apoyo de ERC, PSC y CUP. Si por estos espabilados sigues creyendo en la autodenominada «izquierda», vas mal Jenny.

  • Seguro que voy mal, Perro. Pero quién va bien, ¿tú? La alternativa son Albiol o Arrimadas. No son mi taza de té, qué le voy a hacer.

  • Perroantonio
    Sábado, 09/09/2017 a las 00:19
    Sábado, 09/09/2017 a las 00:29

    Anda, no lo sabía. 😯
    ¡REPIPI!
    ***
    Cartola es el mejor, Jenny.

  • Coscubiela estuvo muy bien, más por inesperado. Otro que también ha estado muy bien es Rajoy, y en este caso más porque nos tenía esperando desesperados. Yo se lo agradezco a ambos aunque no vote a sus partidos.

  • Pirata, el Cartola me parece más presentable…y se da una aire a Ligtning Hopkins (en el aspecto).
    Esta mañana me duelen todas las células del cuerpo humano. Y el lunes tengo que bajar a España, para ver si de una vez por todas arreglo mis asuntos.
    Cuando toca posicionarse, sólo la ley es referencia, la política es otra cosa, como estamos pudiendo comprobar.
    Sigo pensando que se debería habilitar un territorio para que los que quieren experimentos de libertades falaces pudieran jugar con sus historias bajo los focos de la TV, y que sirviera de ejemplo al mundo. El imperio de la ley no funciona con los que se sitúan al margen y no se la creen.

  • Ignacio Echeverría escribió dos artículos en El Cultural de El Mundo recomendando férvidamente las obras de Richard Hughes. Decir que compré En peligro y que psché, sobre todo después de soltar veinticinco napos, pero que Huracán en Jamaica es una obra maestra y solo cuesta once. De nada.

  • Buenos días a todos :
    Antes de empezar con mi cerro de plancha de los sábados, he venido a leerles a todos y a sus enlaces y :

    – Pirata Jenny ( 23′ 12 ) ¡ Por los dioses ! ¡ Como puede comparar a Ney Matogrosso con mi añorado Freddie Mercury ! No tienen nada que ver el uno con el otro. Que Freddie llegó a cantar con Montserrat Caballé lo de “Barcelona”, todo orgulloso y satisfecho por cantar con ella, y ella , de la que también soy fan, también estuvo de lo más satisfecha. Quedó un duetto entrañable, y nada desproporcionado… ( si puedo, luego le pongo el Y.T. para que lo disfrute ). Me parece que en este caso, ha “pecado” usted, agrupando por preferencias sexuales…

    – JrG ¿ Que es eso de que le duelen todos los huesos del cuerpo humano ? Abríguese, que en estos momentos, al final del día hace mucho calor, pero los amaneceres son heladores… Por favor. Y venga a contarnos que está ya bien del todo, y que ha resuelto todas sus pejigueras legales.

  • “En su preámbulo a La guerra civil española, el británico Antony Beevor afirma que los principales problemas a los que el Gobierno de la Segunda República se enfrentó eran la reforma agraria, las relaciones con el Ejército y con la Iglesia y el separatismo catalán y vasco. No puede ser que un siglo después sigamos en el mismo sitio”.
    Hasta donde sé un siglo después los tres primeros problemas no son tales (salvo la religión para la izquierda en época electoral cuando no gobierna). Es obvio que para los podemitas no y ahí están las referencias históricas de su discurso repetido: nada ha cambiado y hay que echar abajo la Constitución del 78. Entiendo a Llamazares o no hubiera acudido a la cita sin matizarla dando a entender, en línea con el discurso de Podemos, que los problemas históricos siguen vigentes.

    En cambio, la reflexión de Savater es impecable y esclarecedora: “Uno salva su alma enunciando lo que se necesita y culpabiliza al prójimo por no proporcionarlo tal como se le indica”.

  • Permítanme, por favor, un pequeño post-epílogo a mi entrada.

    Conservo todavía un amigo de juventud, amigo con el que suelo quedar para cenar una o dos veces al mes desde hace muchos años. Hace tan sólo unas pocas noches, en un restaurante, le comenté que había escrito un relato sobre nuestro viejo conocido “el Batman”, y las considerables dificultades que éste me había creado, más que nada a la hora de cribar los episodios que contaría y los que, por razones principalmente de espacio (y también de sentido común), habría de descartar de la narración. Pronto estábamos encadenando, a carcajada limpia, anécdotas y más anécdotas sobre el personaje, sin importarnos, claro, el hecho de que nos las hayamos contado ya unas cuantas veces a lo largo de estos treinta y cinco años:

    –¿Te acuerdas cuando se transformó en Halifax, el androide?
    –En androide no; en cíborg.
    –¿Y la chaqueta de pana antibalas?
    –¿Y la batmanesa?
    –¿La botella de leche en comisaría…?

    Al cabo hicimos algo que no se nos había ocurrido nunca hasta la fecha: introducir su nombre en google.

    Por desgracia, la única noticia que encontramos fue una esquela, ya del siglo pasado, en la hemeroteca de La Vanguardia. Lo cierto es que dicha esquela me causó, contra todo pronóstico, una inesperada desazón. No sé por qué, lo imaginaba envejeciendo en algún confortable hospital psiquiátrico, asilo para indigentes o penal de máxima seguridad. Pero no.

    Más allá, pues, de cualquier otra consideración, vaya en su honor uno de los más hermosos cantos jamás escritos y que, miren ustedes por dónde, descubrí gracias a él:

    Palabras del Predicador, hijo de David, rey en Jerusalén.

    Vanidad de vanidades, dijo el Predicador; vanidad de vanidades, todo es vanidad.

    ¿Qué provecho tiene el hombre de todo su trabajo con que se afana debajo del sol?

    Generación va, y generación viene; mas la tierra siempre permanece.

    Sale el sol, y se pone el sol, y se apresura a volver al lugar de donde se levanta.

    El viento tira hacia el sur, y rodea al norte; va girando de continuo, y a sus giros vuelve el viento de nuevo.

    Los ríos todos van al mar, y el mar no se llena; al lugar de donde los ríos vinieron, allí vuelven para correr de nuevo.

    Todas las cosas son fatigosas más de lo que el hombre puede expresar; nunca se sacia el ojo de ver, ni el oído de oír.

    ¿Qué es lo que fue? Lo mismo que será. ¿Qué es lo que ha sido hecho? Lo mismo que se hará; y nada hay nuevo debajo del sol.

    ¿Hay algo de que se puede decir: He aquí esto es nuevo? Ya fue en los siglos que nos han precedido.

    No hay memoria de lo que precedió, ni tampoco de lo que sucederá habrá memoria en los que serán después.

    Y, allá donde esté, mejor que se vayan preparando para la guerra.

  • Precioso, Gomez.
    Muchas gracias
    Y dentro de un rato, cuando termine con la plancha, lo volveré a leer y brindaré por el recuerdo de su amigo.

  • Piratajenny Sábado, 09/09/2017 a las 01:06

    Seguro que voy mal, Perro. Pero quién va bien, ¿tú?

    Ni de coña. No gano para disgustos. Por eso me extraña que recuperes la ilusión sólo por un par de gestos para la galería. En ambos casos se ha tratado del clásico lavado de manos, modo Pilatos.

  • TODOS se han lavado las manos Perro, no algunos. De hecho tienen las manos irritadas de tanto lavárselas y sobre todo TODOS van a ganar, pase lo que pase. En eso la política es magnífica y magnánima para ellos.
    Pierde el país, pierde el mundo, perdemos nosotros, pero a quién le importa? A muy pocos.
    Quizás a algún poeta, poco más.
    Ya me he dotado del mínimo de ilusión, quizás un poco de belleza leyendo a Apollinaire, y manchando algunos papeles. Quizás verme libre de enfermedad que me inutilice, alguna música, y beber buen vino.
    A veces hablar con algunas gentes, que no tenga frío…

  • Juanfran Satur
    Sábado, 09/09/2017 a las 12:46
    Tápate con la mantita, Jotaerre.

    Mis hijos, y mis nietos se meten mucho conmigo, con eso de que siempre estoy detrás de ellos con la bufanda, pero a base de desabrigarse cuando se nota calor, y ponerse capas finas, tantas como hagan falta, cuando refresca, o cuando se ha sudado, yo, hace años que no pesco una gripe ni un mal catarro ( otras cosas sí, sobre todo huesos rotos por pretender moverme como si fuera una joven de 50 años ). Y eso que, a partir de cierta edad, los termostatos internos dejan de funcionar.
    Así que, ríanse, pero no pasen frío. Que cuando no vienen porque están malitos, se les echa en falta.

  • Tampoco te creas que ando pegando saltos de alegría por la casa. Pero la Colau y otros alcaldes les han puesto en un verdadero brete. ¿Por conveniencia? ¿A toro pasado? No sé; en cualquier caso, porque tienen cabeza suficiente como para comprender que en esas condiciones celebrar un referéndum es un dislate.

    La despedida de la feria taurina de Dax, con las bandas tocando y la plaza a reventar. Al loro, Marqués, porque terminaremos exiliados en Francia.

  • El vídrio que ha traído Pirata Juani me ha recordado esta fabulosa interpretación de Miguel Onfilt de Paquito el Chocolatero.

  • Lo de Colau es de cajón. Ella, según ha admitido, en el butireferéndum del 9-N votó “sí” a la independencia. Por tanto, no hay posibilidad de engaño: es una alcaldesa independentista. Una opción, no hay ni que decirlo, muy respetable.

    Otra cosa es que ella sabe mejor que nadie que, a causa de la peculiaridad del mapa político de Cataluña, la han votado tanto independentistas como no independentistas; si bien, con total seguridad, más de los segundos que de los primeros. (El voto independentista barcelonés más “izquierdista” se lo reparten republicanos y cuperos) Por eso, del mismo modo que en una ocasión negó el mismo local municipal que antes había cedido al terrorista Otegi para un homenaje a las víctimas de Hipercor, es bien capaz de asegurar en julio que el 1 de octubre “ [el ayuntamiento] pondrá todas las facilidades para que esta movilización se produzca con el máximo éxito” y, al cabo de dos meses, decir exactamente lo contrario.

    Lo cierto es que lleva todo su mandato tratando de contentar a unos y a otros. A esto se le llama funambulismo político. O nadar y guardar la ropa. O simple cara dura.

  • Gómez Sábado, 09/09/2017 a las 14:23
    Por tanto, no hay posibilidad de engaño: es una alcaldesa independentista. Una opción, no hay ni que decirlo, muy respetable.

    Claro, tan respetable como el onanismo, el balconing o el paracaidismo en aguas bravas. Lo más importante es el respeto.

  • Llegué a Eclesiastés de manos más convencionales que Gómez. El Canon Occidental, de H Bloom, fue mi guía una temporada, y ese libro ocupa el número uno. Junto con Shakespeare (Rey Lear), Dickinson y Tolstoi aparece por tanto su autor, a quien bautiza el Yahvista.
    Leí a Dickinson, muchos rusos, y aprendí así muchas cosas de la vida que, cuando te acontecen, de nada sirve. Tal como dice el Yahvista.

  • EL LEVANTE ME LA LEVANTA
    Mal el Madriz, dando oxígeno a los independentistas en estos momentos de atribulación nacional. Es cierto que ha jugado bien, como siempre que el hermano de la Ronalda no trisca por el céspet, pero es incomprensible que un combinado vale el peso de su autosatisfacción en iridio, haya dejado escapar dos puntos en el Santiago Bremaneur. Si el juego ha sido correcto, la estética ha sido abyecta, quitándole el gol a Ballet -el segundo mejor jugador del mundo- ese engendro ultraviolento llamado Lucasvásquez, que te lo encuentras en el metro de Usera ahí to pelao y con una bomber y unos nunchakos pidiéndote el peluco y no te sorprende lo más mínimo. Y qué hablar de Marcel.lo, campeón mundial en la deglutición de hamburguesas, pateando la cabeza de un zaguero contrario y llevándose una tarjeta roja porque la FILFA aún no ha inventado las tarjetas negras para estos nietos degenerados de Satán.

  • Juanfran Satur
    Sábado, 09/09/2017 a las 15:00
    EL LEVANTE ME LA LEVANTA

    LOS ESPAÑOLES Y EL FIÚTBOL, NOTICIAS DESDE MONGOLIA: LA CULPA ES DE CRUYFF

    Entro al bar y está puesto un partido. El bar lleno y en silencio: es un bar del MADRID. Por mí como si se orinan, pero he entrado con unos del BARÇA: tan lejos de Madrid y tan lejos de Barça y, sin embargo, esa guerra es política y se libra también aquí, en Mongolia Exterior.

    —Oyes, ¿a vosotros no os da asco ser del Barça? —Pregunto, he bebido ya un vino y no veo el peligro.
    —NOOO. —Responde el más tranquilo sin mirarme, me tiene muy mirada.
    —Por qué lo dices, ¿porque les toca sacar los tanques a la calle —Comenta otro, que va a tener que ponerse dentadura postiza a causa de los muchos años de uso, pero él cree que tiene los mismos dientes que en 1981 y que Rajoy es Tejero.
    —Cambiaos de equipo, por favor, que ofendéis. —Les digo amable y conciliadora.
    —Eso no tiene remedio y la culpa es de Cruyff.

    MORALEJA. Con esta nota de costumbres quiero informaros de que en los pueblos de España se libra una guerra barcelónico-madridista, epítome de todas las desgracias del sectarismo guerracivilista. SOS-SOS-SOS. Entre vermú y vermú he percibido una simpatía por los independentistas que se alimenta de antimadridismo y/o barcelonismo. SOS-SOS-SOS.

  • El otro día volví al Reina Sofía después de muchos años y el Gernika me pareció una puta mierda nivel Bansky.

    Vengastaluegu.

    (El Eclesiastés nunca llena el ojo de leer, Gómez. Top).

  • Pasa un joven de unos doscientos quilos, lleva la camiseta regañada sobre la barriga y arrastra unos hierros y tableros que ha debido de recoger de las basuras.
    —La verdad es que tiene que enganchar. —Ha comentado uno del Barça sobre el tipo que os digo: uno de los del Hacha, ha explicado otro; que son varios hermanos que viven no sé dónde y repasan los contenedores del pueblo. Que registrar la basura y llevártela a casa tiene que ser muy adictivo, ha aclarado el primero.

    MÁS FLIPO YO TODOS LOS DÍAS Y ME AGUANTO.

  • A mí, que no me gustaba el Guernica, cuando lo vi en el Sofidú, me dejó sin habla. Y seguramente fue el tamaño: EL TAMAÑO IMPORTA.

  • La verdad es que todo lo que vi en el Reina Sofía me dejó frío salvo unas fotos de la construcción de Brasilia que impresionaban bastante. Creo que el músculo del arte se me ha atrofiado. Me gustó la parte de los surrealistas sección revistas y carteles. JrG, vi una edición de Alcools que me dieron ganas de echarla mano.

  • Portugalete es una ciudad situada a la entrada a la ría de Bilbao que hace ya muchos siglos fue de mucha importancia. Los portugalujos cerraban la ría con cadenas de hierro y cobraban portazgo. Viejas tradiciones ancestrales que se han ido perdiendo, snif.

  • La etimología de Portugalete ha dado lugar a muchas y divertidas discusiones dizquefilológicas. A mí, particularmente, la que más gracia me hace es la que asocia ese «-gal-» a los galos (lo que también se aplicaría a los nombres de Galdames, Gallarta, Galindo, etc.; ya se sabe que los galos, concretamente un primo hermano de Vercingetorix o de Asterix, no recuerdo, pasaron mucho tiempo por aquí, inventando el queso con moho y el paté). En la página que acabo de enlazar se dice que «Otra teoría es la que afirma que Portugalete tendría el significado de “puerto de guijarros”, basándose en la palabra francesa “galet” que significa “guijarro”». Debemos rechazar esta afirmación como absolutamente fraudulenta porque como bien sabemos todos los que como el Capitán Tantán hemos viajado a lo largo y ancho de este mundo ese -galete viene del bretón «galette», por lo que podemos afirmar científicamente (la ciencia no engaña) que Portugalete significa sin lugar a dudas «puerto de las galletas».

  • Yo viví muchos años en la calle Portugalete, por la zona de Villaamil, en Madrid, hasta que el Ayuntamiento (no sé quien era el alcalde entonces) decidió cambiarle el nombre y pasó a llamarse Calle de Las Matas. Sería que Portugalete sonaba a fascista, o a comunista, o a lo que tocara entonces denostar.

    Cuando nuestro vecino de la infancia, el cura, se incorporó al equipo municipal de asesores para los nombres de las calles y la memoria histórica y tal y tal, los nueve hermanos le enviamos un carta pidiendo la reversión del cambio y que la calle de nuestra infancia se llamase de nuevo calle Portugalete. Es que no hay color. Pero no tuvimos respuesta.

    Algún hermano dice que es ateo, pero no creo que sea por esto.

  • ¡Cómo le entiendo, Holmes! En los rusos está todo. Hace unos días compré una pequeña biografía de Chéjov y, como suele suceder en estos casos, ayer mismo comencé a releer sus relatos. Son todavía mejores, si cabe, de lo que los recordaba. Me atrevo a decir que insuperables. No es extraño que el viejo Tolstoi, quién llegó a anotar en su diario, “me siento feliz de amar a Gorki y a Chéjov”, le dijera a éste último en una ocasión: “Estoy viejo y tal vez ya no consigo entender la literatura de ahora. Pero no me parece que sea rusa. Ahora bien, usted, usted es ruso. Sí, muy, muy ruso”.

  • En las letras Rusas está todo, y en la pintura y el arte de sus vanguardias mucho de lo importante.
    Alvaro, el Reyna es un buen museo, y el Gernika viene siendo como las Meninas, la rendición de Breda o el Quijote.
    Si no siente nada al verlo, no sentirá nada con el arte en general. No tiene por qué sentir nada especial, quizás el sobrecogimiento de la guerra sin colores, pero nada más.
    Banski no tiene cara, pero va camino de ser tan caro como Picasso. Es bueno además. Sólo que no trabaja tanto.

  • Alvaroquinn
    Sábado, 09/09/2017 a las 16:43

    Coincido. ¿Conoce a Avelina Lesper? Aquí, en una entrevista para un documental que no he visto, El espejo del arte (si alguien lo encuentra entero que lo enlace, pfv):

  • Mucho ruso, en Rusia, Gómez.
    Por cierto que el gusto que usted tiene por dejar abierto el final de sus relatos es muy propio de Chéjov. Recuerdo uno de una campesina que vuelve a casa tras una noche loca. El lector queda imaginando lo que le hará su marido: el autor cierra antes su relato.

  • De Apollinaire, Alvaro estoy ahora con sus reflexiones estéticas sobre el cubismo.
    Si le oyera, hablar del cuadro de Picasso así, me imagino que tendrían unas palabras…

  • Acabo de descubrir WINGLI Pirate. Es como blablacar pero con avionetas.
    Voy a ver si contacto con un piloto de Cholet que baja a Biarritz…
    Me ha alegrado el día, fíjate tú.

  • jrG Sábado, 09/09/2017 a las 19:07

    Alvaro, el Reyna es un buen museo, y el Gernika viene siendo como las Meninas, la rendición de Breda o el Quijote.

    Entiendo la comparación del «Guernica» con «Las Meninas» y «La rendición de Breda», las tres son pinturas de tamaño grande, como para ocupar una pared. Lo del «Quijote» no lo pillo; es verdad que se podría empapelar una pared arrancando sus páginas, ¿pero no va por ahí, no?

  • El otro día tropecé con una palabra inglesa que pensé merecía ser importada antes de que el brexit sea efectivo y esas cosas cuesten más o sean mal vistas. Goropismo, que vendría siendo una etimología absurda, fantasiosa o incluso delirante. Los cronistas oficiales y los antropólogos aficionados de los pueblos son muy dados al goropismo, para muestra un Portugalete.

  • Perroantonio
    Sábado, 09/09/2017 a las 20:35
    Es evidente que a Levy no le gustan nada los peperos. Al menos para divertirse.

    El sintagma “los peperos” no debería tener cabida en un foro como este.

  • Las democracias en occidente tienen un grave problema, que el propio método no sabe resolver.
    En eso la ley mercantil es mucho más taxativa.
    La defensa de las minorías deja un papel tan amplio a los minoritarios que atentan contra los derechos generales.
    Damos cabida a tanto respeto hacia los otros, que dejamos de respetarnos a nosotros.
    En pocos años, hemos conseguido avergonzarnos de ser humanos, de ser occidentales, de ser herederos, de ser cristianos, de comer carne, de que nos gusten las mujeres, de que nos disgusten otras cosas…tratando de asemejarnos a entes tan puros que carecen de cualquier principio y solidez, incapaces de ir a un punto concreto para así “vivir y dejar vivir”.
    Hemos dejado que todo se corrompa, dando cada vez más sitio a la corrupción como algo inevitable, con tal de tener nuestra parte del pastel y cada vez más gruesa, pensando que lo puesto no es de nadie, que no es nuestro.
    “Se razonable, pide lo imposible”. Ese fué el verdadero principio del fin, y luego venerado por los que no tenían ideales. Por los que querían imponer su sinrazón, como fruto de lo avanzado. Crear un sistema de razonamientos, con gente que cada vez era más irracional.
    Y yo debería ponerme en esa lista.
    Por ingenuo.
    Por creer que si yo no me meto con los demás estos no se meterán conmigo. Por aceptar las normas. Por creer que si yo las acepto las aceptan todos.
    Por no ser de un grupo. Por no defender mi posición más que ante mi espejo. Por perezoso. Por crédulo.
    Mi padre me daría dos bofetadas, y tendría toda la razón.

  • Resulta que la habitación del hostel no es de 3 personas sino de 16 (sic). Anoche cuando llegué tuve que abrirle la puerta a un tipo de mi edad que como no acertaba a abrir con la tarjeta, se había hecho un ovillo en la entrada de la habitación cual perro fiel. Me voy a duchar y marcho a pasear por la ciudad madrugadora (poco tras el último día de fiestas, imagino).

  • En estos tiempos de zozobra sólo cabe encomendarse a Santiago Apóstol y decir en voz bien alta:
    ¡Mariano Rajoy y cierra España!

  • Ayer vi un pájaro peculiar. Fue una visión fugaz y aérea. Del tamaño de una torcaz, quizá más grande, y más pequeño que un pato. Sin cola, o con una cola muy corta, plumas azules por arriba y amarillo por abajo. ¿Qué pájaro puede ser?

  • – Bremaneur ( 9’29 ) ¿ Le oyó usted graznar ? Que, por su descripción, parece una de esas cotorras argentinas que nos están invadiendo. En mi zona, ya son mayoritarias, y han conseguido expulsar a los gorriones. Por suerte, los mirlos no se han dejado, y siguen despertándonos por las mañanas.
    Y, a Cayetana, la sacaron de las listas para el congreso. ¿ Demasiada competencia respecto de “las segundas y terceras damas ?… Pero lo que ella defiende, ya lo defendía con Libres e Iguales desde dentro del PP , y del Congreso.

    – JrG- ¡ Que bonito parece Herce, visto desde sus pinturas ! No lo conozco, y no he conseguido encontrar fotos suficientes para comparar. ( De Cholet, en cambio, hay masas …)

  • Herce es la Rioja Baja, en la carretera entre Arnedo y Arnedillo. Es el pueblo de mi madre y de su familia.
    Pocas fotos habrá imagino, está muy lejos de cualquier sitio turístico, sólo se pasa por ahí.
    Tengo allí 1/16 de una bonita casa cural, que pasó a manos de la familia de mi madre por circunstancias cuando menos extrañas, muy de pueblo.
    Mi 16 avo lo voy a ceder al municipio y que se arregle con mis primas…la que les ha caido¡¡¡
    Segúramente la idealizo, porque yo de pequeño la odiaba, y a mi madre no le hacía mucha gracia, pero mi padre era feliz allí. sabía más de lindes y propiedades que el propio ayuntamiento. Todo el mundo de Herce creía que el Herceano era mi padre…
    Ah¡¡¡tu eres del Ramón y la Dora…me siguen diciendo.
    Los de allí son denominados Cebolleros, no se si por sus cebollas o por la sierra.

  • Ximeno de Atalaya
    Domingo, 10/09/2017 a las 10:11
    Brema, un martín pescador

    Lo he pensado, pero era bastante más grande.

  • bremaneur
    Domingo, 10/09/2017 a las 10:19

    Eso es el efecto del cielo despejado que te confunde…
    Era un plátano casi seguro Brema llevado un pato azulón.

  • JrG:
    ¡ No ceda nada al ayuntamiento de Herce !
    Yo tengo un 1 / 36 de las posesiones de Amona, la abuela de mi abuela Marichu en Oyarzun / Rentería. Y una parte mayor del total, es de las monjas del convento donde profesó “la tía monjita” ( hermana de mi abuela ). Y, con tal de no discutir con las monjas, para cualquier cosa los ayuntamientos correspondientes ceden, y ceden. Y puede que, al final, esas monjas tan pesadas nos hayan hecho algunos favores…

  • Pero Viejecita, si lo donamos todo.
    TODOS somos donantes de cosas.
    La última donación se la hacemos a Cataluña y sus secuaces.
    Nuestra soberanía es el consumo y los impuestos.
    Bueno no sé si el Chopsuey tiene entidad jurídica propia que podamos reclamar, pero por el momento soy fiel y leal a este territorio y no quiero ser más independiente.
    Viva la Reyna, su seguro, fiel, y muy leal servidor.

  • jrG
    Sábado, 09/09/2017 a las 19:17

    Tenga usted cuidado de con quien comparte el ave. Yo no me fío ni de mi sombra. Con decirle que este verano no he cogido ni uno comercial y he dado más vueltas que una peonza.

    Respecto a la Lesper, a mí me parece que dice verdades como puños. Por eso levanta ampollas.


    No puede ser una cotorra argentina. Son más pequeñas que una torcaz y el plumaje es verde y gris. De los psitácidos, con esos colores y de ese tamaño, podría ser un Ara Aranaura (un guacamayo), pero tienen una cola que no pasa desapercibida.

    ¿Dónde la vió, Brema? ¿Y a qué altura volaba?

  • Dijo Chesterton que los periódicos deberían imprimir cada día cosas importantes como Shakespeare, Homero, la Biblia y así. Cosas que la gente debería leer y sobre las que mucha insistencia siempre es poca. Luego, cada tres o cuatro meses, sacar un suplemento especial con las novedades políticas, los desastres, los crímenes y los cotilleos muy resumidos y extractados. Asegún que va uno cumpliendo años esta insensata propuesta va resultando más atractiva, entiéndase, eso sí, que la selección habría de incluir necesariamente a Cervantes, Quevedo, Lope &cetera.

  • Larra dijo aquello de “todo el año es carnaval”. Pues en Cataluña cada día es la diada.

    La oficial es mañana. Sí.

  • Pirate la Lesper habla tantísimo que suele decir verdades. Pero ella de lo que habla normalmente es del negocio del ARTE. Ahí tiene muchas razones y normalmente ciertas.
    En el arte, el nicho para el intercambio, “coup de coeur”-dinero-obra, ha sido y sigue siendo muy pequeño. Los circuitos ya se han pervertido por los mass-media, que quieren espectáculo, y las cantidades de dinero son ingentes en el mercadeo de esos espectáculos fácilmente convertibles en dinero.
    El arte no interesa en general, aunque conozca un momento pleno de museos, concursos, exposiciones etc…
    También por la parte de los artistas tenemos la idea de pelotazos, de calidades, de imitaciones, de ser rico en general.
    No se ve el arte como un obrero especializado, como un trabajador explorador que vive en un entorno aislado y riguroso.
    Se piensa en términos de facturación, no de creación honesta y subsistencia.
    Los galeristas más o menos igual, aunque estos como los libreros, no sé si les queda otro camino.

  • Mi voto con Morgan y Chesterton, para los periódicos y los Chopsueys.
    También se podía hablar de motos, coches, y pájaras.

  • Pirata Jenny
    Domingo, 10/09/2017 a las 11:37
    ¿Dónde la vió, Brema? ¿Y a qué altura volaba?

    Al lado de mi casa, en pleno centro. Bien es cierto que esto está lleno de zorros, hurones, erizos y pajaramen variado. Planeaba a unos cuatro metros de altura.

  • El Assange podía ser perfectamente nombrado ministro, junto con el premio nobel de la Paz Otegui y el premio nobel de economía Varoufakis de la República Independiente de Ikea y Cataluña.
    Están cosechando todo tipo de apoyos importantes, sólo falta que salga la Seña Clinton a mostrar el apoyo de pueblos oprimidos por las democracias ilegítimas occidentales.

  • Pirata Jenny
    Domingo, 10/09/2017 a las 11:37

    No puede ser una cotorra argentina. Son más pequeñas que una torcaz y el plumaje es verde y gris.

    ¿ Seguro ? Pues entonces en mi zona lo que debe haber son guacamayos. Porque su plumaje es de muchos colores, y, al menos a mí, me parecen tan grandes o más que las palomas torcaces , que también hay muchas.
    Pero ; los guacamayos; ¿ graznan ? que si graznan , serán ellos. Si no, serán cotorras, y me parecerán grandes por la tirria que las tengo.

  • Levantando España y Portugal, currando como español y tirando del carro portugués, gente emcantadora pero en hibernaciôn perpetua.

  • A ver, Viejecita, organización: si tiene muchos y variados colores y es tan grande o más como una torcaz NO es una cotorra argentina. Empecemos por descartar esta posibilidad tan obvia, al igual que la un martín pescador sobrevolando Berlín, o la de un Ara Aranaura sin cola, que nos quedan 17.894 especies por repasar.

    Perroantuán debe pronunciarse, que es el vicioso.

  • Descartados por la descripción los tucanes, las avestruces, los pinguinos y, en general las aves limícolas, lacustres, rapaces, pajarillos, anátidas, columbiformes, gallináceas, perdices y los martines pescadores, que vuelan como un torpedo. Sabiendo que planeaba, me inclino a pensar como Jenny en un guacamayo sin cola (quizá viejo, con las plumas de la cola comidas por los ácaros y las malas condiciones higiénicas). Se habrá escapado de la jaula de Frau Schneider, la mujer del pastor protestante, y busca cacahuetes; el guacamayo, no la Frau.

  • No obstante y dada la dificultad de distinguir los colores en movimiento (¿azul cobalto, azul aguamarina, azul grisáceo, verdeazul JRG*? ¿amarillo como el sol del mediodía, amarillo yema cruda o yema cocida?) vaya usted a saber. ¿Un dron?

    * 🙂

  • Joder Cayetana!
    Supongo que para Pirata Jenny esta unidad didáctica estaría supensa:
    “…los valores republicanos los garantiza nuestra monarquía constitucional”.

  • Nadie está tomando en cuenta, dada mi dificultad clara, de interpretar y nombrar colores, (la culpa es de Goethe, que me dejó muy confundido)que fuera un plátano transportado por un pato azulón, o bien como indica Marqués un 737 de fly emirates o incluso de Lufthansa, que los dos son verdes, como indica Brema.

  • Bremaneur Domingo, 10/09/2017 a las 01:24

    Muy bien la Cayetana, llorando desde un teclado lo que no supo defender como diputada.

    Rara vez los diputados tienen ocasión de defender nada. El procedimiento parlamentario y la feroz obediencia al portavoz, ponen las cosas muy difíciles a sus señorías.

  • El sol del mediodía, según por que parte del hemisferio andes, y según la estación es amarillo en una variedad de tonos inmensa incluyendo el blanco y algunos tonos de gris e incluso verde agua.
    Si se tiene un eclipse total de sol la cosa cambia mucho.
    Las gafas de sol también tienen su influencia, si no te quieres quemar las retinas o ver a Dios o Virgencitas…

  • Como Javier Marías, en el ámbito profesional tiendo a evitar el beso en la mejilla, para mantener la distancia.

    También en los 70 y 80 procuraba evitar el beso en los labios con las amigas no novias. Tampoco por puritanismo, sino porque estaba claro que no eran besos sexuales. No me interesan los besos no sexuales.

  • Perroantonio
    Domingo, 10/09/2017 a las 00:10
    Zeppi Sábado, 09/09/2017 a las 21:50
    El sintagma “los peperos” no debería tener cabida en un foro como este.
    ¿Y por qué? ¿Es ofensivo? Primera noticia.

    Es despectivo, se utiliza para señalar y marcar, no para definir.

  • Siguiendo el criterio de USA, mañana habría que montar una manifestación paralela a la de los supremacistas catalanes. Planteada así, aunque fueran, pocos tendría éxito, y quizás alguna repercusión internacional. Y si fueran agredidos por los supremacistas, cosa probable, supongo que los medios extranjeros tendrían claro quiénes son los intolerantes. Si se lograra asociar el concepto de supremacista al movimiento independentista, lo que se ajusta bastante a la realidad, se tendría mucho ganado.

  • jrG
    Domingo, 10/09/2017 a las 06:28

    Y yo debería ponerme en esa lista. Por ingenuo. Por creer que si yo no me meto con los demás estos no se meterán conmigo. Por aceptar las normas. Por creer que si yo las acepto las aceptan todos. Por no ser de un grupo. Por no defender mi posición más que ante mi espejo. Por perezoso. Por crédulo.

    Suscribo.

  • Con permiso:

    pepero, ra
    Del deletreo de la sigla PP ‘Partido Popular’ y -ero.
    1. adj. coloq. Esp. Perteneciente o relativo al Partido Popular español.
    2. adj. coloq. Esp. Afiliado al Partido Popular. U. t. c. s.
    (DLE, 23ª ed, s.v.).

  • Algunos todavía recordamos el caso “de la extraña y misteriosa ave que sobrevoló Barcelona en 1990”. El detonante fue esta carta al director de La Vanguardia:

    No puedo más que mostrar mi extrañeza ante este inusual hecho: la noche del 28 de mayo de 1990, algunos vecinos del barrio de Les Corts nos despertamos ante los insoportables graznidos de un ave; no un ave cualquiera. Nuestro estupor fue inmenso al salir al balcón y ver una silueta negra de grandes dimensiones. Quizá debería medir entre tres y cinco metros y no exagero. Numerosos fueron los vecinos que la vieron y numerosos, también, los comentarios al día siguiente. Suponemos que en otros barrios, otras personas debieron verla. ¿Qué era? Y lo que es más extraño: ¿Por qué no ha aparecido ninguna noticia en la prensa?”

    (Pere Carbó, “Cartas al director – La Vanguardia 10/06/1990”)

    A continuación, comenzaron a llover las cartas a los periódicos y se multiplicaron los avistamientos del ave en diferentes barrios de la ciudad:

    En relación a la carta publicada por don Pere Carbó, respecto a un ave negra de terribles dimensiones avistada en Les Corts, quiero aportar testimonio de lo ocurrido hace tres o cuatro días en el barrio del Guinardó. De manera casi idéntica a la relatada por el señor Carbó oímos unos horribles y fortísimos graznidos, que incluso hacían vibrar los cristales. Nos asomamos a las ventanas y vimos planear un ave gigante, de dimensiones mayores, a mi juicio, de las que apreció el señor Carbó. En mi opinión tendría unos 8 metros de ala a ala. Su color era negro y la silueta muy parecida, sorprendentemente, a la de una paloma….Otro punto a investigar es la misteriosa desaparición de algunos gatos que se observó antes de la aparición del ave gigante, como si hubieran caído de los balcones, pero sin que se hallara el cadáver en las calles.

    (José García García, “Cartas al director – La Vanguardia 14/06/1990”)

    Pero la mejor de todas, y recuerdo haberme tronchado cuando me la enseñaron en un bar, fue la del humorista Eugenio:

    Se trata de un pterodáctilo que ha sobrevivido a períodos glaciares. Hace quince días que no veo a un amigo mío de Les Corts. Estoy seguro que este animal lo ha capturado.

    Les dejo un enlace donde se explica bastante bien este misterioso suceso que conmocionó la Ciudad Condal:

    https://elgabinetedelascuriosidades.com/2015/08/15/barcelona-bajo-la-amenaza-de-un-ave-monstruosa-el-nessie-catalan-tenia-alas/

  • Hombre, Zeppi, peperos es tan despectivo como sociatas, peceros, cuperos, nazionatas o el «socialdemócrata» que usa Arcadi. También es despectivo Madridejos y Guadalete. Por lo demás yo no tengo la culpa de que a Levy, que es del PP, no le guste el rancio look pepero. No son prejuicios, es ciencia.

  • Perroantonio
    Domingo, 10/09/2017 a las 14:29
    Rara vez los diputados tienen ocasión de defender nada. El procedimiento parlamentario y la feroz obediencia al portavoz, ponen las cosas muy difíciles a sus señorías.

    Eso es verdad.

    Y las posibilidades de ejercer una voz libre y crítica dentro del Congreso eran, exactamente, cero.

    Cuando digo cero es cero, no es que hubiera un cierto debate interno, una cierta deliberación. Eso no existe en el Congreso. […]

    -En teoría no tienen mandato imperativo…

    En teoría no, pero entre la teoría y la práctica hay un abismo. En las reuniones del grupo parlamentario no existe el debate. En las reuniones del grupo socialista, de hecho, hay bastante más que en las del PP. En el PP no existe ningún tipo de debate ni de deliberación. Los diputados votan lo que decide un grupito al frente de esa dirección. Muchas veces, ni siquiera sabes lo que estás votando, porque tampoco te enteras. Me dirás “es obligación del diputado enterarse” y tienes toda la razón del mundo, pero no existe ese mecanismo que da al diputado un sentimiento de responsabilidad individual ante lo que vota y ante sus votantes también. Son partitocracias y grupocracias en el sentido de que sólo cuenta el grupo o la dirección del grupo. Y ya no te cuento cuando un partido está en el poder porque, entonces, ya no decide el grupo, deciden los ministerios o el propio gobierno.

    También es cierto que pocos como ella son conocedores de los métodos democráticos peronistas. Ignorancia no podía alegar.

    Recuerdo bien aquel Congreso de Valencia de junio de 2008: papeletas sin sobre, urnas de metacrilato, cámaras delante de las urnas y espías de Génova en cada rincón. Era imposible votar libremente. Y en todo caso no había nadie alternativo al que votar. Ninguno de los críticos privados rompió en público. En ese ambiente nació el PP de Rajoy, del que Maroto es un prototipo. Si hay una idea que define a este PP sin ideas es que la verdad no es útil ni moderna. O, dicho al revés, que lo moderno y útil es el disimulo; un cierto relativismo; la aceptación táctica de la ficción ajena. Cuesta ver en el registrador de Pontevedra un posmoderno, pero a veces el temperamento suplanta la ideología.

  • Mucho me temo que prácticamente todos los partidos actúan igual. Y si alguien se desmanda, la jauría propia se echa a degüello, a ver si consigue ascender algún peldaño en la jerarquía. Aún recuerdo cómo olió la sangre una tal Lozano en UPyD.

  • Pues hace unos años ( en el 2008 o 2009, en tiempos de Z.P. ), unos cuantos amigos mandamos una petición al Congreso de Diputados, para que, con una cantidad grande de firmas, se pudiera hacer que el gobierno promoviera referendos en toda España. ( Habíamos participado en la recogida de firmas para la “Defensa de la Lengua Común , en todos los rincones de España. Habíamos conseguido miles y miles de firmas, y de aquello no se había vuelto a saber , y queríamos “hacer algo ” )
    El Congreso está obligado a contestar a TODAS las peticiones fehacientes que se le hagan.
    Nos contestaron, en efecto, y nos avisaron que pasaban nuestra petición a la Comisión Constitucional.
    Entre todos, nos distribuimos a los Diputados de esa Comisión Constitucional, y les escribimos personalmente.
    Algunos, como Alfonso Guerra, ni nos contestaron. Hubo otros que no sólo contestaron sino que nos convidaron a almorzar en El Congreso, y nos ayudaron todo lo que pudieron… ( Yo no fui a aquella visita, y por eso no recuerdo los nombres de los dos diputados socialistas que nos convidaron ).
    Doña Cayetana estaba en esa Comisión, por el P.P, pero le tocó escribirle a uno de “los chicos”, y ella no le contestó.
    Durán y Lleida sí me contestó, encantador. Pero el que me escribió de vuelta a mí , Miguel Barrachina, del PP , se volcó, avisó de cuando iba a pasar nuestra propuesta al Pleno, nos dió números de expediente, etc etc.

    Luego, claro, en el pleno, a lo que se dedicaron fue a blindarse, que estaban a finales de un periodo legislativo, y no iban a sacar nada nuevo a última hora. Pero Barrachina se mojó.
    Ahora ya no está en el Congreso de los Diputados, que se fue a Castellón, a la Diputación, o así…