Kaaden y Degner, historia de una traición múltiple

Por Fernando García

(Imágenes: Carlos García Alix y jrG)

Hitler quería bombardear Nueva York para dar un castigo ejemplar a los arrogantes norteamericanos. Pero cuando el ingeniero aeronáutico Willy Messerschmitt le hizo saber la imposibilidad técnica de construir un bombardero que pudiera salir de Alemania, hacer su trabajo en Nueva York y regresar, el Führer volvió su mirada hacia Werner von Braun. Este ingeniero estaba desarrollando los cohetes V2, unos misiles de crucero que podían hacer el trabajo de forma limpia. Ello, unido a las cabezas nucleares que estaban desarrollando su equipo de físicos, podía dar un giro copernicano a una guerra que estaba muy cerca de ser perdida.

Otro ingeniero, Walter Kaaden, trabajaba a las órdenes de von Braun, en el programa V2 y solo el rápido fin de la guerra les impidió dar fin al ansiado proyecto de Hitler. Quizás ambos respiraran aliviados, como los posteriores acontecimientos parecen haber demostrardo. Von Braun se incorporó a la NASA, y contribuyó decisivamente a la conquista de la luna, mientras Kaaden se fue a Alemania Oriental, donde se incorporó a DKV donde revolucionó el mundo de los motores de dos tiempos. Ninguno de los dos proyectos parecía seguir la senda bélica y ambos suponían una traición al espíritu que movió al pueblo alemán para intentar cambiar el mundo.

En la fábrica DKV Kaaden desarrolló la válvula rotativa, un ingenio que modificaba el sistema de admisión de los motores de dos tiempos y los dotaba de una extraordinaria potencia. Tenía una aplicación directa a las motos de competición, por lo que MZ fichó a Kaaden con el objetivo de dar triunfos a una marca de la RDA en el recién inagurado Campeonato del Mundo de Motociclismo. MZ fichó también al corredor germanoriental Ernst Degner, gracias a sus manos nerviosas se empezaron a ganar rápidamente Grandes Premios. La pareja Kaaden-Degner era un tandem imbatible.
Los japoneses también habían perdido la guerra y trataban de lavar su honor herido en el Mundial de Motociclismo. Se impusieron pronto a las viejas marcas inglesas y trataban de tú a tú a las italianas, pero las MZ se les antojaban imbatibles. El gobierno de la RDA conciente de la baza política que suponía su superioridad tecnológica dispuso una férrea vigilancia sobre todo lo que ocurriera en el box de MZ. El Partido Comunista designó al Comisario Político Alfred Hartmann para este encargo, poniendo a su disposición a los duros agentes de la Stasi. Las máquinas estaban siempre cubiertas con mantas y se prohibía la entrada de personas no identificadas. Especial atención se ponía con los nipones, sabedores de su afición por el espionaje tecnológico.

Jimmy Maysumiya, manager del equipo Suzuki, andaba desesperado ante la lentitud de sus motos. Ni sus ingenieros ni sus espías habían logrado dar con los secretos de la válvula rotativa, pero él no se daba por vencido. Había observado como Kaaden y Degner estaban incómodos sintiéndose vigilados por los perros de la Stasi y que no parecían hacer ascos al modo de vida del mundo libre. Urdió un plan muy audaz que se aprovecharía de los conocimientos técnicos de Degner, que era mas que un simple corredor, y de las características del circuito de Kristianstad, casi 60 km entre bosques, donde se correría el Gran Premio de Suecia.

El plan de Degner y Maysumiya, al que probablemente no era ajeno Kaaden, consistía en ganar la carrera de Kristianstad y huir con el manager de Suzuki justo al acabar la carrera. De esta forma Ernst se proclamaría Campeón del Mundo antes de abandonar el Este. Previamente ya habían huido su mujer e hijo. Esta es la versión de los hechos que da Mick Woollett., un conocido periodista británico. Pero, según la versión de Mick, algo falló durante la carrera: “Pudimos ver una solitaria figura empujando su máquina. Era Degner dirigiéndose hacia un mecánico y quitándose el casco, con sus posibilidades de ser campeón del mundo casi perdidas”. Lo cierto es que Degner no llegó nunca a cruzar la meta y desapareció junto con su MZ, probablemente a bordo de la furgoneta de Maysumiya.

Walter Kaaden quiso ayudar a Degner a ganar el Campeonato del Mundo. Como no le podía proporcionar una MZ para la última carrera en Argentina, le pidió prestada una EMC al Dr. Ehrlich, un ingeniero austriaco que huyó a Inglaterra cuando los alemanes entraron en su país en 1938 y que mantenía una estrecha y secreta amistad con Kaaden, una máquina tan parecida a la MZ que Ersnt no notaría la diferencia. Pero el comisario Alfred Hartmannn no se quedó de brazos cruzados, consiguió desviar el vuelo en que iba la EMC de Degner, y la moto nunca llegó a Argentina. Debido a ello Degner no pudo participar en la última carrera, la cual ganó el australiano Tom Phillis proclamándose campeón del mundo. Lástima que éste muriera dramáticamente al año siguiente, en una carrera de 350, en un terrible accidente acaecido en la isla de Man.

Suzuki nunca reconoció haber propiciado la deserción de Degner. Los amarillos, eufemísticamente, hablaban del fichaje del ingeniero y corredor Degner por la marca. Nunca reconocieron el robo de la MZ que se produjo en el circuito de Kristienstad. El hecho es que a partir de entonces empezaron a ganar carreras y campeonatos del mundo. Ernst estuvo corriendo con ellos hasta 1965. El aspecto exterior de las nuevas Suzuki dejaba lugar a pocas dudas. La localización de los carburadores en la parte lateral del carter, junto con el dispositivo de la válvula rotativa, era una copia mimética de las MZ. Ni siquiera se molestaron en variar la disposición del tubarro que aparece exactamente igual que la MZ.

La Stasi, por su parte, y en especial el comisario Hartmann nunca perdonaron la humillación sufrida. Persiguieron con saña a Kaaden y sobre todo a Degner cuando volvió a Berlin Oriental tras finalizar su exitosa carrera deportiva. Un día el campeón mundial apareció muerto. Según la versión oficial se había suicidado estrangulándose con sus propias manos. Muchos piensan que larga mano de la Stasi no podía ser ajena a ello. Años después, a principios de los 90, murió Kaaden, olvidado por todos.

62 comentarios en “Kaaden y Degner, historia de una traición múltiple

  1. ¡ Qué Gozada de Entrada !
    No tiene desperdicio : La historia que nos cuenta, y las dos ilustraciones.

    ¡¡¡ Gracias Chop Suey, Marqués, Carlos García Alix, JrG !!!

  2. Es un gran relato este de Marqués, que incluso en la web no es fácil de encontrar y que requiere de conocimiento previo para rastrear.
    El libro que menciona en el relato es en inglés y no se ha traducido a nuestra lengua, pese a que en nuestro país se fabricaron algunas de las mejores motos de 2 tiempos de una historia reciente.
    Mención especial y muy destacada debería darse a la singular Ossa de 250 monocasco con válvula rotativa que casi consiguió llevar a Santiago Herrero a ganar el mundial si en el GP de Isla de Man la muerte no se cruzará en su camino.
    La Derbi 400 de 4 cilindros que se preparó a escondidas para las 24 horas de Montjuich, las Bultaco TSS .
    La Bulraci monocasco de Tormo, su calvario de innumerables operaciones para restaurar lo que una tarde en la carretera del polígono probando se llevó un coche por delante.
    Marqués Con su afición y su pluma se lo contará mejor que nadie, como hoy mismo con esta entrada.
    El cuadro de Alix es soberbio, aunque tiene algún pequeño detalle histórico que no me convence del todo. Nada quita a su talento, desde luego.

  3. Por joder un poco: Tampoco sería tan delahostia la moto comunista si se llegó a la última carrera del campeonato sin el mundial decidido. ¿O es que el australiano que ganó también llevaba una moto comunista?

    La historia es genial, sale incluso Hitler, como en todos los programas de Canal Historia. Muchas gracias, Marqués.

  4. Ayer vi uno en el que aunque podía haber salido, no salió. Es el documental sobre la primera guerra mundial del sr. gordo de las películas de elfos
    Evitó la referencia a la frustración de Hitler semilla, de la segunda guerra mundial y tal.

  5. Juanfran Satur
    viernes, 26/07/2019 a las 08:51
    Respecto a la entrada, decir que yo el otro día me subí en un patinete.

    ¿ Un patinete con motor ?

  6. viejecita
    viernes, 26/07/2019 a las 09:02
    ¿ Un patinete con motor ?

    Elétrico. A lo loco, Satur Rider, el diablo sobre ruedas.

  7. Satur ( 09’09)
    El día pasado me embistió uno de esos. Que venía en el sentido contrario al señalado, por el carril especial de Serrano, mientras yo esperaba la luz verde para cruzar. Me libré gracias a un salto mortal que dí. Y el de la patinete, en vez de pedir excusas, me dijo que la preferencia la tenía él, y masculló algo entre dientes, de lo que no quise enterarme, sobre los viejos que sobramos…

  8. Rescato de los comentarios donde Arcadi referencias al próximo libro que voy a empezar a leer. Lo de acabarlo nusé, creo que ahora tengo empezados seis, no me da la vida.

    Compórtate
    Robert Sapolsky

    “La automaticidad de la creación de la dicotomía Nosotros/Ellos se puede ver en la velocidad con que la amígdala y la ínsula crean tales dicotomías –la ponderación afectiva precede a la percepción consciente, lo mismo que ocurre con los estímulos subliminales”

    “…la idea es que mientras nosotros somos individuos, ellos tienen una esencia monolítica, inmutable y repulsiva. La larga historia de malas relaciones con Ellos alimenta el pensamiento esencialista –”Siempre han sido así y siempre lo serán”–. Como también lo hace tener pocas interacciones personales con los miembros de Ellos –después de todo, cuanto más interaccionemos con Ellos, más excepciones se irán acumulando que desafían ese estereotipo esencialista–. Pero la infrecuencia de las interacciones no es un elemento indispensable, como se demuestra con el pensamiento esencialista respecto al sexo opuesto.

    De este modo, Ellos tienen diferentes características: son amenazantes y están enfadados, son repugnantes y repulsivos, primitivos e indiferenciados.

    Pensamientos frente a sentimientos respecto a Ellos
    ¿En qué medida lo que pensamos sobre Ellos son racionalizaciones a posteriori de lo que sentimos hacia Ellos? Volvemos al tema de las interacciones entre la cognición y el afecto .”

  9. Bueno, en este mundo de patinetes, nostalgias y políticos Faustianos pero de cómic macarrilla, les puedo recomendar que si se pasan por Aix en Provence, se sienten, aunque sea para cenar muy regular, en alguna de las mesas de los restaurantitos de la plaza del cuarto de hora.
    Uno siente la alegría del verano en las carnes resecas propias, viendo jóvenes disfrutando sin hacer demasiado ruido y con docenas de músicas no muy altas que crean una atmósfera casi lisérgica.
    La cerveza, única bebida con nivel, se convierte en una fiesta.
    Un borrón de colores fuertes y atractivos manchados de barbas tatuajes y piernas larguísimas cubiertas sólo de aire.
    Unos muchachos bradileños como pulidas esculturas negras, muestran hedonicos sus cuerpazos a las chicas.
    Todo es un regalo.

  10. Josenez, comparado con los japoneses o ingleses los de MZ tenían sólo un apartado en un garage de la fabrica y los pilotos montaban las motos además de correr y trabajar.
    La primera y siguientes válvulas rotativas las tenían que cortar a mano de viejos discos de sierra al no disponer de materiales adecuados.
    Eran netamente superiores, pero el desarrollo necesitaba medios materiales también, de los que no disponían.
    Solo tenían ingenio y manos.
    Hubieran ganado las dos ultimas carreras.

  11. Reitero las gracias al marqués, a JrG y a Carlos García Alix por la entrada y por toda la reencarnación de la “mecánica popular” (por usar la denominación de un clásico de la época) y su divulgación mítico/mecánica/costumbrista.
    Mi agradecimiento va más allá en el caso del marqués, que tuvo a bien estirarse con motivo de mi fiesta del verano -en la que injustamente y aquí mismo, me acusaba de cicatería en lo que a la pitanza ofrecida se refiere. Curioso juicio, viniendo de quien cenó tres veces (un sinnúmero de tuétanos a la brasa entre otras lindezas) y bebió cantidades navegables de tintos finos y combinados premium…en fin, quede esto para otro día-.
    Decía que se estiró porque me regaló una joya en la que se relata su entrada y mucho más (también algo menos). Se trata de un ejercicio de investigación del especialista del motor británico, Mat Oxley. El libro se titula “Stealing speed”. Apenas llevo unas páginas leídas y me lo dosifico como un néctar en el que el disfrute de la lectura se mezcla con la angustia de ver que cada vez queda menos y menos para acabar.
    La investigación nazi y el despliegue de las V1 y V2, el desarrollo tecnológico de los genios alemanes de la época (con amenaza de bomba atómica incluida), la guerra fría, la épica del continental circus, la supremacía nipona en la competición y el mercado mundial de motocicletas…todo en un relato que es un canto (de cisne, vista la evolución histórica) al motor de dos tiempos y pura vida para quienes vivimos las épocas del olor a aceite quemado, los embragues que patinaban y los tubarros caseros (por cierto, además de la válvula rotativa, la gran aportación de Kaaden fue la aplicación de sus conocimientos de los flujos de aire de los reactores de las bombas voladoras a las cámaras de expansión de los tubos de escape). Eso y la estrategia inicial de las pluricilíndricas japonesas da para varias entregas nuevas…no digamos la historia de los Bultó, Rabassa, Giró, Batlló y la época dorada de las dos tiempos españolas, que no superaron el fin de la autarquía y la apertura de los mercados.

  12. Luego se inventó el motor de entretiempo, Satur, con el que, en vez de ir en la moto disfrazado de salamandra, con una rebequita echada a los hombros te vale.

  13. Juanfran Satur
    viernes, 26/07/2019 a las 11:17
    Me tomáis por el silbato de un calmado.

    ¡ Genial ! ¡ Haciendo la competencia a María Moliner ! ( Y, de paso, a Procuro, je,je,je )

  14. Pues como no viene nadie, y tengo que esperar a que se seque el suelo de la cocina, para poder meterme a planchar, aprovecho y les pongo este video . Es hereje, pero con sentido del humor. Lo he fusilado del WUWT, así que, está en inglés.
    Ya siento

  15. Otro enlace. Este es a la nueva entrada de hoy, en Txirlo, el blog de Al. Está llena de viñetas de Santi Orue, ( lo digo para que les entre la curiosidad, que ni está en inglés, ni va del Clima… )

  16. A la playa, lo bueno es ir en septiembre / octubre, para coger las mareas vivas. Y para que en los hoteles y sitios de comer que queden abiertos, le traten a uno a cuerpo de rey.

    Pero nosotros ya, ni entonces nos movemos de aquí. Digo que nos quedamos porque alguien tiene que seguir de guardia por si las flais, pero no es la única razón.
    Nos conformamos con ver el mar en las películas.

  17. Estoy deseando pasar a España para ver si me puedo tomar una cerveza que no esté fabricada por algún hipster de la zona.
    Me conformo con una cervecera china que no sepa a nada especial y no sea eco ni bio ni son ni con.
    Una puta cerveza normal y embotellada por un enorme fabricante.
    Pedir algo de comer que no requiera minutos de explicación por parte del jovencito-a de diversas nacionalidades.
    Le voy a pedir a mi hermana unas pochas o unas patatas con chorizo.
    Y una gran mesa donde quepa todo sin tirar algo cada vez que te mueves.
    Un cuchillo que además de bien diseñado corte.
    Una puta servilleta grande y de tela.
    Y agua a precio de agua, no de Burdeos.
    Un gobierno para España también, pero eso ya es otro sueño.
    Joder y encima es viernes!!!

  18. A ver, el sr. Coipo dice haber salido del armario y que se emborracha conmigo, se van a pensar que soy maricón de los que lo son por vicio, no por un constructo social.

  19. Buenos días a todos :
    Mientras se filtra el café, ( hoy tengo solamente que ir a por víveres ylimpiar cristales, que planché ayer , y me he levantado tarde ), he venido a leerles.
    Y me he encontrado con el enlace al comentario del Señor Colpo.
    Y no sólo me ha encantado, que me ha dado un alegrón.
    Que parece que este verano van a aparecer muuuchos capítulos nuevos de “De la Moqueta al Polígono” del Marqués ( con la colaboración necesaria del propio Señor Colpo ). Y, espero, más textos aún, sobre motos, sobre motores, sobre lo que sea, de todos ustedes.
    ¡ Qué Gozada ! Mi veraneo va a ser La Repanocha !
    Y , aquí y ahora, me comprometo a ir a todos los enlaces que suban ustedes, aunque me rebasen culturalmente como el enlace que subió ayer Adaptaciones ( 09 ’21 ), a leerlos , incluso si son versos de Góngora, o de los del 27, y a escuchar TODA la música que enlacen. O, por lo menos , si no los Y.T. enteros, los 3 primeros minutos de cada uno que enlacen , ( que con la malaidea que se gastan ustedes, son capaces de enlazar todo Verdi, y todo Bruckner, y hacerme polvo el verano, mientras intento cumplir mi promesa … )

    Pues eso.
    Buenos días a todos y
    Muchas Gracias

  20. Las cigarras han dejado de cantar, y La Luz se apaga a gris plomo.
    A los truenos les acompañan un tamborileo in crescendo de gruesas gotas sobre el cañizo.
    El color se sustituye por perfumes a lavanda pino.
    Uno cree visualizar las ondas del sonido viajando de oeste a este mientras los fulgores azulados del rayo iluminan la escena.
    Se podía hacer una biografía de las tormentas, desde el principio del hombre hasta hoy, para comprobar cómo la ciencia nos ha ido modelando el pensamiento en el pasar de los tiempos.
    Las chicas quieren luz y calor, en mi caso con un jersey y pies descalzos, después de ponerles estas letras corro a ver la satisfacción del joven roble de esta finca, embriagado, borracho de olor a tierra.

  21. jrG
    viernes, 26/07/2019 a las 19:34

    No se imagina la pena que me ha dado este comentario suyo. Que, cuando nosotros viajábamos en coche por Francia, hace más de 40 años, y con poco dinero, parábamos en cualquier parte, y pedíamos el “menu rapide”, y nos traían un paté maison, y luego una tortilla francesa, hecha con mantequilla, con ensalada, una gran jarra de agua, y media de vino del año, por poquísimo dinero. Y todo estaba delicioso. Y comías en mesas con mantel, y servilletas de tela.
    Ahora ya, hasta en ” Le Grand Véfour” te dan comidita de esa irreconocible. Solíamos ir una vez al año a París, dos noches, a comer allí, y en Lipp, a ver los puestos de libros, al museo Rodin, y vuelta. La última vez, al quejarme al “mètre” , porque los platos de siempre habían desaparecido, nos pidió mil excusas, echando la culpa a la “Nouvelle Cuisine”, y a las estrellas Michelin. Que si hubieran mantenido la carta de siempre, les hubieran quitado las estrellas, y habrían tenido que cerrar.
    ¡ Si Raymond Olivier levantase la cabeza, se volvería a morir del disgusto !

    Se ve que somos de otra época. Pero, lo peor, es que aquí en España, está empezando a ocurrir lo mismo. Sobre todo en los restaurantes “vascos con pretensiones “. Esa es una de las razones, aparte de que no haya AVE, por las que no queremos volver a San Sebastián, que la última vez que estuvimos, toda la familia, en el Londres, va a hacer tres años, para la carrera Behobia / San Sebastián, en la que corría mi chico ( y la chica de Holmess, si no me equivoco ), las comidas fueron un chafe, con La Nicolasa cerrada… Lo único que seguía siendo igual, eran los bocadillos de Alkalde.

    ¡ Qué tristeza !

  22. Viejecita es lo que queda de una época.
    Tampoco es que me entristezca, tengo memoria para recordarlo como usted, y la suerte de haber vivido con pasión y posibilidades.
    Hemos sido muy afortunados y lo seguimos siendo por tener una vida y poder comparar y ver lo que va dando el presente, y contar a quien quiere escuchar como se forja un espíritu crítico y que la construcción de un mundo mejor comenzó hace cientos de generaciones que algunas y’a pensaban en esta que nunca verían, pero con una tenacidad e ilusión que los idiotas presuntuosos no quieren ni aciertan a ver, ni lo huelen!!!!
    Se lo pierden.
    Modifican pasado y presente en una carcel de normas sin aludir a lo esencial del espíritu cívico que es el que se debe cuidar, pero que no tiene ideología, ni se puede encajonar.
    Sin embargo aquí ahora y desde hace tiempo salimos como caracoles después de la lluvia a pastar tranquilos y mostrar un ejemplo de vivir.
    Vivir.
    No estar vivos.

  23. PROTESTO
    Muy mal planificada la temporada del Atlántico. Jugamos contra equipos menores y así es imposible calibrar el potencial de la plantilla. 0-3 el otro día contra el Numancia y 3-7 anoche contra la banda de Floripondio. No, así no, presidente Ciruelo.

  24. BACALAO CLUB RANERO
    Ayer por gentileza de Perroatonio comimos con nuestras señoras en el Andra Mari de Galdácano, local por el que no ha pasado el tiempo y sigue anclado en un pasado brumoso . El tamaño de la almejas, como girasoles, es la referencia, eso y poder pedir bacalao club Ranero sin que tengan que mirar en Google qué es.
    Poco importa un estrafalario aperitivo de vermut de txacolí que al parecer era del gusto del lehendakari Aguirre antes del exilio, o que las camareras vestidas tradicionalmente andaran pasadas de peso y de edad, lo relevante es « la vuelta al orden» como aquí vengo predicando.
    A los postres, hechos en casa, se cerraron importantes acuerdos para el futuro de Chosuey de los que tendrán cumplida información.

  25. Por cierto, viajamos en Vueling, siempre había ido en Iberia, y nos dejaron en un extraño aeropuerto que me imagino es para vuelos baratos. Exigí el traslado al aeropuerto de Sondica donde esperaba haber aterrizado, pero no hubo forma.

  26. Jugadores de rana, como la toka, pero para meter en la boca de una rana.
    Boca rana, era una expresión que utilizaba mi padre para referirse a tipos como el doctor que fue candidato y seguirá insistiendo en su victoria.

  27. Una taza de expresso, tiene, debe tener, 49 cc.
    Como cubicaba una moto del mundial de 50.
    Un pistón del tamaño de una tacita de café se movía 15.000 veces por minuto dentro de un puchero, para dar 15 y 18 CV.
    El motor de dos tiempos es el que mayor potencia nominal respecto a su cilindrada arroja. Casi doblando al de cuatro tiempos.
    Incluso dentro de los dos tiempos el rendimiento de estos motorcitos de 50 cc es muy superior al de las pluricilíndricas de 500 cc.
    En un tiempo, los motorcitos de 50, exploraron los 2 cilindros incluso los cuatro.
    Morbidelli, MZ, Derbi, Bultaco, Suzuki, Kreidler, Zundap, Krauser…
    Joyitas en miniatura, para pilotos con puño de firme.
    Estas motos eran complejísimas de manejar, sólo funcionan en una banda de no más de 1000 rpm, lo que hace tener que llevar el acelerador enroscado sin esperar que puedas manejarte con la rueda trasera.
    Hilar finísimo y trazar las curvas, “un día antes” y muy finas, sin ninguna brusquedad que haga perder inercia.
    Todo ello sobre ruedas de bicicleta.
    Nunca han sido valoradas en su justa medida, y normalmente se las ponía como primera carrera de la jornada casi como relleno, para finalizar con el plato fuerte de 500 o 750 cuando se celebraba.
    Unas entradas sobre Paco Tombas son necesarias para poner en su lugar al gran mago patrio del 2T.

  28. A parte de los 2 y 4 tiempos, el motor rotativo se quedó en el camino de la evolución.
    NSU exploró su rendimiento con modelos como el Ro80.
    No me canso de mirarlo, y estuve muy cerca de tener uno, aunque sólo hubiera sido por tenerlo en un garaje, pero detesto que los coches estén quietos, y tener una mecánica rotativa, sin un taller propio, es algo casi imposible.
    Es uno de los motores interesantes de estudiar, y creo que en el momento que se fabricaron los modelos de NSU, las técnicas de mecanizado complejo y fundiciones no estaban al nivel necesario que requería esa arquitectura.
    Un motor rotativo, tiene un número de piezas muy reducido, pero una geometría endiablada para el mecanizado y la superficie de rozamiento es lineal y plana con lo que los segmentos son complejos para garantizar estanqueidad.
    Refrigerarlos y llenarlos no es sencillo tampoco.
    Con el desarrollo técnico y electrónico actual, creo que hubiera tenido futuro.

  29. viejecita viernes, 26/07/2019 a las 07:42
    No pienso ni intentar defenderme :

    Lo que tengo contra Góngora, es tradición familiar, que no pienso traicionar, y eso que se me han echado rapapolvos a mansalva, con ejemplos de poesías suyas que SÍ me tenían que encantar ( y, en efecto, no tenían mucho que ver con las que siempre detesté , y me gustaban, pero no lo suficiente como para adoptarlo ).
    Procuraré acordarme de no volver a mencionar a Góngora ; Argote, en realidad, que se cambió de apellido para disimular que era judío converso…

    Sólo diré lo habitual en mí.
    Ya siento

    Viejecita, tiene todo el derecho a que le guste o disguste la obra de Góngora, faltaría más. Pero debería sospechar de la razón de que le disguste Góngora «por tradición familiar» pues ese automatismo es la base del prejuicio. No voy a decir que todos los prejuicios sean negativos: yo tengo, por tradición familiar, miedo a las serpientes y a los tipos con pistola, pero ahí creo que hay una lógica distinta a la de apreciar versos, cuadros o edificios.

    He sido gran lector y admirador de Quevedo y me hicieron sufrir mucho, por su oscuridad y barroquismo, las Soledades de Góngora, pero de ahí no extraigo nada más. Vamos, que no tengo nada contra la persona Góngora. Sin embargo, sí lo tengo contra Quevedo.

    Quevedo y Góngora, salvando las distancias de inteligencia e ingenio, fueron como viejos blogueros que se estuvieron azuzando muchos años, o como los filósofos Savater y Sádaba, que durante años nos divirtieron con sus puyas. A mí me gusta mucho meterme con las cosas que dice la gente y especialmente contra las que dicen sin pensar o pensándolas «mal» (adviértanse las comillas, que en este caso además del tono irónico incluyen de manera automática la posibilidad de que quien piense mal sea yo). Pero no suelo (espero) atacar a las personas como tales, ni por sus vidas, ni por su aspecto físico, ni por su familia.

    Dicho esto, entre Góngora y Quevedo hubo una diferencia radical: Quevedo se comportó como un auténtico hijodeputa. Se dedicaron mutuamente versos crueles, insultantes e ingeniosos, pero Quevedo (y Lope de Vega) le acusaron de ser judaizante, lo que implicaba en la época un fuerte rechazo social que podría traer consecuencias graves para su carrera. Si el «pecado original» de Góngora es que su linaje fuera de origen judío (por todas partes menos, precisamente, por la del apellido Argote) debería haber bastado con la conversión al cristianismo. Al acusarlo de judaizante lo que pretendían era acabar con su prestigio social, parece ser que con éxito pues estamos hablando de ello en el siglo XXI.

    Pero Quevedo hizo algo más repugnante. Conociendo las penalidades de Góngora (se había arruinado) y que un amigo del propio Quevedo era propietario del inmueble en donde el poeta cordobés vivía en un piso de tamaño minúsculo, compró el inmueble para poder desahuciar a Góngora, como así hizo, burlándose además durante el desalojo. Góngora murió un año más tarde y Quevedo le dedicó un largo poema como epitafio final en el que, entre otras lindezas, volvía a recordar el origen judío de su casta.

    Hombre en quien la limpieza fue tan poca
    (no tocando a su cepa),
    que nunca, que yo sepa,
    se le cayó la mierda de la boca.

    En fin, que sigue gustándome mucho Quevedo como poeta. Pero tengo muy claro que fue un auténtico miserable. Mala gente. Y bien que lo siento.

  30. Perroantonio :
    Mi tradición familiar viene de que Góngora era tío abuelo, o así, de mi propio bisabuelo. ( No es antepasado directo, que a él, las señoras , ni fú ni fá , y no tuvo hijos, sólo sobrinos ). Y lo consideraban como un hipócrita falso capaz de venderse por una canongía…
    Y tengo libros y libros de Quevedo, todos heredados, que yo no me he comprado ni uno, y que conservo, precisamente porque son heredados. Que los que me compro yo, en cuanto necesito espacio en mis estantes, si no los mantengo vivos a base de leerlos en parte o en todo, una y otra vez, los regalo…

    Espero que esta explicación mía, tan poco racional, le baste, que es la única que tengo.
    Por si no le basta, y , como de costumbre;
    Ya siento

  31. Esperando visitas de postín en mi pueblo putativo, el más bonito de España.
    De entrada se ha presentado la lluvia, y mañana la tramontana: mejor, vibrarán los olivos.

  32. Perroantonio
    sábado, 27/07/2019 a las 12:31

    Qué grande eres, chaval.

    El chaval Bernal también es muy grande. Estoy viendo la primera etapa del Tour de mi vida.
    ¡VIVA BERNAL! ¡VIVA COLOMBIA!

  33. COSAS QUE PASAN VIENDO EL TOUR

    Llaman a la puerta: son CINCO policías municipales. Dicen que les han avisado de otro portal porque se han oído gritos que venían de este, entre el cuarto y el tercero.
    —…
    —…
    —No sé… Estamos viendo el tour. A lo mejor yo he gritado un poco porque es que no sacan a Bernal y no paran de hablar de otros.
    —…
    — Y porque la gente se mete a la carretera para animar a los ciclistas, menudos hijueputas y sunormales.
    —…
    —…
    —No, creo que no era por eso. Han dicho que eran gritos de auxilio.
    —Ah… No sé… Creo que aquí no.
    —Vale, disculpad.
    —Al contrario… ¡VIVA BERNAL, VIVA RUFINO JOSÉ CUERVO!

  34. OTRO DÍA, MÁS POLICÍA
    Estaba leyendo en un banco esperando al autobús y oigo que dicen: «¿Adónde vas?» Miro a ver si era a mí y sí, y era un policía. Me quedé en blanco porque no entendía por qué había allí un policía preguntándome eso, pero en cuanto pude le respondí. «¿Y cuántos bolsos llevas?», siguió él. La conversación me estaba resultando un poco difícil de mantener dadas las circunstancias de sopetón. Total, que me puse a pensar a la velocidad del hombre en el fondo del mar: llevaba dos bolsos y los había dejado en el asiento de al lado; miro y no estaban. Luego miro al guardia para echarme a llorar y va y aparece otro guardia con mis dos bolsos: me los había mangado él. PARA EDUCARME. El guardia de las preguntas me dijo muy serio: «Pon atención en tus objetos personales». Me quedé muy agradecida y muy avergonzada, se había formado un corro de gente, se les notaba risueños. Espero no haber salido en ETB.

  35. La última vez que vino un poli a casa es porque se nos había caído un cacho del balcón, como lo de la vaca y el padre de Gila.
    —¿Es suyo este cacho de balcón?
    —Y yo qué sé…

  36. Una vez, a los veintiún años, estaba en el andén del metro un domingo tarde. A mi lado, esperando también el metro como yo mismo, había dos chavales con mala pinta.

    De pronto, se asomó al andén un policía gordo y nos hizo con la mano la señal de que nos acercáramos. Fue un gesto realizado con chulería, a lo campeón. Anteriormente había tenido mis desencuentros con la ley, pero ahora estaba en paz con las autoridades del cielo y de la tierra. Los chavales se levantaron y se acercaron hacia el policía chuleta, pero yo continué sentado como si nada.

    Volvió hacerme el gesto, pero esta lo acompañó de una especie de gruñido, o, mejor bufido, inarticulado.

    Entonces le hice yo el gesto de que se acercara a mí.

    Y eso hizo. Se le notaba bastante cabreado.

    –¿No me oyes?
    –Hay la misma distancia de usted a mí que de mí a usted –le dije–. Y el que quiere hablar conmigo es usted y no al revés. Además, me llamaba como un pastor a una cabra y me ha parecido que no son formas.
    –Tus amigos sí han venido.
    –No los conozco de nada. Yo voy a trabajar.
    –¿Qué llevas en la bolsa? –Se refería a una bolsa de deportes que estaba a mis pies.
    –Un revólver del 38 –respondí.

    Decidí no tensar más la cuerda y, justo después de decirle lo del revólver, le enseñé el DNI, mi permiso de armas, la guía del arma y la autorización de transporte. Todo absolutamente en regla. Lo miró por encima, me devolvió mis papeles y se fue sin decir ni una palabra. Aquella fue la última vez que me paró la policía en toda mi vida.

  37. Gomez :
    ¡ Que cosas más geniales le ocurren a usted, y como las cuenta !

    ¡ Pensar que estaba convencida de que nadie iba a venir a escribir, y he estado a punto de cerrar el mac y dedicarme a coser !

  38. Preparado el equipaje.
    Salida a 5.00 a.m.
    Se acabó la Provence, un pequeño desvío y en el retorno nos vemos con los Holmess.
    Fin de vacaciones perfecto.
    Seguiremos informando.

  39. Anuncio aparecido en una web del ramo:

    “Vendo caja de preservativos talla XXL. Falta uno que usé para probar. Me vine arriba y no.”

  40. AE, en la llaga:
    Cuando cualquiera de nosotros ve actuar a Iglesias no se pregunta cómo se puede ser tan cretino, sino cómo pude ser tan cretino. Iglesias es un recuerdo constante de la estupidez, pero es que es nuestra estupidez y eso agrava severamente la crítica. Las personas que no pasaron en su juventud por la experiencia del orden observan a Iglesias con curiosidad antropológica. Pueden sentirse irritados y pueden juzgarlo con dureza. Pero no tienen nada personal. Nosotros sí lo tenemos. Algo realmente personal.

  41. AE utiliza el término “cretino” como un insulto, desconociendo que el cretinismo es una enfermedad y dándole por lo tanto argumentos al humanista Risto Mejide en su cruzada por el respeto y la igualdad.
    En España ya no hay cretinos tenor literal, si bien se compensa con la crasa ignorancia del pueblo. Cada niño español al nacer es sometido a un test para detectar el déficit de iodo que podría conducir al cretinismo y, en su caso, tratarlo adecuadamente. No obstante este test que se implantó por un Régimen asustado por la epidemia de cretinismo en Las Hurdes, debería suprimirse por su oscuro origen genocida. Al parecer el general Palanca, Director General de Sanidad, habría propuesto que no se realizará el test en madres republicanas para así conseguir mejorar la raza.
    Chopsuey denuncia los atropellos del franquismo mientras deleita.

  42. La prueba del talón es una historia de amor de las de verdad y no sólo de amor por la ciencia, sino de amor del de quererse.

Los comentarios están cerrados.