Un cuento chino

Por Mortimer Gaussage.

En el año 1802, en Summer County, Tennessee, USA, nació Issachar Jacox Roberts, luego conocido como el Reverendo Roberts, de la fe baptista. De él dejaron dicho quienes le trataron que tuvo problemas prácticamente con todos los que en vida le conocieron, cosa del carácter que suele venir de nacimiento. También consideraron de interés dejar constancia de que desde muy joven mostró un comportamiento al que diríamos errático. Quizá por eso, quizá a pesar de eso, marchó a China a predicar la palabra de Dios.

El mismo año de 1802 pero en New Canaan, Connecticut, vino al mundo Edwin Stevens, más adelante Reverendo Stevens, de la Iglesia Congregacionalista Americana. Mientras aún estaba en el seminario, rematando los estudios de su vocación, aceptó la oferta de viajar a China en misión evangelizadora financiado por la American Seamen’s Friend Society. Así, en Junio de 1832, recién ordenado, firmó el recibí por 376’19 dólares americanos donados por la New Haven ASFS para viáticos y otros 50’00$ más de la United Society’s Missionary Association, estos para imprimir y repartir Biblias y sermones selectos en la lejana China. De inmediato inició el largo viaje bordo del Morrison, navío que poco después, en el 1937, se haría famoso porque los japoneses lo corrieron a cañonazos de la bahía de Uraga. Desembarcó en Guangzhou, lo que viene siendo Cantón, entrada de occidente en Imperio y donde pululaban, chapoteando en el vicio y faltos de dirección espiritual, un enorme rebaño de más de 2000 marineros y comerciantes americanos, ingleses, alemanes y daneses.

El primero de Enero de 1814, en Fuyuan, hoy distrito de Huadu, provincia de Guangzhou, uséase Cantón, abrió los ojos a la luz, en el seno de una familia de labradores, Hong Huoxiu, quien pasaría a la historia como Hong Xiuquan. Huouxiu nació espabilado y bendecido por los ancestros con intereses intelectuales, mostrando desde su más tierna infancia querencia hacia la función pública. Hay quien es así, quien desde jovencito lee los periódicos despreciando los cómics y en lugar de los cromos de la Euroliga coleccionaría los de los Europarlamentarios, si por ventura existieran. En la China imperial los más altos cargos se conseguían mediante la aplicación en el estudio, aprobando los durísimos exámenes para el servicio imperial, y todos aquellos a los que el alma les bullía de ansias de saber y poder opositaban. Con grandes sacrificios económicos la familia le costeó la preparación, que tradicionalmente daba inicio a la tierna edad de cinco años, y pronto destacó en ello ya que con sólo diez era capaz de recitar de memoria los Cuatro Libros —Daxué, Zhongyong, Lunyú y Mengzi— presentándose a los exámenes preliminares y sacando el número uno de su promoción. Uséase lo que viene siendo el MVP de los rookies de la función pública. Unos años más tarde viajó a Cantón a hacer el Examen Imperial, esto ya más serio, que lamentablemente suspendió. Lo cierto es que sólo un uno por ciento de los presentados aprobaban, lo cual que el fracaso no lo era tanto, pero le supuso un gran disgusto ya que la familia no podía costear más años de preparación y hubo de volver a Fuyuan para trabajar el campo. Insatisfecho de esa Revolución Cultural, unipersonal y adelantada, y sintiéndose llamado a otro futuro, mayor y mejor, consiguió que un opositor de familia rica lo acogiera como compañero de estudios y así huir del surco y continuar su preparación. A los 22 años volvió a viajar a Cantón para presentarse de nuevo al examen y, en esos días estudiantiles de espera ansiosa, por casualidad conoció al Reverendo Stevens, de New Canaan, Conneticut, quien, en ejercicio de su vocación y función, repartía las Biblias y Sermones en chino por las que había pagado la ya mencionada United Society’s Missionary Association. Ésta era la rama americana de la Society for the Propagation of the Gospel in Foreign Parts, fundada en Londres en el 1701, luego renombrada como United Society Partners in the Gospel y que en la actualidad sigue, más o menos, a lo suyo. Y es que los misioneros, cada vez que se encuentran a un salvaje aún no converso, en lugar de dejarlo vagabundear desnudo y darle de comer lo que le gusta, se abandonan al impulso de civilizarlo contra su voluntad y conseguir que acepten mansamente la carne de vaca, el paño fino, los botones y las buenas maneras a la mesa.

Por estos años andaba en la misma pomada de la palabra de Dios Mr. George Borrow, por aquí conocido como Don Jorgito el Inglés, nacido en 1803 en Norfolk, Inglaterra, quien en el 1832 viajó a Rusia buscando perfeccionar su manchú para supervisar la traducción del Nuevo Testamento. Terminada su tarea, en 1835 se vino a recorrer las Españas, donde por aquel entonces aún no había chinos, no como ahora que está lleno y florecen en cada esquina de cada ciudad, y abrió tienda en la Calle del Príncipe y tradujo el Evangelio de Lucas al caló. Por cosas como ésta lo hicieron preso, y por amigo de gitanos y por andar de mandadero de la Bible Society, antes British and Foreigner Bible Society, a repartir las escrituras sin mesura, como Issachar y Edwin en la China. Los gobernantes de España supieron intuir perfectamente el corrosivo efecto de la proliferación de la religión sin medida y sin la adecuada supervisión y control.

En 1836 Huoxiu suspendió por segunda vez sus exámenes, pero demostrando la constancia y tesón que quizá el puesto al que aspiraba requería, volvió a presentarse a la prueba al año siguiente, 1837, fracasando por tercera vez. A resultas de la noticia sufrió lo que sus contemporáneos calificaron como un terrible ataque de nervios, y quién no en su lugar, aunque quizá fuera algo más, ya que cursó con varias semanas de fiebres y delirios. Mientras convaleciente soñó en numerosas ocasiones que, aparte de la suya terrestre, pobre y hortelana y sin educación, tenía una Familia Celestial, con un Padre Celestial, un Hermano Mayor Celestial, una Cuñada Celestial y, soltero terrestre y pedestre como era, una Esposa Celestial y un Hijo Celestial. Houxiu, a lo que parece, estaba como unas maracas y su Padre le dio muy clarito el mensaje de que, en unión de su Hermano Celestial, liderando un Ejercito Celestial, debería conseguir que los Hombres dejaran de adorar a demonios, como hasta aquel momento venían haciendo. Su Padre Celestial, de larga barba dorada, vestido con una túnica negra con un dragón bordado y cubierto con un enorme sombrero, le hizo entrega de una Espada enorme y un Sello Dorado, en una escena que nos trae el recuerdo de una película de chinos serie B, lo cual, bien mirado, tampoco es tan raro. También le indicó la conveniencia de cambiar de nombre así que, de ahí en adelante, pasó a ser conocido como Hong Xiuquan.

Hong Xiuquian, antes Hong Huoxiu, tras el terrible episodio psicótico, pese a haber sido personalmente llamado por el Padre Celestial a hercúleas tareas, empezó a trabajar de maestro llevando una vida frugal y sencilla, período feliz que le duró seis años, porque en el 1843, mientras Borrow publicaba su obra The Bible in Spain, or the Journey, Adventures, and Imprisonment of an Englishman in an Attempt to Circulate the Scriptures in the Peninsula, se presentó por cuarta vez a los Exámenes Imperiales. Como a estas alturas el avispado lector habrá adivinado, efectivamente, Hong Xiuquian, antes Hong Huoxiu, volvió a suspenderlos, mientras que el libro de Don Jorgito fue un éxito. Dice la historia que fue en ese instante cuando empezó a leer compulsivamente y con regular provecho la literatura que en su día le había entregado el Reverendo Stevens, cortesía de la Society for the Propagation of the Gospel in Foreign Parts. Aquellos libros, traducciones al chino del Evangelio y de algunos sermones que al reverendo le habían quedado especialmente chulos, le proporcionaron la clave para interpretar sus sueños: El Padre Celestial era el mismísimo Yahvé, su Hermano Mayor era Jesucristo y él, claro, el Segundo Hijo de Dios y Hermano de Jesús. Digamos que todo, de pronto, encajó en la vida de Hong Xiuquan. Efectivamente como Superman, el hijo de los dioses caído y perdido en la Tierra y adoptado por una familia de granjeros. Siguiendo el ejemplo de Jesús, su hermano, se rodeó de discípulos, en su mayoría estudiantes del examen imperial, también ellos suspensos, quizá también frustrados y deseosos de encontrarle un sentido a la vida, y ordenó que le forjaran la enorme espada y el famoso sello. Especular sobre cómo habría sido la historia si en sus manos hubiera caído la impecable traducción de Mr. Borrow en lugar de la, al parecer defectuosa, que manejaba Stevens es ejercicio fútil. Las cosas sucedieron como sucedieron y no hay muchas más vueltas que darle.

La cuadrilla de reprobados de la Administración, errante al principio, se dedicó al vandalismo de mobiliario urbano y edificios públicos, uséase a quemar pequeños templos y destruir estatuas de Confucio como complemento a la prédica de la noticia de su ascendencia Celestial, hasta que en 1847 fue invitado a estudiar la Biblia con el Reverendo Issachar Jacox Roberts. Las revoluciones se empiezan así, poco a poco y casi sin pensar, rompiendo papeleras como el Cojo Manteca o cristales como Adolf. Quizá Issachar pensó que aquellos jóvenes vándalos tenían remedio, que eran reinsertables, que aquellas ovejas descarriadas del Evangelio podían ser vueltas al redil de las Escrituras. No obstante para mi tengo que esto no fue cosa de Issachar, que hay algo que no sabemos, algo que la historia nos oculta puesto que no concuerda con el carácter del Reverendo. Posiblemente Hong Xiuquan, en el año que pasó en Cantón con Issachar, no aprendió nada, o quizá el Hijo de Dios y el Reverendo tenían graves diferencias teológicas, porque lo que ha quedado sabido de esa época es que Issachar, ese tipo hosco y desabrido que se enemistaba con todo el mundo, le negó el bautizo. Este detalle, si lo miramos con los ojos del eterno opositor, es un rechazo frontal más: ha suspendido Vd., también, la asignatura de religión, la maría, porque a quién se le niega el bautizo, que eso es aprobado general. No obstante si lo miramos con los ojos del Segundo Hijo de Dios se trata de una minucia. Para mi tengo que en este caso Hong, superada su inicial obsesión, se dejó caer de pleno en la segunda y como Hijo se lo tomó, puesto que se puso a hacer su propia traducción, versión y reinterpretación de la Biblia, texto al que llamó “Versión Autorizada de la Biblia Taipin”, conocida por la historia como la “Biblia Taipin”. En ella eliminó detalles que le parecían escabrosos, como que los hebreos bebieran vino o que Judá confundiera a su nuera, sentada a la vera del camino, con una puta y le metiera fichas buscando echarle un casquete, Génesis 18, 15-16. Hablar mal de la familia, en China, ha estado siempre mal visto.

En 1850 el asunto de las prédicas y los acólitos y los secuaces, con la estopa del Evangelio versionado en chino, ya se había ido de madre y Hong Xiuquian tenía unos 30.000 seguidores a los que, supuestamente, les constaba que era el Hijo Celestial de Dios y a los que predicaba una mezcla de utopía comunal en lo material y cristianismo desparasitado de guarrerías en lo espiritual. Piensa uno, por los indicios, que quizá Hong descubrió el comunismo antes que Marx y la revolución antes que Lenin, pero no se va a leer el Manifiesto Taipín para comprobarlo ni por todo el oro de Moscú, así que queda apuntada la idea sólo como descabellada intuición para quienes puedan venir detrás. Treinta mil chinos, siendo los que son, es poco más que una fiesta de cumpleaños pero las autoridades imperiales, es decir, los compañeros que habían aprobado el examen, temerosos de lo que podría pasar si el asunto iba a mas, ordenaron que se disolvieran. Ante la negativa el siguiente paso fue enviar un pequeño ejército del que los seguidores de Hong Xiuquian dieron buena cuenta con pasmosa facilidad y general felicidad. Ante cosas así todo el mundo piensa Dios está con nosotros o, si más laico, la Historia está con nosotros, y se crece. Así durante catorce años, hasta el 1864, se sucedieron batallas, sitios y saqueos de ciudades, villas y aldeas, hambrunas y éxodos, llegando el Ejercito Celestial a intentar la conquista de Shanghai. Se sucedieron avances y retrocesos, movimientos estratégicos, avances tácticos y, claro, muertos a montones. Con las risas, jaja, en la Revuelta Taipín vinieron a palmar entre veinte y treinta millones de chinos.

En la primavera de 1864, Hong Xiuquian, ya en plena derrota pues no en vano los gobernantes habían aprobado la oposición y él no, sitiado en la ciudad de Nankín por las tropas imperiales, eso sí, auxiliadas por mandos occidentales, se estaba quedando sin suministros y ordenó a sus tropas que comieran maná del cielo. El mismo maná que su Padre Celestial había enviado a Moisés y compañeros en el Sinaí les sería enviado a los seguidores del Reino Celestial. Él mismo, porque la ejemplaridad en según qué asuntos es de vital importancia, comió de ese maná, que en China venía a ser un variado de hierbas humedecidas por el rocío de las mañanas puras del mes de Abril. Hong Xiuquian, el hijo pequeño de Dios, enfermó y falleció el día primero de Junio de 1860 y, posiblemente, ascendió a los cielos esa misma tarde.

Issachar murió el 28 de diciembre de 1871 en casa de una sobrina en Upper Alton, condado de Madison, Illinois, a orillas del río Missouri y muy cerca de San Luis, de la lepra que contrajo en su periplo chino.  Quién sabe si la negativa al bautizo de Hong Xiuquian impidió de algún modo que éste, hermano pequeño de Jesús lo curara, Marcos 1, 40-45.

Edwin Stevens iba camino de Borneo a repetir la jugada del chino cuando, en Singapur, pilló “fiebres intermitentes” que le causaron una muerte definitiva el día 5 de enero de 1837.

Esta historia, con varios protagonistas, encierra dos o tres enseñanzas si bien todas ellas cogidas por los pelos. La primera es que el exceso de confianza en uno mismo es y siempre ha sido fuente de numerosas desgracias, propias y ajenas. Aboca al desencanto, la frustración y, en ocasiones a la rabia, porque no es cierto que lo de perseguir tus sueños y ser uno mismo sea siempre deseable. La segunda es que en un mundo confuso como es el nuestro ahora y lo era el chino en el XVII, como ministro de un mensaje confuso como es el bíblico, no se puede intentar ser riguroso como fue Issachar porque esto sólo añade confusión. La tercera es que nada trae más muerte que intentar darle un sentido a la vida.

También nos permite aventurar una explicación a la actual tirria de los chinos a las religiones en general y al cristianismo en particular. La última vez que se descuidaron con esos asuntos palmaron treinta millones.

182 comentarios en “Un cuento chino

  1. Joder, este es el capítulo que le falta a Escohotado para acabar bien su segunda entrega de la trilogía de los enemigos del comercio.
    Tremendo documental Mortimer.
    Largo, eso sí, pero esclarecedor y en colores.

  2. A principios de este siglo, desembarqué de un avión de Lufthansa en el aeropuerto viejo de Guangzhou.
    Aeropuerto entre casas, que uno no sabía muy bien si era en la pista o en una avenida ancha, donde aterrizaba.
    Tampoco se veía mucho, pues lo de la contaminación del Madrid de Carmena, les parecería a los locales el humo de unos cigarrillos.
    En aquel aeropuerto uno podía fumar, y a ello me dediqué en la cola para pagar las tasas de aterrizaje, previas al control de visados y pasaportes.
    Uno acudía en misión nada evangelizadora, más bien en misión de espionaje, para ver cómo se desenvolvían estos señores en la primera edición China de una famosa feria Alemana que se celebraba en la ciudad.
    Al pasar los controles, lo siguiente era conseguir RMB o yuanes, la moneda local. Muy bonita y colorida por cierto, y encontrar alguien que hablara algún idioma escrito con letras, no con signos.
    Inútil tarea.
    Lo que sí encontré fue un stand de información de hoteles, y distinguí el del hotel que tenía contratado para pasar mi semana China.
    No había aprendido Chino de repente, ni el cartel estaba en Cristiano, pero el símbolo era claro.
    Un gran Cisne blanco, el White Swan Hotel of Guangzhou.
    Cogí una tarjeta del stand, recibiendo sonrisas por doquier, y frases de muchos señores pequeñitos que fumaban todos, y que no entendía.
    Fuí hacia una cola de lo que me parecieron taxis, porque todos los coches eran Volkswagen de un color como granate y todos los señores estaban en las puertas de los coches fumando también.
    Allí fumar parecía recomendable y que no mataría tanto como el irrespirable aire.
    Me asaltaron varios de los fumadores con coche, pues allí los taxistas no eran nada corporativos, ni había que dirigirse al primero de la fila, ni nada.
    Eran capitalistas sin sindicato.
    La mejor oferta pura y dura.
    Luego ya le fuí cogiendo el tranquillo, y con una tarjeta de a la dirección que querías ir negociabas con algún conductor un precio que te ponía en una calculadora para que lo pudieras leer.
    Estos taxistas parecían gentes co formación y que habían aprobado oposición, ya que algunas palabras de corte financiero si que sabían.
    Dolars??? RIMINBIS? MORE?
    El lenguaje de signos, que ayer nos mostraba Procu, lo tenían perfectamente asumido, yo también por cierto y me manejo con soltura.
    Bueno pues por 200 rmb, acordé con el fumador que me llevara a mi hotel.
    Monté en el asiento trasero de aquella jaula, y pensé que era un coche celular, pues nos separaba una verja de acero cromado, muy hortera eso sí.
    Perdonen pero me debo retirar ahora unos instantes, luego sigo …

  3. He de rectificar ante todos los españoles,
    soy más raro de lo que se creen, acabo de descubrirme dándole a la cucharilla del café de derecha a izquierda. Porque eso es lo raro ¿no?
    Creo que ni siquiera el genio Mgaussage me acompaña en esto.

  4. ¡ Qué gozada de texto de entrada !
    Aunque no me choca nada, habiéndolo escrito MGaussage.
    Y muy divertido el post “yo estuve allí” de JrG.
    Muchas gracias a los dos.

    Sólo una apostilla pequeñita : Aunque el texto no dice el mes en que nacieron, y pueden haber nacido antes de que empezase el signo, ( que no suele empezar hasta el mes de febrero ), tanto el “reverendo Roberts ( Isshakar), como el reverendo Stevens fueron perros.
    Y si Burroughs nació al principio del 1803, también él sería un perro. Si nació mas tarde, ya sería cerdo.
    En cuanto a Hong Huoxi, más tarde Xiuquian, también sería perro, a no ser que hubiera nacido antes del 20 de enero, ( en cuyo caso, sería mono ).

    Muchas coincidencias, ¿ no les parece ?

  5. Con las risas, jaja, en la Revuelta Taipín vinieron a palmar entre veinte y treinta millones de chinos.

    Vaya historia impresionante, MGauss. Al llegar a la Bible in Spain me he puesto a buscar para ver si es invento; y no es, vale 13.25 en tapa blanda.

  6. Antonio Elorza avisó en su día de la pulsión ultraviolenta de MatxoteKoleta. El propio vozhd de Galapagar lo ha demostrado, y no me refiero ahora al ejercicio que hace de la violencia machista que ejerció en su día contra Pitita Maestre, contra Mariló Montero o la que ejerce a diario contra la pasionaria-florero, Irina Monterov (la mujer, en el Congreso y con la pata quebrá). Me refiero a este espich que dio en su plataforma de difusión del odio sobre la emoción que le producía ver las agresiones contra la policía.

    La figura de MatxoteKoleta es totémica y su valor protector es evidente. Cualquiera, a su lado, por muy comunista y totalitario que sea, quedará siempre con un ser seráfico e incontaminado. Es el caso de El Ultrapedante Niño Polla de Podemos, pero también el así llamado por el propio Matxote «pitufo gruñón», el comunista Albert Garzonevski, ese sujeto informe, ese francostein cosido con restos putrefactos de puercos lanzados al más apestoso de los muladares. A esta escoria podemitoizquierdosounida lo que le va es la sangre, la checa y la represión.

  7. Esta historia, con varios protagonistas, encierra dos o tres enseñanzas si bien todas ellas cogidas por los pelos. La primera es que el exceso de confianza en uno mismo es y siempre ha sido fuente de numerosas desgracias, propias y ajenas. Aboca al desencanto, la frustración y, en ocasiones a la rabia, porque no es cierto que lo de perseguir tus sueños y ser uno mismo sea siempre deseable. La segunda es que en un mundo confuso como es el nuestro ahora y lo era el chino en el XVII, como ministro de un mensaje confuso como es el bíblico, no se puede intentar ser riguroso como fue Issachar porque esto sólo añade confusión. La tercera es que nada trae más muerte que intentar darle un sentido a la vida.

    10/10, Mortimero. Mil gracias.

    «…en un mundo confuso como es el nuestro ahora […] no se puede intentar ser riguroso […] porque esto sólo añade confusión». Lo he dicho alguna vez: el exceso de orden genera desorden.

  8. Procuro, la parte de La Biblia en España en la que Jorgito el Inglés anda por Galicia, llegando hasta Finisterre, es realmente alucinante.

    La traducción al español fue hecha por don Manuel Azaña, ahí es nada.

  9. Estoy a medias de leer en el Kindle “Sagesse” de Michel Onfrey, que va de la “filosofía” práctica de los romanos ( en realidad es más una ética práctica y anti especulativa) y que me está encantando. Cuando lo termine, me pondré con el de “The Bible..” de G.Burroughs. que resulta que también estaba en el kindle americano , y me lo he comprado por poco más de tres dólares…

    El de Paglia, me gusta mucho en algunos capítulos. los que hablan de cosas, de temas, o de músicas que conozco, pero, por ejemplo, el capítulo sobre Prince, como a Prince nunca lo llegué a disfrutar, me lo he saltado a la mitad, un tanto harta.

    PS : JrG ; Modiano es un triste, y siempre fue un triste. Ya siento

  10. Sigo sin estar seguro de si el monoteísmo apostólico fue el peor de los inventos humanos. Todas las religiones verdaderas que buscan la conversión de los gentiles se convierten indefectiblemente en movimientos destructores. Así, una de las primeras cosas a las que se dedicó el listo de Hong Xiuquan —Wikipedia dixit— fue a crear la secta de Los Adoradores de Dios cuya misión fue destruir los ídolos que adoraban los impíos, es decir, todos los iconos y estatuas de la región. Leo en la Wikipedia que Hong Xiuquan prohibió la poligamia y el concubinato, lo que no impidió que él tuviera 88 concubinas.

  11. Viejecita, Modiano, como muchos de sus compatriotas, como su país en general, será triste.
    El discurso sin embargo me parece que merecía ser escuchado.
    No le veo la tristeza a ese discurso.

  12. Y sobre el cristianismo en China, leí de joven “Las llaves del Reino“. Recuerdo que me gustó bastante. Estaba entonces dudoso en mis apreciaciones sobre si era mejor la actitud pragmática de los jesuitas (se puede rezar mientras se fuma) y la más humilde y entregada de los franciscanos. Aún hoy no lo tengo claro. El libro trata de las peripecias un franciscano en China.

  13. Alvaroquinn
    viernes, 25/01/2019 a las 10:16

    El Jesuíta Mateo Ricci, era un matemático muy dotado y además cartógrafo.
    Les tradujo a los Chinos, Los Elementos de Euclides.
    Personajes de admirar.

  14. 早上好,我的朋友們,我相信從小紅人那裡收集的頭髮是陰莖的明顯標誌。你同意嗎?

  15. Zeppi yo me inclinaría por los Jesuitas y no por ser Guipuzcoano.
    Su labor ha sido mucho más amplia que la propia religión.
    Igual es que a los Franciscanos les tengo manía, por ser de origen Vasco y antinacionalista, ya que ellos apoyaron y ayudaron al mundo etarra.

  16. Cómo que no. Yo lo he hecho.

    ¡¡¡¡SÍ SE PUEDE!!!!
    ¡¡¡¡SÍ SE PUEDE!!!!
    ¡¡¡¡SÍ SE PUEDE!!!!
    ¡¡¡¡SÍ SE PUEDE!!!!

  17. La peli de Gregorio Peck sobre ese libro que dice usted, Zeppi, no está mal. A mi padre le gustaba mucho. No he visto El jardinero español, una de Dirk Bogarde que se desarrolla en España, adaptación de otra novela del autor de Las llaves del reino.

    De Dirk Bogarde vi el otro día A las nueve cada noche y da bastante mal rollo con los niños adorando a la madre muerta a diario. Peli muy curiosa y enfermiza.

  18. Gracias a todos. Como siempre, me encanta que les guste.

    El de Borrow es un libro estupendo. Barriendo para casa, como Josénez, me parece deliciosa la parte de su viaje en la que habla de Galicia y recala en Finisterre, donde intentan fusilarlo por espía carlista. Lo salva un tal Antonio da Traba. Da Traba, quien afirma que “Ví morir al Almirante” refiriéndose a Nelson en Trafalgar, le hace un examen de inglés para ver si es o no es quien dice ser. Como Borrow, políglota, –hablaba doce idiomas a los trece años y cincuenta a la fecha de su muerte–, tradujo correctamente knife y fork al castellano, Da Traba da por buena su versión y lo salva del pelotón.
    El de Finisterre, al parecer, era el grumete de Nelson en la batalla de Trafalgar en el HMS Victory y allí mismo a sus pies cayó muerto. “Fui amigo de Nelson y combatí a su lado”. Puede que todo fuera un embuste, pero Antonio da Traba existió realmente.
    Era la segunda vez que Borrow salvaba la vida de milagro en Finisterre. Unos años antes viajaba en un velero que perdió el timón y a nada estuvo de naufragar allí mismo.

  19. Bremaneur
    viernes, 25/01/2019 a las 09:36
    Lo he dicho alguna vez: el exceso de orden genera desorden.

    El orden es la memoria del desmemoriado. Este verano me conminaron con amenaza de inhumanas penas a ordenar los libros y cedí. Ahora no encuentro ninguno de los que busco porque no están donde recuerdo perfectamente que en su día los dejé.

  20. Un tipo raro, Dirk Bogarde. No hace mucho que heredé una novela suya (ni siquiera sabia que era también escritor), Una ocupación amena, que considero muy recomendable. Cien por cien británica.

  21. jrG
    viernes, 25/01/2019 a las 10:38
    Viejecita, Modiano, como muchos de sus compatriotas, como su país en general, será triste…

    ¿ Tristes ? Pues entonces ¿ Donde me deja usted a Queneau, a Dumas, a Vian… ( y conste que me dejo, con toda intención, a Jean Paul Dubois, a Fred Vargas, a los de las B.D, a los álbumes de Bécassine , etc etc. – aunque Tintin sea belga )
    ¿ Tristes ? ¡ Amos anda !
    PS Otro que era cualquier cosa menos triste Jean D’Ormesson

  22. Perdonen pero me debo retirar ahora unos instantes, luego sigo…

    JrG, esto ha sido a las 6: 45.
    He visto el principio del discurso de Modiano y me han sorprendido sus formas tímidas y encantadoras: arrojado a la oralidad, como dice, él que había elegido la protección la escritura que permite reparar las vacilaciones y los errores. Cuando pueda lo veo.

  23. A mi Modiano me va, sobre todo porque me permite leer en francés, lo que con otros galos me resulta más complicado.
    La única pega que le pongo, y no sé si es inconveniente o ventaja, es que sus libros son intercambiables, soy incapaz, por el título, de recordar si lo leí o no.
    Pero su ritmo me gusta mucho.

  24. Estoy leyendo El agua y los sueños de Bachelard (me gusta Bachelard a mí más que a un tonto un lápiz, pero NO OS LO RECOMIENDO). Hay un capítulo sobre Caronte, la popular barca de Caronte, conocida desde el Extremo Oriente a la Bretaña; Bachelard observa que las barcas cargadas de almas se representan a menudo como si estuvieran a punto de zozobrar:

    Asombrosa imagen en la que sentimos que la Muerte teme morir y el ahogado sigue temiendo el naufragio. La muerte es un viaje que nunca termina, una perspectiva infinita de peligros.

    Dice que se trata de un símbolo «ligado a la indestructible desgracia de los hombres, que atraviesa las edades del sufrimiento». Creo que muy básicamente demuestra nuestra incapacidad constitutiva, como vivos que somos, de concebir la muerte; además, cuando lo piensas, es una imagen muy graciosa.

  25. Procuro fijarme viernes, 25/01/2019 a las 11:46

    La idea es muy interesante, aunque no recuerdo haber visto nunca ninguna representación de la barca de Caronte a punto de naufragar. Bueno, hay algunas láminas tenebrosas de Doré, pero como se hace la picha un lío entre el Hades y el Infierno cristiano, sus aguas aparecen llenas de tipos gimientes que quieren ser rescatados de ellas, es decir, de la Muerte y el sufrimiento eternos. En todo caso, si siguiéramos con la analogía de Bachelard (al que te agradezco que no nos recomiendes) los muertos no es que temieran ahogarse, es decir, morir otra vez, lo que temen es vivir en un eterno sufrimiento.

  26. Voy a escribir un cuento que empiece así:

    Piotr Wojalikowski era tan feo que solo accedían a yacer con él señoritas alegres más feas aún, y de esas solo había dos en el mundo. Por fortuna, una de ellas estaba en Varsovia.

  27. De vez en cuando, aunque reconozco que más cuando que vez, trato de tomarle el pulso a la actualidad y me meto en el tweeterd de Tesevanravtab a ver qué se cuenta. Francamente, creo que debería escribir un libro a la manera de Stéphane Hessel, pero en vez de ¡Indignaos! debería titularlo ¡Indignadme! Cómo le gusta a este sumirse en la pesadumbre y la indignación.

  28. Leo una anécdota que seguro conocerá Gómez, a cuenta de la última (pero la última última) de Redford.
    Parece ser que el hombre era amigo de Nichols y se enfadó con éste por no escogerle para El Graduado. La anécdota viene a decir que Nichols necesitaba alguien de quien fuera creíble que una mujer lo rechazara.
    Total que Nichols le preguntó: “¿a ti te ha rechazado alguna vez una mujer?” y el bueno de Bob contestó: “¿a qué te refieres?”, de resultas de lo cual el papel se lo quedó Dustin Hoffman.
    Soy muy fan de Redford.

  29. Roberto Redford es un actor asombroso. Atesoro en lo más profundo de mis circunvalaciones cardiacas las dos pelis que hizo con Pablo Hombre Nuevo, Dos hombres y un desatino y El golpe, peli que revisitacionalizo una o dos veces al año. Otra de mis favoritas, protagonizadas por él, es Los tres días del condón, que no es una soft porno (ya quisierais, chavalas) sino de espías. Tope buena.

  30. Pretendía decir, en el comentario de la laguna Estigia, que lo que acaba produciéndose es una gran confusión entre la mitología clásica y la cristiana, que acaba identificando todo el Inframundo, el Hades, con el Infierno. Por cierto, no sé cuando ni quién acaba confundiendo el río Estigia con una laguna, pero así es como nos ha llegado a nosotros, como una laguna de aguas calmadas y muertas.

  31. Juanfran Satur viernes, 25/01/2019 a las 12:22
    Voy a escribir un cuento que empiece así:

    Piotr Wojalikowski era tan feo que solo accedían a yacer con él señoritas alegres más feas aún, y de esas solo había dos en el mundo. Por fortuna, una de ellas estaba en Varsovia.

    Pues empieza en punta. A ver cómo remontas.

  32. Perroantonio
    viernes, 25/01/2019 a las 12:31
    Pues empieza en punta. A ver cómo remontas.

    Pues ahí lo dejo. Me voy a hacer microrrelatista.

  33. Emecé
    viernes, 25/01/2019 a las 12:51
    Lo he dicho alguna vez: el exceso de orden genera desorden.
    Justo lo que les pasa a los alemanes, ¿no?

    Sí, aunque más bien, su obsesión por el orden es producto de su profundo y abyecto desorden mental.

  34. Juanfran Satur
    viernes, 25/01/2019 a las 12:29
    Roberto Redford es un actor asombroso. Atesoro en lo más profundo de mis circunvalaciones cardiacas las dos pelis que hizo con Pablo Hombre Nuevo, Dos hombres y un desatino y El golpe, peli que revisitacionalizo una o dos veces al año. Otra de mis favoritas, protagonizadas por él, es Los tres días del condón, que no es una soft porno (ya quisierais, chavalas) sino de espías. Tope buena.

    ¿Quedamos este finde para ver su última peli?

  35. Nuestro columnista cipotudolírico favorito, Antonio Lucas Grijander, se mete con no sé qué político porque citó a varios poetas en su discurso de investidura: Machado, Juan Ramón Jiménez, Lorca, Alberti. Y dice el tío: «esos hombres a los que invoca creyeron en una patria limpia, decente, exigente, plural».

    El estalinista Alberti, tú. Me parto.

  36. Madre mía, Mortimer. ¿Cuántas cosas sabe usted?

    La historia de hoy me ha recordado que el 1 de enero encontré en la tele la historia de Gladys Aylward, una señora inglesa que llevaba en la sangre lo de ayudar y se fue a China a montar una posada. La peli se llama El albergue de la sexta felicidad y ella terminó llamándose 真爱 Jen-Ai, que significa «La que amaba a la gente». Gladys se enfadó un poco con Ingrid Bergman, con lo guapa que era esta mujer, porque no le gustó la interpretación que hizo. Según Gladys no se contaron las cosas tal y como fueron en realidad.

    ¿Por qué no nos rebautizamos poniéndonos un nombre chino? Igual que hacen ellos cuando vienen a España. Yo conozco mogollón de Juanes y de Jessicas.

  37. Al lado del pueblo de mis padres hay una aldea que se llama San Xian. Y quería preguntarle a Mórtimer que qué santo es ese tal Xian, ¿un chinorri que predicó por el Baixo Miño y fue canonizado por su maña con las queimadas o un ignoto santo galaico de la época de los petroglifos? De pequeño se llamaba Sanjián, claro. Veo que junto, sanxian, es una guitarrica-banjo china.

    Si de paso me dice quién era el Xenxo de Sanxenxo, se lo agradezco.

  38. Gracias, Mórtimer.

    Brema, de Alberti habla también hoy Gistau en su “Florida” escojonándose de él a costa de Hemingway.

    No sabía que el hermano de Luis Quintanilla se había exiliado en la isla de Juan Fernández, más atomarporculo imposible (La otra vida de Luis Buñuel), ni que Luis había retratado a mi querida Dorothy Parker.

  39. ¡ Mira que ser ustedes fans de Robert Redford y no decir nada de él como director ! Que aunque la película de las alubias era un sermón aburridísimo, “Ordinary People”, con la que, se estrenó, creo, en lo de dirigir, era una gozada. Y encima tenía a Santa Mary Tyler Moore haciendo de mala. Bueno, de mala malísima no, pero al lado de Donal Sutherland, al que estaba uno acostumbrado a ver hacer de frío cual témpano, resultaba una arpía.

  40. Soberbio, Mortimer, como siempre.

    ***

    No conocía la anécdota sobre El graduado, schultz.

    Viejecita, con su acierto habitual, me acaba de pisar justo lo que iba a decir: Redford es un director magnífico. Recuerdo que cuando fui a ver en su momento la escasamente valorada (pero estupenda) Quiz Show, mientras disfrutábamos de esos créditos finales que contaban toda una historia, la chica que me acompañaba me susurró con admiración su opinión de Redford:

    –¡Qué clase tiene el tío!

  41. ¡ Qué genial, Gomez !
    Justamente hemos estado viendo Quiz Show hace poquísimo y la hemos disfrutado enormemente. Que esas películas que uno guarda, y ve de diez en diez años, dan para largas conversaciones y muchos recuerdos.

    También estamos haciendo ciclos caseros, con películas de Eastwood, de Kasdan, de Russell Crowe, de James Stewart, de Mac Dowell, de Henry Fonda, de Dennis Quaid, de Jeff Bridges, y con algunas series de esas inmarcesibles ( ahora mismo estamos viendo cada noche, después de la cena, un capítulo de “My So called Life”, con Claire Danes) …
    Alguna ventaja tiene que tener que no haya una sola serie actual que merezca ser grabada , una vez que ya hemos visto “La verdad del caso Henry Quebert” entera….

  42. (En francés)
    Ya en 1970 se tenía este concepto aquí en Francia, y esta pareja de humoristas hace una parodia genial sobre el asunto.
    Se ve que muchos en nuestro país la vieron.
    El francés que usan es muy asequible.
    Le Manifestant Professionel Jean Yanne et Daniel Prévost.

  43. Divertidísimo el video de la entrevista al “manifestante profesional” que ha enlazado JgG.
    Por desgracia, en cambio, como no tengo Spotify, no he pododo ver los videos musicales que ha traído Adaptations para la fiesta del viernes. ¡ Qué rabia !

  44. Adaptaciones ( 17’37)
    Es que se me metieron en el correo, y tuve que cambiar todas las claves, anular tarjetas etc etc, y ya no me meto en nada nuevo que me pida que me apunte. Aunque sea gratis. Sobre todo si es gratis.

    Incluso he dejado de visitar algunos sitios, porque se me metieron desde allí. Ya solo voy a sitios protegidos, con una excepción, el blog de M.Gauss, que me gusta demasiado para renunciar a decirlo públicamente, aunque los de las propagandas y los ukases me fichen por ello.

  45. Me ha gustado muchíssimo la coreografía de su video de las 17’36, que ese sí he podido ver. La música en cambio no me iba demasiado, que era simplemente agradable. Pero poniéndola no muy fuerte, como acompañamiento a lo que se veía, quedaba perfecta.
    Muchas gracias Adaptaciones

  46. DIÁLOGO VERÍDICO

    (Mostrador de un consultorio de la SS. Un paciente intenta ver a un médico de urgencias)

    ADMINISTRATIVA
    ¿Qué le pasa?

    PACIENTE
    (sin ganas de hablar)
    Gripe.

    ADMINISTRATIVA
    (seca)
    Le pregunto por los síntomas, no por el diagnóstico.

    PACIENTE
    (repentinamente autobiográfico y expansivo)
    Fiebre alta, congestión nasal, malestar general, tos, sudores fríos, pérdida de apetito, dolor de garganta, cansancio, dolor de cabe…

    ADMINISTRATIVA
    (interrumpiendo)
    Vale, vale, con estos ya hay bastante.

  47. viejecita viernes, 25/01/2019 a las 15:55

    Alguna ventaja tiene que tener que no haya una sola serie actual que merezca ser grabada , una vez que ya hemos visto “La verdad del caso Henry Quebert” entera….

    Tostón de serie, dicho sea sin acritud.

  48. El cristianismo, que se quede en Europa, donde es tradición.
    No creo que en China el cristianismo pueda traer nada bueno a nivel local… lo mismo piensa el Estado chino… tal vez su presencia sea buena para el Vaticano…

    THEGUARDIAN
    La guerra de China contra el cristianismo: “Estamos asustados pero tenemos a Jesús”
    30 sep 2018

    Al pastor Jin Mingri nadie le ha tenido que contar en qué consiste uno de los ataques más duros del presidente chino Xi Jinping contra la religión. Zion, la iglesia de Jin en Pekín, es una de las principales congregaciones no oficiales del país. Este mes, las autoridades la demolieron y le enviaron la factura: 1,2 millones de yuanes (unos 150.000 euros) por los gastos. Jin llevaba décadas predicando allí.
    Zion formaba parte de una amplia red de iglesias “caseras” no oficiales que operaban fuera del sistema regulado por el gobierno, aunque las autoridades llevasen décadas tolerándolas. Siempre fueron vulnerables pero se volvieron más frágiles ahora que los líderes de China exigen una “sinificación” [aculturación china] de la práctica religiosa.
    En febrero ha entrado en vigor una nueva regulación que exige un control más estricto de los lugares de culto. Algunas iglesias se han visto obligadas a instalar cámaras de vídeovigilancia para retransmitir en directo a las autoridades locales.

    … tal vez se podría tomar nota, demoler la mezquita de la M30 y mandarles la factura…

  49. Mala noche he pasado, y tendré un día similar.
    Agradezco a la industria farmacéutica su negocio de evitar males dolorosos.
    Lo pago con convencimiento, con la visión de su utilidad y de que por ello se debe pagar.
    Ayer Mortimer traía el artículo de porqué los órganos humanos no se pueden mercar.
    Los planteamientos son un poco peregrinos.
    Uno puede mercar con lo que es capaz de hacer con su existencia, pero no con el espacio físico que ocupa.
    Es como pactar con el diablo.
    Pienso que es mejor dejar las cosas como están.
    El semen y la sangre fueron fórmulas de financiación en otras épocas, no se con que garantías, pues patrocinaron muchas drogas y pagaron deudas aviesas.
    Si vemos mal mercar con el coño o con la polla, no sé porque debemos ver bien vender un riñón o un ojo.
    Las cosas no sólo se pueden-deben hacer por dinero.
    No sólo son sujetos pasivos de un impuesto o una recompensa en especie o en metálico.
    Dar sentido a la vida parece un error, seguro que lo es, pero para estar vivos y vivir, ya que lo tenemos y fué gratis, mostrar un poco de agradecimiento y generosidad no estaría de más.

    Noto como el analgésico va haciendo su efecto en forma de una cálida sensación de bienestar, que no es otra cosa que disimular el dolor para recordar lo bien que se está sin él.

    Y lo bien que se está contándoselo a alguien,
    Qué lento es Antonio López.
    No estoy de acuerdo, y eso que todos vivimos en un mundo de dudas enormes, que son casi paralizantes, pero si esperas entras en círculos.
    Cada vez que veo un cuadro, de los míos, por una parte me parece que expresa perfectamente lo que quería decir en ese momento, y ese momento no puede durar demasiado por que se pasa.
    También pienso que le podría hacer tal o cual cosa, pero entonces ya no diría aquello sino otra cosa.
    Igual soy tan esclavo como él del tiempo, pero en otra dirección del mismo, me tiraniza el primer instante, ese momento de luz que enciende el mecanismo.
    Trato de acabarlo cuanto antes, para encontrar el siguiente momento de luz.
    Igual sólo busco esos momentos de luminosidad.
    Eso puede ser.

  50. Espero y deseo, que la autopsia del pobre niño deje claro que murió en la caída.
    Impresionantes los mineros, bomberos y GC.

  51. Buenos días a todos:
    Ya siento que a Perroantonio ( 00’49), no le gustase la serie. A mí me gustó casi tanto como el libro. Y es que, además de Dempsey, hay una chica jovencita que me parece que tiene futuro. Y en el libro no se ven ni las costas, ni los bosques que salen en la serie…

    Ya les dije que estoy fascinada con un libro de Michel Onfray, “Sagesse”, que toma como ejemplo de ética y de pensamiento , a los romanos.
    A mí, lo de estudiar latín se me acabó cuando elegí ciencias para el bachiller superior, así que, dejé de leer latín después de Julio César y su guerra de las Galias, que se leía con toda facilidad y sin estudiar gramática ni nada. Así que supongo que esta historia, LARGA, que voy a contarles, y que a mí, como inculta que soy, no conocía hasta leerla en el libro de Onfray, y que me ha dejado epustuflada, se la sabrán de memoria. Lo aviso para que se la salten, que además, yo no sé escribir, y seguro que la cuento fatal.

    Siglo VI antes de nuestra era.
    Los etruscos, bajo el mando de su rey Porsenna, sitian Roma, que quieren recuperar el trono de Tarquino. Y en Roma, se está sufriendo hambre.
    El joven patricio Caius Mucius ( más tarde Scaevola), que, según Plutarco está dotado de todas las virtudes y es el mejor en la guerra, no soporta que los etruscos, tantas veces vencidos por Roma, y por sus propios soldados, les desafíen de ese modo.
    Decide, según Tito Livio, vestido como los enemigos, y hablando su lengua, entrar en su campo, y matar al rey enemigo. Al principio piensa hacerlo sólo, y sin avisar. Pero lo piensa mejor y pide permiso al Senado, que no se puede arriesgar a que en su propio campo, y así vestido, le tomen por un espía.

    Entra en el campo enemigo. Es día de paga de la tropa. Ve un estrado en el que están varios dignitarios etruscos. No sabe qué aspecto tiene Porsenna, pero se fija en un hombre ricamente vestido, de púrpura y al que todos se dirigen. Se acerca, saca su espada, y lo mata de un tajo. Se intenta escapar, pero con esa espada ensangrentada , y entre tantos soldados, lo cogen y le llevan ante el tribunal Real. Que no ha matado a Porsenna sino a su ¿ Notario ? mayor que iba vestido casi como su señor.
    Nuestro héroe, al llegar al tribunal dice al rey etrusco :
    “Soy ciudadano romano, me llamo Caius Mucius . He venido como enemigo . He querido matar a un enemigo. No tendré menos valor para morir del que he tenido para matar. Un romano sabe ser tan firme en la acción como en el sufrimiento. Y no soy el único en querer tu muerte, que son muchos los que, tras de mí, buscan el mismo honor. Tente presto a combatir para salvar tu cabeza. Y no esperes una batalla tradicional. Será de nuevo uno solo de nosotros el que se te enfrente.”

    Lleno de cólera el rey etrusco le pide los nombres de los que le quieren matar. Mucius calla. Porsenna le amenaza con hacerle quemar vivo si no le da los nombres.
    Mucius contesta ; ” Mira lo poco que vale su carne para los que aspiran a la Gloria ” y mete su mano derecha en el fuego encendido para el sacrificio . Y, según Plutarco, mientras su mano arde y se carboniza en el fuego, hasta llegar al puro hueso, Mucius permanece inmóvil, ante Porsena mirándole con orgullo.

    Impresionadp Porsena le deja libre, diciendo ” Vete, eres más cruel para tí que para mí. Me hubiera inclinado ante ese valor si hubiera estado al servicio de mi País. Eres libre.

    Entonces, Mucius, al que, a partir de entonces se llamaré Scaevola ( zurdo ) le dice al rey etrusco:
    ” He dominado el miedo que inspiras, Porsenna, pero me declaro vencido por tu generosidad. Y para darte las gracias por ella, te voy a revelar lo que nunca te hubiera dicho por la fuerza. Trescientos romanos han compartido el proyecto conmigo y circulan en tu campo en espera de la ocasión propicia. Me ha tocado a mí, por sorteo, el primer intento, y no me quejo de mi fortuna , que el hombre al que no he conseguido matar es un hombre de bien y merecería ser amigo de Roma y no su enemigo.
    Según Plutarco, Porsena paró entonces el asedio, llegó por fin a un acuerdo con Roma, y no lo hizo por miedo a esos 300 ( que se había inventado Mucius), sino por admiración al valor de los romanos.

    Se acabó la historia, Espero que a alguno le guste tanto como me ha gustado a mí, y pido mil perdones por la cantidad de errores y de faltas que tendrá esto, que no puedo ni intentar corregir, que es demasiado largo.
    Ya siento

  52. muy salada la crítica de la serie que ha subido, Castrofortino. Yo debo estar entre los gatos de angora esos, a los que les encantó el libro. Pero no estoy entre los que necesitan que haya intriga, al contrario, que en cuanto hay alguna, voy hacia delante, me entero de la solución de esa intriga, y vuelvo otra vez hacia atrás , a donde lo hubiera dejado, para seguir leyendo, hasta que vuelva a haber otra intriga, y volver a repetir la operación.
    Por eso, me gustan mucho más los libros, las películas, y las series, a partir de la segunda vez que las leo.

  53. Perroantonio
    viernes, 25/01/2019 a las 12:17
    Procuro fijarme viernes, 25/01/2019 a las 11:46
    La idea es muy interesante, aunque no recuerdo haber visto nunca ninguna representación de la barca de Caronte a punto de naufragar.

    Ves, ya me ha jodido todo el chiste.

    CAPITÁN, CAPITÁN, QUE EL BARCO ZOZOBRA
    Y este os lo sabéis, ¿verdad?

  54. JrG, me ha gustado mucho el discurso de Modiano. Cuando habla de la ciudad cuenta la anécdota de De Quincey y la chica que pierde en las calles de Londres; la acababa de leer en otro sitio que tampoco es De Quincey, yo no he leído a De Quincey. Siempre tengo ganas de que juguemos a lo que no hemos leído, a ver quién no ha leído más y mejores cosas.
    Venga.
    CON DINERO

  55. Me encantó ” Les Parapluies de Cherbourg” que la música era toda de Legrand. Pero
    ” I Love Paris “, ¿ no era de Cole Porter ?
    Cada día estoy más gagá

  56. La frAse redonda en.La.novela de Conrad, que no he leído, pudiera haber sido «el dolor, el dolor» amigo jRg. Hay personas con dolor crónico que estarían de acuerdo conmigo.

  57. Leer a De Quincey es uno de los más grandes placeres literarios que un hombre puede regalarse. Es difícil encontrar una sola página suya que no sea memorable. El inglés siempre me ha parecido, además, lo más semejante a uno de esos eruditos personajes de Poe, atormentados por la melancolía y la muerte temprana de la amada, que se refugian en el láudano para huir de sus demonios; pero, curiosamente, éste lo atacó sin apenas disfrazarlo en su relato satírico Cómo escribir un artículo a la manera del Blackwood: “Todos sostenían que el autor [de una obra titulada Confesiones de un tomador de opio] era Coleridge, pero no era así. Lo compuso mi mandril preferido, Junípero, ayudado por una copa de ginebra holandesa con agua”, escribió el americano con tanta saña como escaso tino.

  58. DISCURSOS
    El de Vargas Llosa en Estocolmo me impresionó por el momento en que rinde homenaje, con voz temblorosa, a su esposa.
    No me impresionó menos, al poco tiempo, su historia de amor fou con Isabel.
    Bajo estas impresiones voy elaborando el armazón de un discurso para un momento importante. No me ayuda haber leído hace poco Los muertos, de Joyce, que recomendó PJenny.

  59. Ayer vi “Far from the Madding Crowd”, la buena, la de John Schlesinger del 67. Es una soberbia película de casi 3 horas. Puto cine inglés, post free cinema, actorazos, un novelón de Hardy detrás.
    Cuánto tardarán, si no lo han hecho ya, de convertirla en una serie de tropecientos capítulos. No os entiendo a los de las series. Mientras veis tres temporadas de una chorrada no tenéis tiempo de ver el gran cine. Claro que en mi caso me raciono un máximo de una peli diaria, para que me de tiempo a leer, beber con los amigos y trabajar un poco.

  60. Holmesss
    sábado, 26/01/2019 a las 14:26
    Bajo estas impresiones voy elaborando el armazón de un discurso para un momento importante. No me ayuda haber leído hace poco Los muertos, de Joyce, que recomendó PJenny.

    Pirata Jenny, SHE WEEPS OVER RAHOON

    (Bah, no tiene nivel autobús).

  61. No conocía, Viejecita, ni a Michel Onfray ni la anécdota de Scévola, al que mantengo en la misma niebla que a los Tarquinios y, en general, todo el período de la monarquía. Así que doblemente agradecida.

    Le cuento algo que tal vez le haga gracia, por si quiere acercarse la próxima vez que vaya a Roma: a la plazoleta donde está una de las iglesias por las que pasaba yo todos los días de camino al colegio, Santa Maria dell’Orto, la gente del Trastevere la llamaba a veces campo muzio, porque Scévola había tenido allí sus propiedades. Lo que no sabía yo es que ese predio estaba … justo en el lugar que ocupó el antiguo campamento de Porsenna, escenario de la anécdota que cuenta usted.

    En el campo muzio, en verano, se ponía un viejo a vender rodajas de sandía conservadas en un barreño de agua helada, supongo que alejándose de los competidores del Circo Massimo, donde había decenas de ellos, agricultores de la periferia de la ciudad. Se tiraba allí todo el día hasta la caída de la tarde, hablando a destajo con los vecinos que pasaba y no particularmente preocupado por colocar la mercancía. Sólo cuando pasaba alguien que no era del barrio la anunciaba (cocomeri, cocomeri per la sete), metía la mano, no particularmente limpia, en el agua y te tentaba con una. A los vendedores de sandías, en Roma, se les llama cocomerari (los del norte llaman a la sandía anguria, que parece más bien nombre de pez o de hierba). Ahora sigue habiendo cocomerari en Roma, pero están dentro esos food trucks tan vintage, etc. y hay filas de turistas esperando a que el cocomeraro saque su raja de la cámara. Una mierda, vaya.

  62. Gracias Pirata (15’25)
    Me ha encantado lo que cuenta de Roma, y de Mucio Scévola. Pena que ya no vaya a volver a Roma, para poder ver esa plazoleta, y disfrutar con su historia de fondo.
    Que, cuando íbamos a París, nunca se me ocurrió meterme en el Louvre , ( que era demasiado grande para abarcarlo a fondo en menos de un mes, y nunca tuve tanto tiempo ), pero que visitaba el Flore, y Les Deux Magots, y la Cave aquella donde empezó “la grosse Toutoune” ( Juliette Gréco, según “Notre Dame de Sartre ), y nunca dejaba de ir tampoco al museo Rodin, precisamente por todas las historias que les daban, y les siguen dando, vida en mi cabeza.

    Muchas Gracias Pues

  63. Y también les quiero agradecer a ustedes, el que recomendasen “Cold War”.
    Que yo también veo películas recientes, no sólo las clásicas inglesas, francesas, españolas , americanas, y de todas partes, de toda la vida,( que guardamos en maletitas, porque ya los estuches individuales nos estaban invadiendo), además de series que merezcan la pena. Sobre todo miniseries.

    El caso es que no he sido capaz, después de sus comentarios sobre la película, de esperar a que la sacaran aquí en el Movistar+, para verla gratis y decidir si la compraba o no. Y los de Amazon me la han traído esta mañana. Y como ya tenía el cerro de plancha hecho, en cuanto he comido algo, la he puesto.
    Y me ha encantado. Sobre todo la banda sonora. Y el final del todo.
    Me he hinchado a llorar.
    Espero convencer a mi germanófilo, que durante este pase estaba en su despacho durmiendo su siesta, para verla de nuevo esta noche. No sé si lo conseguiré, porque últimamente se niega a leer subtítulos, y el polaco no es uno de sus idiomas. Pero si no la vemos esta noche, el próximo día que tenga el salón para mí sola, la pongo de nuevo.
    Y Gracias a todos los que la recomendaron, y a los que la criticaron.

  64. Gomez ; ¿ Como va esa gripe ?
    A mí, el Paracetamol sólo me sirve contra el dolor de cabeza. En cambio, en cuanto me asoma un catarro o una gripe, ( que en mi caso, degeneran enseguida en bronquitis, e incluso derrame en la pleura ), me tomo mi antihistamínico, y en un día se ha marchado.
    Porque al menos en mi caso, esas cosas tienen siempre un componente alérgico. Y las autovacunas curan unas alergias, pero al que tiene tendencia a sufrirlas, le vienen otras nuevas, y con los antihistamínicos actuales, uno se defiende bastante bien.
    Pues eso, ¡Que se mejore !

  65. MILANA BONITA.
    Mientras psicólogas, políticos y otros miserables ponen velitas, nadie habla de lo que hay detrás: incultura, pobreza y una CCAA que es un estado fallido.
    Pozos ilegales, construcciones sin permisos, escombreras clandestinas, gentuza, lo vivo cada día en el entorno del Zulo. Hoy bronca porque no han recogido los plásticos de los melones, mañana bronca porque los cazadores sueltan los hurones en la finca, siempre perros abandonados cuando no ahorcados, y sobre todo padres irresponsables.
    Esta mierda es la que hay detrás de todo este circo mediático, tweets del camero, de la Casa Real y de Alejandro Sanz incluidos. Me da mucho asco, no lo puedo remediar.

  66. Ya que en casa no me permiten contar la batallita se la enchufo a ustedes. Los dos años escasos que viví en Roma fueron los mejores de mi vida, con enorme diferencia. Por eso todas las Navidades, cuando sí o sí alguien pregunta aquello de qué harías tú si te tocase… respondo siempre lo mismo: comprarme una casa en Roma. Pero año tras año Roma se va alejando de la Roma de mi memoria, y regreso con una mezcla de dolor (dolor físico) por dejar la ciudad y de rechazo por lo que se ha convertido. Supongo que así deben sentirse los maltratados psicológicamente.

    El caso es que recordaba ahora el trayecto hacia el colegio. El apartamento donde vivíamos estaba en el Aventino y el colegio en el Gianicolo, así que el camino recto te llevaba por via Marmorata, la arteria del Testaccio, cruzaba el Tíber a la altura del puente Sublicio (por donde huyó el gran Cayo Graco pocas horas antes de su muerte), pasaba por delante de Porta Portese y ascendía por el Trastevere hasta la cima del Gianicolo. En invierno, solíamos coger el tranvía que nadie pagaba (y que sigue sin pagarse; es un misterio cómo se mantiene el transporte público romano) para ahorrarnos el trayecto de la Marmorata, pero una vez en el Trastevere no había otra forma de llegar a clase que escalando por los callejones del barrio hasta hacer cumbre en la Porta di San Pancrazio, a los mismos pies de la muralla aureliana de la ciudad. El Trastevere todavía conservaba algo del pueblo aparte que fue. Ya no: se ha convertido en un parque temático de la Roma popular, que los turistas visitan con una candidez asombrosa. ¿Cómo es posible que no provoque rechazo la impostura? ¿Es que nosotros, los turistas, vamos tan ciegos que ya no sabemos distinguir lo real de lo fabricado? ¿Es que, aunque distingamos, no nos importa? ¿Qué placer puede obtenerse de una atracción cuidadosamente elegida y fomentada? ¿Por qué no huimos – a veces basta con alejarse cuatro calles más allá- hacia territorios no colonizados? ¿Qué satisfacción podemos encontrar en caminar entre riadas de personas, extranjeras como nosotros, asediados por nativos que se esfuerzan en presentar -en el mejor de los casos- el disfraz que mejor se adapta a la coreografía?

    Vuelvo, vuelvo. Una de las fronteras más evidentes del pueblo-barrio era el uso generalizado del romanaccio, nada más cruzar el río. Otra, el número de mujeres que hacía la compra, comercio por comercio, en bata y zapatillas de estar por casa. Otra más, la cantidad de albañiles del propio barrio que andaban ocupados en pequeñas reparaciones (un trozo de tejado, un tramo de cañería, un trecho de adoquines, un alcorque) que deberían poder terminarse, incluso con el grado más alto de perfección, en una mañana, pero que se prolongaban semanas. Y otra: los muchos pequeños grupos ociosos conversando, a un volumen las más de las veces no justificado por la trascendencia del asunto tratado, como si el tiempo no corriese, en el estanco, en una esquina, al pie de un puesto de verduras, a las puertas de una fraschetta.

    Todo aquel trasiego constante de pequeñas películas no favorecía nuestra puntualidad. Y como el portón del colegio se cerraba a cal y canto a las 9:05 y hasta el recreo (pues el colegio no tenía patio alguno para los alumnos de más de 9-10 años y llegada la hora del descanso nos arrojaban de nuevo a la calle), no era raro que no entrásemos hasta tercera hora. Es decir, cuando ya el colegio había dado aviso a casa de que no habíamos aparecido, ya mi madre les había dicho que no la volviesen a molestar con lo mismo, y ya L. y yo, que desandábamos nuestros pasos para retomar precisamente la escena que nos había entretenido en el punto en que la habíamos dejado, habíamos ideado cómo presentarla de forma lo suficientemente vívida como para que mi padre, gran callejero y fácil de seducir con cualquier vagabundeo, se limitase a decir: “Se comprende, pero que no vuelva a ocurrir”. Pero cómo no iba a volver a ocurrir.

  67. (Proc, no sabes las fantasías de huida que tengo constantemente, y lo mucho que odio a mis retoños por obligarme a estar amarrada aquí, y creo que es por haber estado de la ceca a la meca en esos años en que el cerebro está a medio cocer. Si por mí fuera, ahora mismo estaría en Manni, o en Uganda, o en Palermo, o en casi cualquier sitio. Como placebo, cambio de casa con frecuencia, pero no es lo mismo. Les he dado 5 años para que espabilen, y entonces espero tener salud para marchar. Les vendré a ver, eso sí. O que vayan ellos a verme, qué coño).

  68. ¡ Que bueno el reportaje sobre Antonio Lopez.!
    Gracias Procuro.

    PS. Antonio Lopez me gusta. Pero no es MI pintor de aquella época.

  69. ¡ Y qué gozada el retrato de su adolescencia romana por Pirata Jenny. Ya me gustaría que siguiera, y siguiera…

  70. Nada serio, Viejecita, los tres días de rigor. Gracias por el interés. He aprovechado para pasar los tres días concentrado en el dolce far niente. Gracias a la mención de Procuro, he recordado que tenía un libro bastante prometedor de De Quincey todavía por leer, Los últimos días de Kant, y en esas estamos ahora mismo. Mañana, probablemente, ya estaré bien del todo.

  71. Les digo: la Roma de entonces, de hace x años (¿cuántos?: no, yo NO bajo la guardia), era más parecida a la Roma del siglo XVIII que a la de hoy. Pensarán que exagero, pero no es así, y supongo que no es la única ciudad a la que le ha caído encima esta calamidad, o sea nosotros desplazándonos como primates a cualquier sitio una semana por 485 euros, billete de ida y vuelta, media pensión y un teléfono que además tiene un mapa y además una cámara. Tengo muchos recuerdos de lugares de la ciudad que hoy son literalmente intransitables y en los que la gente hacía vida completamente normal, completamente normal.

    Pero clavado en la memoria tengo un día de invierno en que llovía un poco, un poco de agua fina de esa que no te disuade de salir y luego te calza una neumonía. Fui a los foros con un conocido. Los foros estaban vacíos. En los foros nos dividimos: él se fue hacia la cárcel Mamertina y yo justo en sentido contrario. Deduzco de este destello de la memoria que la cosa no iba sobre ruedas, pero la verdad es que no recuerdo nada, ni bueno ni malo, ni caliente ni frío, ni siquiera su apellido, mucho menos de qué color eran sus ojos o cosas así. Pero a eso de las once empezó a diluviar y a rachear el viento. La puerta del Antiquarium forense estaba abierta, aunque el Antiquarium hacía años que estaba cerrado al público. Vivía como en hibernación, pero se conoce que el Ministerio de Cultura seguía pagando los salarios, porque por allí andaban, además de algunos gatos de esos que tienen su particular Masai Mara entre el Coliseo y el foro de Trajano, dos docenas de variopintos curadores: bedeles, obreros de distintos ramos (electricistas, albañiles, fontaneros), algún que otro arqueólogo suelto, archiveros, señoras de la limpieza, funcionarios de abstracta función, bien fumando en corros, bien sentados leyendo a solas y oscuras el periódico en una esquina, o bien paseando en parejas entre frisos mutilados, pies de columna, esfinges sin cola o sin cabeza, vitrinas de monedas, gargantillas, brazaletes y horquillas, estatuas decapitadas. A nadie pareció importar que entrara, y allí me resguardé y empecé a echar un vistazo intentando no tomarme demasiado en serio todos esos restos de los foros que habían dado en parar allí, por no abrumarme. Y en esas andaba cuando me topé de bruces con una vitrina donde había una solitaria losa de piedra escrita en lo que parecía griego (pero no lo es, salvo por los caracteres). Más bien basta y fea y agrietada y recomida. A esas alturas del paseo se me había pegado un joven (de cuyo nombre sí me acuerdo, cómo para no: Ovidio), de esos jóvenes italianos que se te pegan cuando eres joven. ¿Y esto?, le pregunté señalándole el pedrusco negro e indescifrable. Esto, el lapis niger, contestó. Lo dijo con esa naturalidad con que los romanos hablan de las cosas de la Antigüedad, con la misma naturalidad con que él se llamaba Ovidio y vivía en el campo de Marte o con la que los gatos romanos se pasean por el sepulcro de los escipiones o por las gradas del teatro Marcelo. Pero,¿el-la-pis-ni-ger?, le dije atónita, ¿el-lapis-niger-lapis-niger? Me miró como si fuera gilipollas.

    Lo más refinado que se me pasó por la cabeza fue hostia puta. Ahí estaba el pedazo de mármol negro, que estaba desde antes de que en Roma hubiese propiamente un foro, un trozo de piedra que en el imaginario de los romanos había sido todo, la primera sede del Senado cuando todavía eran los comicios, el lugar donde Rómulo mandó erigir su estatua, el sitio donde estuvo el cadáver de César por orden de Marco Antonio antes de que sus partidarios lo quemaran en la pira y organizaran la gran algarada (con la que se cerraba el círculo abierto por los Graco), la lápida del sepulcro de los Hostilio, la piedra ante la que tantas preguntas sobre el origen de la ciudad (o sea, de ellos) se habían hecho Dionisio de Halicarnaso, Miguel Ángel o los arqueólogos alemanes e italianos del XIX. Así era la cosa en el siglo XVIII-la década de los 80: podías estar mirando a solas, junto a un tal Ovidio, el lapis niger, y nadie te hacía ni puto caso, como si fueras un gato.

  72. He visto «La favorita», de Yorgos Lanthimos, un tipo del que no había visto ninguna película. Es un drama (con apariencia de comedia) brillante. Las tres protagonistas, Olivia Colman, Emma Stone y Rachel Weisz, bordan sus papeles. Cómo me gustaría que en España se hiciera cine histórico de este nivel.

  73. Perroantonio
    domingo, 27/01/2019 a las 00:49
    Mañana no me perderé la final de Melbourne entre Djokovick y Nadal. Qué emoción.

    Mi suegra tampoco.
    Cómo le gusta a los franceses el juego de Nadal, y el personaje.
    A mí personalmente no me gusta el tenis, no me gustan las pelotas ni los balones, pero me encanta lo esférico.
    Redondez en todos los ámbitos, carencia de ángulos, vértices o aristas.
    Simetría sin paralelas.
    Otra dimensión.

  74. Es la hora buena.
    Qué paz, y que bueno el relato de Pirate.
    Hubo un momento que viajar, aunque fuera por trabajo, era la mejor forma de estar escapando, hasta que te dabas cue ntas de que sólo era para volver.
    Es lo que tiene vivir en un espacio esférico, que cuanto más avanzas, más cerca estás del principio.
    Luego marcas un punto y vas a él, describiendo una limpia curva, y te quedas.
    Ya no haces turismo, ya no viajas, sólo te quedas.
    Incluso te preguntas si eso no lo podías haber hecho en el sitio del que partías.
    Te respondes con seguridad que no que no era posible.
    Y es verdad, no era posible.
    Cuando te deshaces es cuando empiezas a ser libre, si además alguien se une es cuando todo comienza.

  75. Llevo tiempo pintando coches, motos y carreras, pero me estoy dando cuenta que no he pintado el coche que considero el mejor para mí.
    Desde luego a estas alturas de mi vida, será un gran turismo, coupé, con tres cuerpos de los años 70.
    Menos opulento que un Bentley, más raro que un Aston Martin, aunque menos costoso. Con motor americano V8, elemental sin sofisticaciones, sólo cilindrada con grandes pucheros.
    Nada de diseños con alarde, como decía su creador, una herramienta diseñada por un ingeniero para usar en la vida cotidiana con el lujo de la discreción.
    Dos coches cumplen eso, pero elijo uno de ellos, y no pongo el modelo, sólo elijo que el motor no sea inglés y sí americano.
    El Jensen Interceptor lo descarto, no porque no me guste, me gusta más el Bristol, además todavía siguen, casi en secreto sólo para los que lo conocen, ni lo cuentan, sólo pasa de boca en boca, sin prometer sueños ni experiencias de otro mundo.
    Me gusta el Bristol, me gustan sus propietarios, y esa forma de hacer.
    Primero hicieron los aviones, luego se dedicaron a hacer un pocos coches, y siguen.

  76. Yo ya no sé.

    El aborto hasta el momento del nacimiento acaba de ser aprobado en el estado de Nueva York. Creo.

    «”Lo que hace este proyecto es expandir el aborto hasta el nacimiento y el tercer trimestre”, argumentó la representante de la Asamblea Estatal Nicole Malliotakis. Criticó la parte de la ley que permite que los profesionales médicos, además de los médicos, realicen abortos, diciendo que Roe v. Wade requiere que un médico autorizado realice el procedimiento. Pero esta ley elimina ese requisito y permite que los médicos asistentes, las enfermeras practicantes y las parteras realicen abortos.»

    https://t.co/UegNkEQN4A

  77. Arcadi.
    «¿Será necesario que me ponga a estimar ahora la diferencia que hay en términos de share entre Julen y el cuerpo de Julen? Tan solo hace un par de días, cuando el cuerpo del niño llevaba más de diez en el pozo, algunos empezaron a dar, tímidamente, alguna señal de vida inteligente: qué posibilidades hay de encontrar a Julen vivo, se preguntaban. Lo más formidable es que para contestarse incluso llamaron a los expertos.»

    «Ante la montaña de letras e imágenes alzada estos días es impactante pensar que el periodismo, globalmente considerado, se ha convertido en uno de esos espectáculos, ciertamente masivos, a los que nadie asistiría de tener que pagar algo por ellos. O por no exagerar: al precio de un euro, all you can eat.»

  78. Buenos días a todos
    Lo primero, preguntar por los que están malitos :
    – JrG desde las 10’23 de anoche a las 04’10 de esta mañana van algo menos de 6 horas. ¿ Cuantas de ellas ha conseguido usted pasarlas durmiendo? ¿ Está durmiendo otro poco ahora ? ¿ Le sigue doliendo ?. No es curiosidad malsana, es deseo de verle recuperado.
    – Y Gomez, ¿ está ya del otro lado de su gripazo ? Que puede que no sea nada, pero también puede hacérselo pasar mal a uno.
    Mis mejores deseos para los dos.

    – No pienso ver a Nadal. Deseo demasiado que se haya rehecho, y que gane todos sus partidos, como para poderlo ver en directo sin sufrir en cada tanto. Lo veré en diferido, dentro de unos días, cuando ya tenga asumido el alegrón, o la tristeza por el resultado .

    – Adaptaciones , dos cosas
    Lo de Arcadi, estupendo. Muchas gracias por haberlo enlazado. Y la comparación con lo del “all you can eat”, de esos buffets de desayuno, donde la gente que normalmente se conforma con un café y una tostada, vuelve y vuelve a que le llenen el plato con toda clase de cosas que no se le ocurriría tomar, si tuviera que pagar por ellas ( incluso aunque esas cosas estén buenas) , la comparación con lo que se traga porque ha pagado el periódico, y habrá que leer hasta la bazofia, me parece que da en el clavo.

    Sobre el Aborto : Lo de considerarlo legal hasta el momento del nacimiento, me parece horrible. Especialmente a partir del momento en que el “bebé” sea viable. Aunque pueda haber circunstancias atenuantes , como la de aquél padre, albañil, que al ver a su hijo recién nacido, con síndrome de Down, lo asfixió, asustado porque no se sentía con fuerzas para dar una vida decente a ese hijo.
    El aborto temprano, en cambio, me parece otra cosa. Que , como decía Savavater, y le cito de vieja memoria y con mis propias palabras torpes :” Hay madres que deciden abortar, porque saben que van a ser malas madres , y que también saben que si llevan el embarazo a término, no van a ser capaces de renunciar a ese hijo, que va a tener una vida muy dura desde el principio. Y que saben que su hijo va a heredar sus genes, y los del padre, que pueden ser genes malos, y que si lo adopta una familia digamos normal, no lo van a comprender…”. O sea, que algunos abortos, son precisamente por amor a ese hijo.
    Y que yo creo que lo que habría que hacer, es poder realizar tests a los embriones, sin riesgo para ellos, mucho antes en el embarazo. Para ayudar a los padres a tomar la decisión, y no tener que esperar al segundo trimestre, cuando al niño ya se le siente. Claro que las hormonas , en la madre, empiezan a aparecer mucho antes, y van a impedirle que opte por la terminación.

    Y , seguramente lo habré contado ya : Conocí a un matrimonio mayor. Que después de años de intentos, consiguieron quedarse embarazados . Los médicos les aconsejaron la terminación, por una práctica seguridad de trisomía en el bebé. Ellos decidieron confiar en Dios, y seguir hasta el final. El niño no nació con síndrome de Down, sino con espina bífida severa. Cuando yo los conocí. el niño, con 7 años no era capaz de hablar, ni de andar, ni de mantener erguida su enorme cabeza, y se quejaba lastimosamente , mientras la madre lo llevaba a todas partes en su sillita… Y ella lloraba, y se sentía culpable y egoísta por haberlo traído al mundo para que sufriera de esa manera.

    Como siempre, he escrito demasiado, y pido mil veces perdón por ello.
    Ya siento

  79. TAXIS
    “Muchos de sus usuarios en las grandes ciudades aún tienen en la memoria, no sólo los olores y la mejorable educación de muchos de los conductores, sino de que se trataba del único servicio público conocido que obligaba a su cliente a mantenerse constantemente en guardia para no sufrir una estafa durante la duración de la carrera. La limpieza, la atención y los modales sólo llegaron a muchos vehículos cuando la competencia de los cabifais y los uberes les forzó a hacerlo. Y para que eso se olvide todavía faltan demasiados años”.
    -¿Te acuerdas Bonnie de la bronca que tuvimos con un taxista en Barcelona?

  80. He leído varias cosas de Onfrai que no recuerdo pero estos días precisamente me acordaba de El vientre del filósofo. Crítica de la razón dietética. Si no recuerdo mal la anécdota de peaueño el tipo pasó hambre en un orfanato y de adulto tras algo de corazón le impusieron una dieta. De ahí el repaso filosófico y crítico que les dá a los distintos enfoques que de Grecia a nuestros días los filósofos le dieron a lo de comer. Una delicia.
    Con los de MFK Fisher y otro de Revel, “Un festín en palabras“, es de lo mejor sobre comida.

  81. Me imagino un mundo ya cercano sin PERIODISTAS ni TAXISTAS. La sociedad ha evolucionado tecnológicamente lo suficiente para prescindir de esos dos parásitos.
    La información la analiza, que no la proporciona, un intelectual (piensen en Arcadi o don Federico) que va desgranando las noticias y las contextualiza. No hay corresponsales alcachofa en mano ni entrevistas al primer tonto que pasa por allí. No hay periódicos ni informativos, cada cual sigue al gurú que le dé más confianza y lo compara con otros. Periodistas somos todos con el móvil en la mano y enviamos la información de alcance a los nudos de datos que nos interesen. Hay competencia entre los intelectuales por ver quién es capaz de los análisis más profundos. El modelo Chopsuey se estudia en los think-tank.
    Los taxistas desaparecen como tales, no ostentan ningún monopolio y han de competir por dar un servicio cada vez menos demandado. La ciudad está inundada de vehículos eléctricos sin conductor y pocos se arriesgan a que les lleven desconocidos. El piloto automático se impone más allá de la aviación, en camiones, autobuses y trenes. El fallo humano se circunscribe a hacerse daño a sí mismo.
    Los partidos políticos siguen la misma senda, saben que son los siguientes que van a desaparecer. Los banqueros maniobran a la desesperada, también lo ven venir, ya no controlan la información. La inteligencia se ha impuesto, no hay distinción ya entre la artificial y la humana.

  82. Marqués, eso que mencionas desaparece, de hecho ya está muerto aunque ellos todavía no lo saben.
    Pero en el tema de los tipos que luchan por decidir lo que debe hacer el estado y cual es su volumen y que ahora llamamos y se denominan políticos, no lo tengo tan claro.
    En el tema de la Banca, pienso que se reducirá en tamaño, con una menor presencia física, pero no en peso específico, espero que ese papel no sea devorado por los estados.
    Sabrán captar el movimiento social, pero es que no es la sociedad la que tiene el dinero y el dinero que manejan los estados sólo es una parte de la economía y de ella mucha es papel.
    El problema para ellos llega de las macrocompañías globales que tienen mayores liquideces que muchos bancos, pero que no las canalizan hacia la financiación de sus clientes, sino hacia la especulación que les permite el sistema financiero.
    Mientras mantengan esos equilibrios, será difícil que desaparezcan, son negocios muy diferentes.
    Los partidos políticos tenderán a aglutinar lobbies con diversos intereses en boga, y ver quien es capaz de tener contentos a los ciudadanos de sus circunscripciones.
    Mientras tratar de que no se desmorone el sistema que mantiene el estado del bienestar.

  83. Viejecita, este un cuento de aguantar.
    No ha parado la intensidad desde hace tres días.
    Se lleva con pastillas y esas son las treguas.
    Cruzo los dedos para que alguno se de de baja para saltarme algún puesto para mi intervención de marzo.
    Uno no sale en la tele para que le pongan el estado a su disposición.

  84. El aborto es un tema tan sumamente complejo que entre todos nos hemos dado un acuerdo de plazos. Si ya no hay plazos no es un acuerdo. Ya puestos que se esperen a que salga y lo estrangulen.

    De hecho si no he leído mal los abortos fallidos, es decir supervivientes, tampoco tendrán derecho a asistencia médica. Hola Hipócrates.

  85. En Freakonomics Steven D. Lewitt correlaciona el aborto con la delincuencia. La prohibición del aborto con el ascenso de la delincuencia. La ola de crimen que asolaba los EEUU empezó a remitir cuando los críos no nacidos desde que en el 73 el Tribunal Supremo declaró constitucional el aborto en Roe v Wade alcanzaron la adolescencia. Es decir a principios de los 80. Es decir, el momento en el que, autónomos, habrían salido a la calle esos nacidos no deseados. Me parece el único argumento aceptable para despenalizarlo. Todos los demás son sólo defensa de egoísmos individuales. La demostración de que el conjunto de esos egoísmos supone un bien común sería un argumento sólido a favor. Una especie de mente colectiva haciendo lo correcto: no lo voy a criar adecuadamente. Aunque el mismo argumento serviría, sin duda, para justificar la pena de muerte.

  86. En 2010, David Byrne (ex Talking Heads) y el DJ Fatboy Slim (ex Housemartins) lanzaron un álbum conceptual basado en la vida de la que fuera primera dama de Filipinas, Imelda Marcos. Esta hermosa pieza fue interpretada por la más que interesante Florence Welch.

  87. Adaptaciones
    domingo, 27/01/2019 a las 07:52
    Yo ya no sé.
    El aborto hasta el momento del nacimiento acaba de ser aprobado en el estado de Nueva York. Creo.

    Adapts, ¿qué significa «hasta que el momento del nacimiento»? Si se refiere a la «viabilidad fetal», en el sentido del momento en que el feto puede vivir fuera de un útero, esto solían ser las veintitantas semanas, que es más o menos lo que consideran las leyes que tienen en cuenta los plazos. Los plazos y el desarrollo tecnológico, porque el «nacer» como un de por sí espontáneo es una idea bastante neolítica, teniendo en la cantidad de fetos de 40 semanas que nunca nacerían por sus solos medios, o sea, sin ayuda de equipos médicos.
    No, no he leído el artículo.

  88. Yo estoy viendo la final de consolación del mundial de balonmano. Los galos se enfrentan a los tetones. Nos situamos cronológicamente en la medular del contencioso. Cuatro arriba para los tetones. No haré crónica del choque, ya que estaréis con la cabeza ocupada por el tennis. Pero sí os digo que hay un micro al lado del banquillo tetón y se les oye mucho cuando Francia juega por la banda derecha. Parece todo una película de la segunda guerra mundial. Pero a lo que voy: en los tiempos fallecidos, los tetones gritan, antes de incorporarse al cuarenta por veinte, lo que me ha parecido ser lo siguiente: ¡Germania! ¡Deutschland!

    Todo muy Reich.

  89. Le he oído a Rafa Nadal decir que «no era momento para autocríticas». Un dinero en psicológicos muy bien gastado, lo digo en serio.

  90. Ocho minutos de la segunda parte y parcial de 6-1 para nuestros vecinos. Voy a abanderarme el ciruelo con una tela gala, que lo tengo ahí to pingao.

  91. Buenísimos textos, Pirata. Le recomiendo los libros Historias de Roma e Historias del calcio, ambos de Enric González. Me imagino que ya los conozca, pero por si las moscas.

  92. INGLORIOUS BASTERDS
    Madre mía, qué final, Francia se ha llevado el entorchado broncíneo en la última décima de segundo. Brutales, los últimos quince segundos, con el esférico de campo a campo. Qué final, con tanto de Luca Karabatic tras hacerse el con el cuero un hercúleo Luc Abalo después de un error del infecto Pekeler. Qué gritos en mi casa, yo solo. ¡Qué gritos, qué victoria, qué alegría!

    En unos minutos, la final. Noruega-Dinamarca. Ninguno de ellos se ha llevado jamás el entorchado mundial. Disfrutaremos del deporte. Sin tetones de por medio.

  93. «El sexo de neandertales con otras especies demuestra que eran mucho más sociables que nosotros». (Digo yo que las otras especies también serían sociables con los neandertales en las circunstancias de las que hablamos, habría consentimiento, o qué).
    Svante Pääbo, «secuenciador del genoma neandertal», qué tío más sencillo. Además este pavo es premio Príncipe de Asturias:

    Pääbo insiste en restar presión a su especialidad. El ADN hallado en la escena de un crimen te puede indicar quién es el asesino, pero en el estudio genético de esa misma persona nada va a indicar que pueda ser un asesino.

  94. Siendo alfintriones quedar cuartos lo veo fatal para los tetónicos.
    Peor todavía, teniendo el entoldado uropeo quedar séltimos es redículo. Muy mal los hisplanos.

  95. marquesdecubaslibres
    domingo, 27/01/2019 a las 16:34
    Siendo alfintriones quedar cuartos lo veo fatal para los tetónicos.
    Peor todavía, teniendo el entoldado uropeo quedar séltimos es redículo. Muy mal los hisplanos.

    NO. NOOOOOOO. NOOOOOOOOOOOOOOOOOO. NOOOOOOO. NOOOOOOOOOOO. NOOOOOOOOOOooooOOOooOooOooooooooOOOOOO.

  96. escribe JM:

    Al menos nos zafamos de la peste de las tres o cuatro décadas siguientes, en las que se perpetuó el espíritu de la Guerra, para vivir literalmente de las rentas los vencedores, moralmente los perdedores supervivientes. Éstos no fueron muchos, porque millares de ellos fueron ejecutados por Franco cuando ya no había guerra, pero se siguió fomentando su interpretación. Tal vez lo malo no sea nunca tanto lo que nos pasa, cuanto lo que nos hacen creer que nos pasa.

    ¿por qué no salen en las listas los millares de ejecutados?

  97. Recapitulemos.

    La primera vez que un conjunto español jugó la final de la copauropa fue en abril de 1985. El Aleti contra la Metaloplástica de Split. 19-12 ganaron los yugoeslavos en la ida, posicionándose en defensa con una novedosa 3-2-1. 20-30 ganaron en la vuelta. No obstante, aquello fue un hito para el balonmano patrio, no una derrota.

    Sigamos recapitulando.

    ¿Cuándo fueron los teutones campeones del mundo? En 2007, jugando contra Polonia, con los guarismos definitivos de 24 a 29.

    Desde entonces, Alemania no solo ha ganado un solo mundial más, sino que ni siquiera ha conseguido medalla. Y solamente en 2016 consiguieron el entorchado europeo.

    El palmarés de España ha sido el siguiente:

    2013: Campeones del mundo.
    2014: Bronce europeo.
    2016: Plata europeo.
    2018: Campeones de Europa.

    No solo superamos a Alemania en títulos, sino que tenemos una liga de mierda. El Madriz no tiene equipo de balonmano y el Aleti se lo quitó de encima. Los pabellones da pena verlos. Todas nuestras estrellas juegan fuera. Y pese a todo seguimos superando a un equipo fundamental cuya liga es una de las dos más poderosas del mundo.

    Y además, estamos en un momento de cambio generacional.

    Y además, tenemos la mierda esta de jugar sin portero (nuestra deriva en picado se debió a un error táctico de nuestro míster al no saber jugar sin portero contra Croacia).

    Veamos el mundo desde los ojos de un atlético: lucha, calidad y pundonor contra MILLONES.

    España ha logrado su objetivo básico, que es el de ganarse el puesto en las Olimpíadas.

    En 25 minutos comienza una final soberbia: Noruega contra Dinamarca. La Dinamarca de Mikkel Hansen y Hans Lindberg. Nunca campeona del mundo, pero con más prestigio que los Hispanos. Cómo se come eso.

    No veamos el mundo como un merengueñeco: ganarrrr, ganarrrr, ganarrrrr.

  98. Suenan los himnos de Noruega y Dinamarca. Los dinamarqueses lo cantan sin música. Están en casa. Miles de gargantas cantan su canción nacionalista y criminal (todos los himnos lo son, excepto el de España).

  99. Visto así en Anleti es el mejor equipo del mundo.
    Perderrr, Perderrr, descenso al infierno, Perderrr…

  100. marquesdecubaslibres
    domingo, 27/01/2019 a las 17:41
    Visto así en Anleti es el mejor equipo del mundo.

    Exacto.

  101. Juanfran Satur
    domingo, 27/01/2019 a las 17:30
    Suenan los himnos de Noruega y Dinamarca. Los dinamarqueses lo cantan sin música. Están en casa. Miles de gargantas cantan su canción nacionalista y criminal (todos los himnos lo son, excepto el de España).

    Es divertido lo que opina el narrador de la gran novela de Kurt Vonnegut El desayuno de campeones a propósito de su himno nacional:

    Trout y Hoover eran ciudadanos de los Estados Unidos de América, país al que se llamaba simplemente América para abreviar. Su himno nacional, que era una absoluta memez, igual que muchas otras cosas que se supone que deberían tomarse en serio, decía así:

    Oh say, can you see, by the dawn’s early light,
    What so proudly we hailed at the twilight’s last gleaming,
    Whose broad stripes and bright stars, through the perilous fight,
    O’er the ramparts we watched were so gallantly streaming?
    And the rockets’ red glare, the bombs bursting in air,
    Gave proof through the night that our flag was still there.
    O say, does that star-spangled banner yet wave
    O’er the land of the free, and the home of the brave?

    Había miles de millones de naciones en el universo, pero aquella a la que pertenecían Dwayne Hoover y Kilgore Trout era la única con un himno nacional que era una sandez salpicada de signos
    de interrogación.

    Además de la falta de sentido y manifiesta estulticia que señala Vonnegut, más grave en los tiempos que corren es la acusación de racismo en la tercera estrofa (que no se canta) del poema que escribió el esclavista Francis Scott Key, líneas problemáticas que provocaron no hace mucho que varios atletas negros de la NFL se arrodillen cada vez que suena el himno:

    “Their blood has washed out their foul footsteps’ pollution.
    No refuge could save the hireling and slave
    From the terror of flight, or the gloom of the grave:
    And the star-spangled banner, in triumph doth wave
    O’er the land of the free and the home of the brave!”

  102. Procuración, o sea lo expliqué mal, pero básicamente quicir estoy de nueve meses salgo de cuentas mañana lo he pensado mejor, aborto.
    Eso han aprobado, creo.

  103. Soy un hombre audiovisual, por tanto combino la visualización de la última jornada del mundial del deporte rey con la tercera temporada de Ruth Detective. Decir que en Alemania los capítulos de la serie o los ves en inglés o los ves en alemán, sin subtítulos. En España puedes verlos en español o inglés, y con subtítulos en ambos idiomas, lo que da a entender que los tetones son una puta banda de inútiles y/o hijos de la gran puta, decantándome por ambas opciones a la vez. Haciendo un tejemaneje, logro ver la tercera temporada en versión original con subtítulos en español y mi veredicto es el siguiente:

    Tiene buena pinta, si el guion no se despeña en las siguientes entregas, PERO jamás alcanzará la genialidad de la primera temporada.

    POR QUÉ.

    FÁCIL.

    En la primera intervino el criterio de los actores y hubo una interesante técnica guionística y de construcción. Mateo MacCónejo creó peculiaridades en su papel: que en la habitación del poli cuyo papel interpretara hubiera un espejo del tamaño de su ojo para verse a sí mismo, verbigracia, lo que creaba la idea de un personaje excéntrico y atormentado. Por otro lado, había un culto al objeto: la coleta, el cigarro, la taza Big Hug Mugs, las latas de birra Lone Star y la navaja con la que las cortaba (metiéndose en foros especializados, logré averiguar que era una Smith & Wesson SWFR, quizá una SWFRS, con lo cual que compré las dos, por si acaso). Por no hablar de la picap F150 de 1996 roja.

    ¿Qué hay en esta temporada? Nada. Ni un solo objeto. Y con un error fundamental de guion: los dos polis no interrelacionan personajalmente con una bisectriz constitucional enfrentativa: el guion se centra en el negro como podría centrarse en el blanco. No hay un choque entre ambos. Son intercambiables.

    O mucho cambia la cosa, o será una serie como las demás. Bien, y tal, pero sin alcanzar cotas que logren que mi ciruelo se enarbole como si fuese el mástil del buque directriz de una flota imperial.

    NO SÉ SI ME EXPLICO.

  104. Menos mal que las dos veces puse «creo»
    Estoy hasta los mondongos de que me manipulen a no ser que dedique diez horas a contrastar fuentes. No me sale de los huevos comprobar ahora que versión es correcta.

  105. Un fin de semana postrado en cama me ha hecho revisar mis preferencias televisivas.

    Mi ranking:

    1. Forjado a fuego.
    2. La casa de empeños.
    3. El cascabel.
    4. Aventura en pelotas.
    5. Alienígenas, la evidencia definitiva.

  106. 24 semanas, Adaptaciones. Los cambios consisten en eliminar el aborto del código penal neoyorquino y permitir que lo practiquen profesionales sanitarios que no sean médicos, hasta las 24 semanas; y después, solo si el feto no es viable o cuando sea necesario para proteger la vida de la madre.

    Not only will the law preserve access to abortions, it also removes abortion from the state’s criminal code. This would protect doctors or medical professionals who perform abortions from criminal prosecution. The law also now allows medical professionals who are not doctors to perform abortions in New York.

    […]

    The law also addresses late-term abortions. Under New York’s Reproductive Health Act, they can be performed after 24 weeks if the fetus is not viable or when necessary to protect the life of the mother.

  107. Yo soy partidario del aborto retrospectivo:

    Zetaperro: abortar.

    Metodología:

    1. Localizar.
    2. Capturar.
    3. Aniquilar.

  108. Muchos himnos nacionales se estructuran sobre una bandera que ondea en alto, inhiesta y con brillo. Sobre esto escribió algo Freud pero no me acuerdo.

  109. Dejando de lado la política, encuentro que el himno (no nacional) más inspirado es el de la Falange. Por contra, el premio al más idiota yo se lo concedería sin pensarlo demasiado al Himno de Infantería. Siendo recluta, me llevé un arresto por reírme de su letra.

  110. La letra de Juaristi es perfecta:

    Canta, España,
    y al viento de los pueblos lanza tu cantar:
    Hora es de recordar

    que alas de lino
    te abrieron camino
    de un confín al otro del inmenso mar.

    Patria mía
    que guardas la alegría de la antigua edad:
    florezca en tu heredad,

    al sol de Europa
    alzada la copa,
    el árbol sagrado de la Libertad.

  111. Está muy bien, Procu. E incluso se le puede imprimir un aire más guerrero y épico:

    Ataca, España,
    contra el moro y el francés vamos a pelear:
    Los vamos a matar.

    Tizonas brutales
    cruzaron los eriales
    desde Huelva a Esplugues del Llobregat.

  112. Me identifico PerroAntoine con eso del medio cerebro y que no me gusta el yoga ni la comida sana.
    Un héroe insospechado y más por las pintas.

  113. Hombre, «Forjado a fuego» tiene su cosa. Para empezar, el saber que en USA hay un montón de chalados que tienen su propia forja en casa para fabricar espadas. Hace unos días vi un programa en donde salía un tipo que había aprendido a forjar… en internet. Y luego Doug Marcaida, destripando maniquíes.

    Pero, bueno, yo prefiero «Aventura en pelotas» antes de acostarme. Mola mazo ver a esos tipos duros tiritando o a los supermachotes que se comen crudo cualquier bicharraco poco antes de ser evacuados hacia el hospital. Qué dura es la vida a la interperie.

  114. Aventura en pelotas es un fake, Perro. El único tipo televisivo realmente grande en programas de supervivencia es un tal Ed Stafford. La leche.

Los comentarios están cerrados.