Cuento marinero

por Satur. Llamarme Satur. Eso hizo mi madre: llamarme Satur. Un día que estaba sin blanca en Vigo tras haberme comido el último plato de calamares con patatas en una fonda del puerto, entablé conversación con el capitán...

Seguir leyendo